Anestesia epidural: Ventajas y desventajas

Ventajas y desventajas de los distintos tipos de anestesia regional

Anestesia epidural: Ventajas y desventajas
Descarga el whitepaper

Algunas tendencias globales del sector sanitario como el aumento de la cirugía ambulatoria, que permite al paciente irse a casa en el mismo día de la intervención, afectan a la elección que los médicos anestesistas hacen a la hora de suministrar una anestesia regional. Este y muchos otros factores como los relacionados con el paciente y con el tipo de intervención, influyen en la decisión del anestesista.

Por ello, analizamos las ventajas y desventajas de los distintos tipos de anestesia regional. Bloqueos de plexos, anestesia espinal (raquianestesia y epidural), inyecciones locales o anestesia intravenosa regional. ¿Qué beneficios e inconvenientes suponen cada uno de estos tipos de anestesia regional para el paciente, el sanitario y el sistema de salud?

Raquianestesia o punción lumbar

La raquianestesia es una técnica loco regional en la que se bloquea una zona o región del cuerpo gracias a la administración de anestésico local junto a otros fármacos en las raíces nerviosas de la médula espinal antes de su salida de la columna vertebral.

Generalmente se usan calibres pequeños (G 29 o G 27) para personas más jóvenes o delgadas y calibres mayores (G 22) en personas de mayor peso y/o avanzada edad. El más usado generalmente es el calibre G 25 porque abarca a mayor número de pacientes.

Ventajas

  • Técnica más fácil y más rápida que la anestesia epidural, ya que es más fácil acceder a la zona central.
  • Efecto inmediato.
  • Alta tasa de éxito.
  • Bloqueo sensitivo y motor muy eficiente.
  • Se obtiene alta relajación muscular.
  • Se requiere una baja cantidad de fármacos.

Desventajas

  • En general, no es una técnica para repetirse ya que genera dolor de cabeza por la pérdida de líquido cefalorraquídeo. Por tanto, en muy raras ocasiones se coloca catéter y se utiliza este como método reductor de dolor únicamente en pacientes de avanzada edad.
  • Además, existe el riesgo de infiltrar una dosis demasiado alta o demasiado pequeña y como vemos más arriba, no es aconsejable repetir la técnica.
  • No es aconsejable para personas con problemas cardíacos y hemodinámicos por la inmediatez del efecto. El cuerpo no tiene tiempo de adaptarse.
  • Riesgo de cefaleas y dolor de cabeza por la pérdida de líquido cefalorraquídeo.
  • El paciente no puede abandonar el centro sanitario si existe una retención urinaria postoperatoria (RUP), definida como la incapacidad para miccionar en presencia de una vejiga repleta, lo cual alarga el tiempo de hospitalización.

Anestesia epidural o anestesia peridural

La anestesia epidural o anestesia peridural es la introducción de anestésico local en el espacio epidural, bloqueando así las terminaciones nerviosas en su salida de la médula espinal.

Ventajas

  • Permite la colocación de un catéter para:
    • Ampliar el tiempo de efecto de la anestesia.
    • Inyectar tratamientos postoperatorios.
  • Analgesia sin bloqueo motor pero sí sensitivo y vegetativo, lo cual es muy útil en intervenciones como un parto.
  • Se puede ejecutar en todos los niveles de la columna vertebral, siendo los más habituales a nivel lumbar.
  • No genera dolores de cabeza al no haber pérdida de líquido cefalorraquídeo, siempre que se realice de manera adecuada, generando mayor dolor de cabeza que una raqui si por error se pasa del espacio epidural al raquídeo.
  • A nivel hemodinámico se tolera mejor, ya que hace efecto tras 25-30 minutos y eso da más tiempo al cuerpo a adaptarse.

Desventajas

  • Al tardar más tiempo en hacer efecto, no puede utilizarse para algunas técnicas de urgencia como una cesárea.
  • Implica una cantidad más alta de fármaco.
  • La tasa de fracaso es del 10%, lo que evidencia que se trata de una técnica más compleja que la raquianestesia.
  • Menor relajación muscular que con la raquianestesia.
  • No se adapta bien a la cirugía ambulatoria, ya que puede generar retención urinaria.

Bloqueo de Plexos

Los bloqueos de plexos periféricos son un tipo de anestesia regional que consiste en inyecciones directamente sobre la zona que quiere anestesiarse. Se utilizan en cirugías de las extremidades inferiores o superiores.

En las cirugías de las extremidades superiores, la alternativa a esta técnica es la anestesia general, las infiltraciones locales, la cada vez más impopular anestesia intravenosa regional o la anestesia epidural cervical. Los bloqueos de plexos superiores son técnicas muy habituales en servicios como anestesia, unidades del dolor o traumatología, siendo necesario un mayor conocimiento en anatomía por parte del anestesiólogo.

Por otro lado, los bloqueos inferiores pueden utilizarse alternativas como las infiltraciones locales, la anestesia general, la raquianestesia o la anestesia epidural.

Estas alternativas mucho más cómodas y efectivas en las cirugías en extremidades inferiores hacen que los bloqueos de plexos hayan perdido popularidad y prácticamente se utilizan únicamente en las extremidades superiores, en muchos casos debido a la falta de conocimiento anatómico exhaustivo por parte del anestesiólogo.

Las ventajas y desventajas de esta técnica respecto a la anestesia general son:

Ventajas

  • El paciente se recupera más rápido que de una anestesia general.
  • La rehabilitación puede empezar antes.
  • Esta técnica se realiza cada vez más con neuroestimulador y ecografía, lo cual confiere más seguridad al sanitario y una mayor tasa de éxito.
  • Es posible mantener analgesia postoperatoria con catéter.
  • Es la anestesia ideal para cirugía ambulatoria, ya que el paciente puede abandonar el centro sanitario tras la intervención.
  • Tiene pocos efectos secundarios: no hay retención urinaria y no puede generar problemas hemodinámicos.

Desventajas

  • Técnica más limitada a las extremidades inferiores o superiores.
  • Es una técnica incómoda para el paciente.
  • Es una técnica complicada porque requiere de mayores conocimientos anatómicos por parte del sanitario.
  • La cantidad de fármaco requerida es mayor a la anestesia general.

Vivimos un momento apasionante en el cual las drogas y las técnicas evolucionan constantemente para conformar el abanico de opciones a disposición de los anestesiólogos. Por ello la formación continuada de estos profesionales es un “must” para ofrecer a los pacientes la mejor experiencia posible.

 

Источник: https://campusvygon.com/comparativa-anestesia-regional/

Ventajas y desventajas del parto con epidural

Anestesia epidural: Ventajas y desventajas

Dolor. Probablemente esa es la palabra que más asocian las mujeres cuando se habla del parto.

La mayoría tiene un temor arraigado en su mentalidad y es que parir duele y, aunque en la etapa final del embarazo se produce un cambio hormonal que aumenta el umbral del dolor, es decir la mujer soportará mejor ese dolor, sigue siendo muy superior al que produce, por ejemplo, una fractura ósea.

La evolución de la Medicina ha conseguido poner al alcance de las futuras madres opciones, como la epidural que reduzcan ese dolor.

Sin embargo, aunque la mayoría sabe de su existencia de la epidural y en determinados momentos ha escuchado nuevas buenas y malas sobre la misma, lo cierto es que muchas mujeres llegan con dudas al paritorio y desconocen todo lo que rodea a este tipo de anestesia.

En palabras de Antonio Abengochea Cotaina, jefe de sección de Anestesiología y Reanimación del Hospital Universitari i Politècnic La Fe, en Valencia, y coordinador de Anestesiología Obstétrica, la epidural es la analgesia que se produce al introducir anestésicos locales y opiáceos por un catéter dirigido hasta el espacio epidural. Esta anestesia permite eliminar las contracciones durante el parto.

Abengochea especifica que la anestesia epidural puede administrarse siempre que la gestante haya iniciado el trabajo del parto, sea mayor de edad (en caso contrario se necesitará un consentimiento informado de los tutores de la niña) y no haya contraindicaciones.

¿Tiene riesgos?

Aunque hay otras alternativas, la evidencia científica demuestra que la epidural es la técnica más efectiva en relación riesgo/beneficio.

La principal ventaja es el alivio del dolor, sin afectar a la madre ni al feto. Al mismo tiempo, permite disminuir la ansiedad”, afirma Abengochea, quien indica que en caso de terminar el parto en cesárea, se puede anestesiar a la paciente a través del catéter sin necesidad de intubarla en el contexto de una anestesia general.

Además, de para reducir el dolor, la epidural se puede administrar en otras dos situaciones:

  • Cuando el especialista prevé que la paciente puede tener una cesárea y la vía aérea es de difícil acceso.
  • En los casos en los que la paciente esté en estadio inicial de preeclampsia.

Respecto a los riesgos, al igual que otras anestesias, la epidural los tiene.

El experto señala que su administración puede “provocar una bajada de tensión arterial, especialmente al principio, por lo que hay que monitorizar muy bien al niño y a la madre, es lo que llamamos parto medicalizado”, afirma.

También es frecuente la aparición de temblores, picores y un aumento de la temperatura que se aprecia en periodos muy largos de dilatación, así como un dolor de espalda en la zona donde le pusieron el catéter que desaparece a los dos días, generalmente.

“A veces una parte del cuerpo queda sin analgesia suficiente, es lo que se conoce como analgesia parcheada, teniendo mayor sensibilidad al dolor en esta área, durante las contracciones”, añade Abengochea.

Los riesgos de los que advierten a las gestantes en las sesiones informativas de analgesia epidural, según el especialista, son:

1) Hipotensión arterial ocasional en 1 de cada 50 mujeres.

2) Que la analgesia sea insuficiente para la realización de la cesárea y precise un complemento con anestesia espinal o general algunas veces (en 1 de cada 20 mujeres).

3) Dolor de cabeza intenso, por cefalea postpunción dural. Riesgo poco común que aparece en 1 de cada 100 mujeres.

4) Daño a las raíces nerviosas, con entumecimiento o debilidad temporal de alguna pierna (1 de cada 1.000 mujeres), o de duración superior a seis meses (1 de cada 13.000 mujeres). Ambas circunstancias son muy raras.

5) Aparición de infección epidural (1 de cada 50.000 mujeres), meningitis (1 de cada 100.000 mujeres), o hematoma epidural (1 de cada 170.000 mujeres). Todo ello es muy raro.

6) Pérdida de conocimiento (1 de cada 100.000 mujeres) o lesiones irreversibles, como una parálisis importante (1 de cada250.000 mujeres). Estos eventos son sumamente raros.

Por último, Abengochea explica que ningún otro método es comparable a la anestesia epidural, o a las modificaciones de esta técnica regional, como son la anestesia espinal y la anestesia combinada (espinal y epidural). “Los fármacos opiáceos por vía sistémica pueden deprimir a la madre y al niño, con lo que son usados con cautela”, advierte.

Entre esas técnicas que alivian el dolor del parto están el TENS (transcutaneous electrical nerve stimulation), corrientes aplicadas en la zona lumbar que mitigan el dolor inicial, y el entonox, una mezcla de oxígeno y óxido nitroso al cincuenta por ciento. “Se administra por vía inhalatoria a través de una mascarilla coincidiendo con el inicio de la contracción y mantiene los reflejos laríngeos de la madre intactos”, especifica.

Como terapias alternativas apunta al parto en el agua, la aromaterapia, audioterapia, la hipnosis y la acupuntura. “Sólo estas dos últimas han demostrado algo de eficacia, a pesar de estar muy lejos de la alcanzada por la anestesia epidural”, concluye.

Ver también:

Recuperación posparto: ¿por dónde empiezo?

Ejercicios para fortalecer el suelo pélvico

Cinco consejos para recuperar el peso ideal tras el parto

¿Qué es la diástasis de los rectos abdominales?

  • Google +
  • E-mail
  • Imprimir

Источник: https://cuidateplus.marca.com/reproduccion/parto/2016/06/05/ventajas-desventajas-parto-epidural-112952.html

La anestesia epidural en el parto: ventajas y desventajas

Anestesia epidural: Ventajas y desventajas

Actualizado el 18/12/2020

La epidural es un tipo de anestesia conocida mundialmente por su ventaja de proporcionar un parto sin dolor, ya sea durante un parto vaginal o una cesárea.

Además, la epidural es una de las formas de anestesia más segura y con menos efectos secundarios para la mujer que acaba de dar a luz.

Sin embargo, no todas las embarazadas la defienden, ya que opinan que el dolor es algo que debe sentirse durante el parto y que ayuda a forjar el vínculo entre la madre y el bebé.

¿Qué es la epidural?

La anestesia epidural, también conocida como anestesia peridural, consiste en la introducción de un anestésico local en el espacio epidural, de manera que las terminaciones nerviosas quedan bloqueadas a nivel de la médula ósea.

El efecto de la epidural, por tanto, tiene lugar en la parte inferior del cuerpo. No obstante, la persona no está dormida como en el caso de la anestesia general, sino que permanece consciente en todo momento.

Parto sentido pero sin dolor gracias a la epidural

El efecto de esta anestesia varía en función de la dosis administrada: a pequeñas dosis elimina el dolor y a grandes dosis puede producir un bloqueo muscular y parálisis.

Además, su duración también va a depender de la dosis, ya que puede durar desde 15 minutos hasta 2 horas.

Indicaciones

La epidural está indicada para las intervenciones de abdomen, especialmente a nivel infraumbical, como son los partos, las hernias inguinales, las intervenciones en vejiga o testículos, etc.

Hoy en día, la epidural es el método preferido por las embarazadas para dar a luz, pues les permite disfrutar de la llegada de su hijo con todas las sensaciones, pero sin sentir dolor.

¿Cómo y dónde se coloca?

Para la administración de la anestesia epidural, se utiliza un catéter muy fino que se introduce en la zona lumbar de la columna (entre las dos vértebras lumbares) y, seguidamente, en el área que recubre la médula espinal.

La posición de la mujer en el momento de la inyección debe ser sentada o acostada de lado, con la espalda arqueada y la cabeza inclinada hacia adelante.

¿Dónde se pone la anestesia epidural?

Previamente a la punción epidural, un ginecólogo a matrona debe asegurarse de la dilatación de la mujer que está a punto de dar a luz, ya que al menos tiene que estar dilatada de 2 centímetros. También es importante que la dilatación no supere los 8 centímetros, pues el riesgo de complicaciones en esta fase tan avanzada es mayor.

Una vez introducida, la anestesia epidural va haciendo efecto gradualmente y en unos 10-15 minutos la mujer ya siente alivio del dolor.

Tipos de epidural

Además de la anestesia epidural que ya hemos comentado, existen otros tipos de epidural que pueden utilizarse en función de cómo vaya transcurriendo el parto:

Epidural ambulantetambién llamada walking epidural. Se encarga de reducir y controlar el dolor, pero sin impedir el movimiento de las piernas. Por tanto, la mujer puede caminar, participar más activamente en el parto y sentir todo lo que sucede en su cuerpo.Anestesia epidural/raquídea combinadaconsiste en una combinación de ambas anestesias para proporcionar un efecto mucho más rápido. La anestesia raquídea es aquella que se introduce directamente en el líquido cefalorraquídeo y se utiliza cuando la mujer se encuentra en trabajo de parto muy activo o para realizar una cesárea.

Hoy en día, tanto los especialistas médicos como las mujeres embarazadas defienden cada vez más el establecimiento de protocolos para poder disfrutar de un parto sentido sin dolor y reducir en la medida de lo posible los partos instrumentales.

El uso de la epidural

Aunque en casi el 90% de los partos se utiliza la anestesia epidural actualmente, es necesario saber que tiene tanto ventajas como desventajas.

La mujer debe conocer todos los aspectos relacionados con ella antes de elegir el modo en el que va a dar a luz y decidir si quiere la epidural.

Ventajas

Permanecer consciente durante todo el parto es la principal ventaja de la epidural. Por ello, es tan demandada por las embarazadas que están apunto de dar a luz.

Además, este tipo de anestesia tiene otras múltiples ventajas que comentamos a continuación:

  • Permite que la mujer participe activamente en la llegada de su hijo, ya que alivia el dolor por completo sin bloquear ninguna de las facultades mentales.
  • Es posible ajustar la dosis de anestésico para reforzarse en caso de sentir dolor o hacer que su efecto desaparezca al acercarse la fase expulsiva para que la mujer pueda controlar por completo este último momento.
  • La mujer siente todas las contracciones en forma de presión, pero sin dolor.
  • La epidural tiende a hacer el parto más lento, lo cual puede resultar útil.
  • Evita la necesidad de aplicar otro anestésico en caso de requerirse el uso de fórceps, ventosa o episiotomía.
  • La epidural mejora el suministro de oxígeno al bebé.
  • Reduce el esfuerzo que realizan los pulmones y el corazón de la mujer durante el parto, lo cual es beneficioso para aquellas que presenten alguna afección pulmonar o cardíaca.
  • Disminuye la ansiedad y el temor que tienen muchas mujeres al parto debido al dolor.
  • Ventajas de la epiduralPor tanto, la epidural ofrece una seguridad muy elevada tanto para la madre como para el bebé, por lo que el riesgo de complicaciones es mínimo. Además, en caso de tener que pasar de un parto vaginal a una cesárea, la mujer ya estará anestesiada si se ha utilizado la epidural.

    Inconvenientes

    La epidural también tiene una serie de desventajas o riesgos como los siguientes:

    • Puede haber casos en los que no sea eficaz.
    • La epidural provoca una pérdida de la fuerza muscular, por lo que la segunda etapa del parto es más lenta y la madre depende de las instrucciones de la matrona para saber en qué momento debe empujar.
    • Hay un riesgo mayor de episiotomía y uso de fórceps, ya que la mujer pierde capacidad para pujar.
    • Riesgo de tener una rápida bajada de tensión. Para evitarlo, es necesario mantener a la mujer bien hidratada mediante suero intravenoso.
    • La epidural tiene los siguientes efectos secundarios: dolor de cabeza, mareos, náuseas, pérdida de sensibilidad en la vejiga, dolor en la zona de punción, etc.

    ¿Qué desventajas presenta la epidural?

    No obstante, existen múltiple estudios al respecto y todos ellos concluyen que la anestesia epidural es segura tanto para la madre como para el niño. Por esta razón, la probabilidad de que surjan complicaciones en el parto es mínima.

    ¿Epidural sí o no?

    Una vez conocidas las ventajas e inconvenientes de la anestesia epidural, la embarazada puede elegir si quiere o no ponérsela para dar a luz y así debe constar en su plan de parto.

    Para tomar esta decisión, es importante también seguir el consejo médico del ginecólogo y/o la matrona que ha llevado el seguimiento del embarazo y tener en cuenta las condiciones de cada caso en particular.

    Cabe destacar que esta decisión puede cambiarse en el momento del parto, es decir, que la mujer haya decidido previamente no ponerse la epidural pero finalmente cambiar de opinión, ya sea por el intenso dolor del parto o porque el médico recomiende hacerlo por necesidad.

    Por otra parte, existen algunas circunstancias concretas en las que la epidural está contraindicada y no puede administrarse. A continuación, se enumeran algunas de estas situaciones:

    • Pacientes con obesidad.
    • Pacientes con cardiopatías.
    • Pacientes con problemas de coagulación.
    • Pacientes con hernias lumbares.
    • Pacientes con tatuajes en la zona lumbar.
    • Dilatación excesivamente avanzada en el momento del parto (más de 8 o 9 cm).

    ¿Cuándo no se aconseja la epidural?

    En cualquier caso, se recomienda analizar cada paciente de forma individual y personalizada. Además, es fundamental seguir los consejos de los médicos.

    ¿Cómo es el parto con la walking epidural?

    Por Dr. Rubén Baltá I Arandes (ginecólogo).

    La Walking epidural o epidural ambulante ha supuesto un gran avance en el ámbito de la analgesia durante el proceso de parto. Se trata de una técnica segura que permite un parto con menos dolor y en que la mujer puede participar activamente, en todas sus fases, siempre y cuando el dolor se controle de forma adecuada.
    Leer más

    ¿Qué es la walking epidural?

    Por Zaira Salvador (embrióloga).

    La walking epidural o epidural ambulante es un tipo de anestesia que permite controlar los dolores del parto, pero sin que la mujer quede paralizada de cintura para abajo. Esto se consigue disminuyendo la dosis de anestesia y aumentando la dosis de opiáceos, de manera que sólo las fibras sensitivas se quedan dormidas y las motoras permanecen despiertas.

    Por tanto, la mujer puede mover las piernas e incluso caminar durante el trabajo de parto hasta la fase expulsiva. Esto ayuda a que la mujer pueda participar más activamente en la llegada de su hijo al mundo y disfrute mucho más de este momento.

    ¿La anestesia epidural duele?

    Por Zaira Salvador (embrióloga).

    La inyección para poner la anestesia epidural o el catéter con la anestesia puede ser un poco molesta, pero no duele. Normalmente, el anestesista pone un poco de anestesia primero en la piel de la zona para que la mujer no sienta la introducción de la aguja más grande.

    Es posible que haya mujeres que noten el pinchazo más que otras, pero en principio la anestesia epidural no duele. Lo que es importante es que la mujer esté completamente quieta para que el anestesista pueda hacer la punción sin ninguna complicación.

    ¿La anestesia epidural también se utiliza en caso de cesárea?

    Por Zaira Salvador (embrióloga).

    Sí, aunque se suele utilizar una combinación de anestesia epidural y raquídea, ya que esta última tiene un efecto mucho más rápido al introducirse directamente en el líquido cefalorraquídeo. Además, no es necesario pinchar a la mujer dos veces, pues con la misma punción se pueden introducir los dos tipos de anestesia.

    La mujer estará consciente en todo momento, pero estará paralizada de ombligo hacia abajo durante 2 horas aproximadamente.

    ¿Qué se siente en un parto con epidural?

    Por Zaira Salvador (embrióloga).

    Después de poner la epidural en la fase de dilatación del parto, la mujer va sintiendo poco a poco como un alivio del dolor. A los 15-20 minutos la epidural ya ha hecho efecto y la mujer no siente nada de dolor.

    Por otra parte, la mujer sí que tiene sensaciones y puede notar las contracciones como una presión. También puede notar como el bebé se desliza por el canal del parto hasta que es expulsado, pero no siente dolor en la paredes de la vagina. Todo esto dependerá de la dosis de anestesia, la cual puede regularse en diferentes momentos del parto.

    ¿Cuáles son los beneficios de la anestesia epidural?

    Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

    La anestesia epidural es un tipo de analgesia bastante segura tanto para la madre como para el bebé. Son muchos los beneficios que se le atribuyen a la epidural.

    La epidural favorece la dilatación del cérvix, lo que provoca un parto más rápido. Además, se reduce el estrés durante el parto y no tiene efectos para la leche materna.

    Gracias a la anestesia epidural, la mujer no sentirá dolor y podrá participar activamente en el parto. Esto genera más tranquilidad a las pacientes, ya que muchas temen el momento del parto por el dolor que pueda ocasionar el mismo.

    Lectura recomendada

    Después de leer este artículo es posible que te interese leer detalladamente cómo es el parto. Para ello, puedes acceder al siguiente artículo: El parto: preparación, tipos y posibles complicaciones.

    A lo largo del embarazo, también es muy importante prepararse para el momento de dar a luz para que pueda tener lugar con las mínimas complicaciones posibles. Para obtener más información sobre esto, te recomendamos leer el siguiente artículo: La preparación al parto.

Hacemos un gran esfuerzo editorial. Compartiendo este artículo nos ayudas y motivas para seguir nuestro trabajo.

Fernández-Campos FJ, Escrivá D, Palanca JM, Ridocci F, Barrios C, Gallego J. Women's acute anxiety variations before and after epidural anesthesia for childbirth. J Psychosom Obstet Gynaecol. 2017 Jun;38(2):152-158.

Jepsen I, Keller KD. The experience of giving birth with epidural analgesia. Women Birth. 2014 Jun;27(2):98-103.

Ministerio de Sanidad y Política Social. Guía de Práctica Clínica sobre la Atención al Parto Normal. Vitoria-Gasteiz, 2010. (ver)

Preguntas de los usuarios: '¿Cómo es el parto con la walking epidural?', '¿Qué es la walking epidural?', '¿La anestesia epidural duele?', '¿La anestesia epidural también se utiliza en caso de cesárea?', '¿Qué se siente en un parto con epidural?' y '¿Cuáles son los beneficios de la anestesia epidural?'.

Graduada en Bioquímica y Ciencias Biomédicas por la Universidad de Valencia (UV) y especializada en Reproducción Asistida por la Universidad de Alcalá de Henares (UAH) en colaboración con Ginefiv y en Genética Clínica por la Universidad de Alcalá de Henares (UAH). Más sobre Marta Barranquero GómezNúmero de colegiada: 3316-CVDr. Rubén Baltá I ArandesEl Dr. Rubén Baltá es licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad Autónoma de Barcelona y tiene una especialización de Postgrado en Ginecología Estética y Funcional y cirugía genital cosmética de la Mujer por la Universidad de Barcelona. Más sobre Dr. Rubén Baltá I ArandesNúmero de colegiado: 070709574Licenciada en Biotecnología por la Universidad Politécnica de Valencia (UPV), Biotechnology degree en la National University of Ireland en Galway (NUIG) y embrióloga con el Máster en Biotecnología de la Reproducción Humana por la Universidad de Valencia en colaboración con el Instituto Valenciano de Infertilidad (IVI). Más sobre Zaira SalvadorNúmero de colegiada: 3185-CV

Todo sobre la reproducción asistida en nuestros canales.

Источник: https://www.reproduccionasistida.org/la-anestesia-epidural/

Las ventajas y desventajas de usar la anestesia epidural en el parto

Anestesia epidural: Ventajas y desventajas

La anestesia epidural ha ganado muchísimo terreno en los últimos años. Solo en España se estima que el 72% de las mujeres que van a dar a luz la solicitan para combatir el dolor del parto, lo que significa que siete de cada 10 españolas apuestan por la epidural.

¿Cuáles son las ventajas de apostar por la epidural en el trabajo de parto?

  • Alivia el dolor casi completamente sin bloquear las facultades mentales y la respuesta instintiva de la mujer.
  • Facilita la participación activa de la mujer durante todo el parto.
  • Ayuda a reducir la tensión arterial, convirtiéndose en un gran aliado para quienes padecen toxemia o hipertensión.
  • Evita tener que utilizar otro anestésico en caso de que se requiera el uso de fórceps, al hacer una extracción por vacío o una episiotomía.
  • Reduce el esfuerzo respiratorio al que se someten los pulmones durante el trabajo de parto, por lo que es beneficiosa para las mujeres que presentan una enfermedad pulmonar o cardíaca.
  • Disminuye la actividad muscular en las piernas, lo cual puede ser beneficioso para las mujeres diabéticas ya que de esta forma pueden equilibrar mejor sus necesidades de glucosa.
  • Tiene un efecto a largo plazo que dura aproximadamente 2 horas, aunque puede aplicarse una segunda dosis si el parto tarda demasiado. Además, permite reducir su efecto para que la madre pueda tener un mayor control durante la última etapa del nacimiento.

Sin embargo, al igual que el resto de las anestesias, la epidural encierra algunos riesgos para la salud, sobre todo cuando no se aplica correctamente.

Por eso, es preciso evaluar cada caso, en aras de reducir el riesgo de reacciones inesperadas y asegurar el bienestar de la madre y el bebé.

Los riesgos de la epidural para la salud de la madre y el bebé

  • Ralentiza el proceso de parto o incluso puede bloquear las contracciones de la madre. De hecho, muchas de las mujeres que eligen la epidural necesitarán una dosis de oxitocina intravenosa para mantener la dinámica del parto.
  • Reduce la capacidad de pujar de las mujeres ya que el bloqueo del dolor también disminuye las sensaciones en la mitad inferior del cuerpo.
  • Incrementa la probabilidad de desarrollar una hipotensión arterial en la madre, una complicación muy peligrosa que no solo puede provocar malestar en la mujer sino que también puede llegar a causar bradicardia en el bebé.
  • Aumenta el riesgo de padecer lumbalgia o dolor lumbar posterior a la punción, aunque en la mayoría de los casos se supera sin mayores complicaciones.
  • Disminuye la sensibilidad en la vejiga. De hecho, la mayoría de las mujeres que apuestan por la epidural necesitarán usar sondas vesicales intermitentes para vaciar la vejiga durante el parto.
  • Incrementa las probabilidades de usar instrumentos durante el parto, como fórceps, ventosas y espátulas ya que la epidural puede bloquear el instinto de pujar de la madre.
  • Puede provocar escalofríos y dolores de cabeza como efectos secundarios a la punción y al efecto del medicamento en el cuerpo, que pueden durar hasta una semana después del parto.
  • Aumenta el riesgo de tener que reanimar al bebé. Un estudio realizado en la Universidad de Granada encontró que los bebés nacidos bajo el efecto de la epidural alcanzan una menor puntuación en el test de Apgar y es más probable que necesiten reanimación y cuidados especiales.
  • Incrementa la probabilidad de sufrir lesiones neurológicas, como la neuropatía periférica, sobre todo en las mujeres que han tenido un parto demasiado prolongado, según indica un estudio realizado en el Servicio de Anestesia-Reanimación del Hospital Universitario La Paz, en Madrid.
  • En algunas mujeres no es eficaz. De hecho, en algunos casos puede lateralizarse, de forma que la mujer siente dolor en una parte de su cuerpo y en otra no.

Источник: https://www.etapainfantil.com/ventajas-desventajas-anestesia-epidural-parto

Todo lo que necesitas saber sobre la epidural

Anestesia epidural: Ventajas y desventajas

Seguro que has oído hablar de la epidural y conoces a muchas mujeres que han dado a luz sin dolor con este tipo de anestesia.

Incluso puede que hayas comenzado tus clases de preparación al parto y te hayan explicado con más detalle en qué consiste.

Si pese a todo lo que te han contado, sigues teniendo dudas sobre las ventajas e inconvenientes de la epidural, continúa leyendo porque en este post te damos todas las claves para que afrontes tu parto lo más informada posible.  

¿Qué se consigue con la epidural?

Con este tipo de anestesia se disminuyen las sensaciones en la parte inferior del cuerpo, ayudando por tanto a soportar el dolor, pero a la vez, no las elimina totalmente, por lo tanto, la mujer está consciente en todo momento y puede colaborar activamente en el proceso de parto. 

¿Cuándo se pone?

El momento puede variar, ya que depende del tipo de parto, cómo esté evolucionando, y el umbral de dolor que tenga cada mujer, por lo que la comadrona y el obstetra valorarán cuándo es el mejor momento de administrar la epidural en cada caso. 

En partos que se desarrollan con normalidad, lo recomendable es ponerla cuando los profesionales tienen la total seguridad de que el parto está activo y se ha llegado hasta lo 3-4 centímetros de dilatación, las contracciones son intensas y rítmicas (3 cada 10 minutos) y al menos la mitad del cuello del útero ya se ha borrado.

¿Cuándo se empiezan a notar los efectos?

Entre los 10-20 minutos tras la primera dosis, el dolor de las contracciones comienza a aliviarse de manera gradual. La sensación de dolor puede desaparecer completamente, pero en ocasiones se permanece una ligera sensación de molestia y presión.

Este es el tiempo medio que tarda en hacer efecto la epidural y los profesionales sanitarios lo tienen muy en cuenta, pues si el parto ya está muy avanzado y se ha llegado a una dilatación de 8-9 centímetros sin epidural, ponerla entonces no sería muy útil, ya que para cuando hiciera efecto la anestesia, ya se habría entrado en la fase expulsiva.

Además de aliviar el dolor, puede provocar pesadez, debilidad o adormecimiento de piernas que varía en cada mujer. 

¿Cuándo se pasará su efecto?

Si el catéter sigue en su sitio, continúa entrando fármaco en el organismo de la madre, por lo que seguirá notando su efecto. Cuando nace el bebé, el catéter se retira y los efectos analgésicos van desapareciendo poco a poco, recuperando la sensibilidad total en la parte inferior del cuerpo.  

Ventajas de la epidural

A continuación, destacamos los principales beneficios de la epidural en el proceso de parto: 

  • Alivio del dolor de las contracciones. 
  • Ayuda a la madre a relajarse y a disminuir la ansiedad que el parto genera.
  • Se puede aplicar a lo largo de un amplio periodo del proceso de parto.  
  • Permite a la madre participar activamente en el parto.
  • Permite que el obstetra o la comadrona realicen las maniobras que consideren necesarias en cada caso. 
  • En caso de necesitar una cesárea, solo habría que introducir más anestésico, pero el catéter ya estaría introducido.
  • Se trata de una técnica altamente segura tanto para la madre como para el bebé. 

Inconvenientes de la epidural

La epidural también implica ciertos inconvenientes de los que la mujer ha de estar informada: 

  • En algunas ocasiones la administración de la anestesia falla, o solo llega parcialmente, y es necesario repetir todo el proceso desde el principio.  
  • Se trata de una técnica invasiva, por lo que el parto estará más medicalizado y se han de monitorear con frecuencia las constantes de la madre y el bebé. 
  • Leve disminución de la presión arterial
  • Al perder la sensibilidad de la parte inferior del cuerpo, es necesario poner una sonda
  • Algunas mujeres experimentan una disminución en el ritmo de las contracciones
  • Puede darse una punción accidental de la duramadre, una membrana que envuelve la médula espinal. Esto genera un dolor de cabeza intenso y un tratamiento específico. 
  • Picores en la cara o el abdomen, temblores, hormigueo, aumento de la temperatura corporal, dificultad para orinar tras el parto y dolor de espalda. 
  • La fase expulsiva puede alargarse por la disminución de las contracciones y por la poca movilidad de la madre. 

Cada mujer vive el dolor de una manera distinta y, cuando se trata de un parto, existen muchos otros factores que influyen en cómo lo vive cada una.

Ahora que ya conoces las ventajas y los inconvenientes de la epidural, puedes decidir más conscientemente si la quieres pedir cuando estés de parto.

Si te surgen más dudas sobre esta técnica, no dudes en preguntar al equipo médico que te atiende normalmente. 

Источник: https://www.clubfamilias.com/es/ventajas-inconvenientes-epidural

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: