Beneficios de gatear

Principales beneficios que recibe tu hijo al gatear

Beneficios de gatear

Gatear es una actividad típica de los bebés, es uno de los principales elementos que permiten identificar que está consiguiendo su independencia y que su motricidad se está desarrollando correctamente. Son muchos los beneficios que recibe tu hijo al gatear, los cuales están distribuidos a nivel físico, mental y emocional.

Es importante incentivar este tipo de desplazamiento, pues el aprendizaje que obtiene el bebé en esta etapa, puede acompañarlo para el resto de su vida. Entre los aspectos que beneficia esta práctica se encuentran la confianza, la seguridad y la autonomía.

¿Cuál es el momento correcto para poner a tu hijo a gatear?

Se tiene entendido que a partir de los ocho meses la mayoría de los bebés están listos para gatear. Sin embargo, ellos por sí mismos iniciarán el desplazamiento una vez que puedan sentarse por sí solos.

Es conveniente que los adultos a su cargo lo incentiven a movilizarse.

Para ello se recomienda colocarlo en el suelo y asegurarse de que pueda moverse por un espacio seguro con libertad, pero siempre bajo supervisión.

Es muy importante dejarlos desenvolverse por su cuenta, que se dirijan a los lugares más atractivos para ellos y que exploren todo cuanto quieran, por eso es precisa la compañía de algún adulto. En este sentido, la función de los adultos no es la de limitarlo en su exploración o impedirle que se movilice a sus anchas, solo es para asegurarse de que no corra peligro.

“El bebé que se siente confiado para recorrer y explorar el mundo es capaz de generar las primeras bases del sentimiento de confianza básica, aspecto fundamental del desarrollo socioafectivo de los infantes…”~ -Verónica Navarrete. Escuela de Psicología de la Universidad del Pacífico- ~

De acuerdo con Navarrete, la confianza hacia el mundo y los demás así como su autoconfianza se refuerzan por medio del gateo, pues surge un vínculo afectivo muy estrecho entre él y la persona que lo está acompañando en el proceso. Por tal razón, se recomienda que la estimulación a gatear se haga cuando notemos la independencia del bebé para realizar movimientos firmes en el suelo.

¿Cómo se beneficia tu hijo al gatear?

Según los especialistas, la mayor parte de las habilidades psicomotrices que precisa el niño para desarrollarse a nivel escolar y a lo largo de su infancia, se estimulan durante el gateo. Para los bebés, el hecho de gatear les permite desarrollarse a nivel neurológico por medio de una transmisión que influye en la definición de su conducta.

Al parecer las decisiones que caracterizan la vida futura del niño comienzan a manifestarse en esta etapa. Esto se relaciona directamente con la conducta con respecto a tales situaciones. En otras palabras, neurológicamente el niño comienza a decidir a donde quiere ir y las cosas que le interesan. Lo cual va a condicionar sus decisiones futuras.

También es el primer mecanismo que permite identificar que se está efectuando el control voluntario, una habilidad que incide en el equilibrio, la coordinación, la fortaleza de la musculatura y otros elementos del desarrollo psicomotor. Gatear es una actividad de tipo motor que complementa el aprendizaje, por lo tanto influye directamente en la inteligencia del ser humano.

Entre los principales beneficios que recibe tu hijo al gatear se encuentran:

  • Ayuda a tonificar los músculos de brazos, piernas y columna vertebral, lo cual lo prepara para su posición siguiente que es la de estar de pie.
  • Estimula la atención.
  • Desarrolla y perfecciona la visión por medio del enfoque de sus dos ojos en distancias cortas.
  • Favorece el fortalecimiento de los sistemas propioceptivo y vestibular, relacionados al conocimiento de su propio cuerpo y al equilibrio, respectivamente.
  • Proporciona oportunidades para interactuar con el mundo, comunicarse con este y expresarse en relación a que está recién conociendo.
  • Ayuda a sensibilizar su sentido del tacto, puesto que con la palma de la mano va reconociendo texturas y sensaciones.
  • Establece una coordinación entre sus ojos y su mano para calcular distancias y aproximaciones.
  • Desde esta etapa se inicia su lateralización cerebral que permite a entre los cinco y seis años, posea un dominio por parte uno de sus hemisferios.
  • Comienza a crear rutas basadas en información que recibe a través de sus sentidos y conecta con su cerebro. Lo cual lo ayudará a tener sus primeros episodios de razonamiento.

Te podría interesar…

Источник: https://eresmama.com/principales-beneficios-recibe-hijo-al-gatear/

¿ES IMPORTANTE QUE NUESTROS BEBÉS GATEEN?

Beneficios de gatear

Según los estudios el 88% de los bebés gatearán antes de caminar, pero existe un 12% que no lo hará. ¿Qué beneficios tiene que un bebé gatee? ¿Se puede hacer algo para fomentar el gateo?  Vamos a intentar responder a estas preguntas que muchos padres se han hecho alguna vez.

Tipos de gateo

Lo primero, decir que el gateo es algo importante aunque no imprescindible. No se sabe con certeza el porqué algunos niños no pasan por esta fase, aunque conviene que gateen aunque no sea su manera natural de moverse

Podemos definir el gateo como un tipo de movimiento de los bebés, normalmente previo a la marcha, que sirve para que puedan desplazarse y relacionarse con tu entorno. Hay infinidad de tipos de gateo: el más común es a cuatro patas. Pero hay otras variaciones: arrastrando los miembros inferiores, sentado a saltitos, con una pierna por delante y otra por detrás…

Imagen tomada de aquí .

¿Qué beneficios aporta el gateo?

Parece ser que los beneficios del gateo para el desarrollo psicomotriz y cognitivo del bebé son muy numerosos.

Los más importantes son:

  • Conecta los dos hemisferios cerebrales. El paso de información de un hemisferio a otro es básico para el desarrollo de funciones cognitivas complejas.
  • Favorece el patrón cruzado, es decir, conectar el brazo derecho con la pierna izquierda, y viceversa. Este movimiento es necesario para fortalecer los músculos de la columna y de las cinturas, pelvica y escapular, conformando el paso previo a la marcha.
  • Fortalecimiento de la cadena muscular posterior. Para gatear es necesario que el bebé pueda sujetar la cabeza y su espalda. Un buen tono de la cadena muscular posterior le ayudara a la bipedestación.
  • Desarrollo del sistema vestibular y propioceptivo. Una vez el bebé tiene la cabeza bien colocada podrá saber en qué posición está el resto de su cuerpo. Este paso es necesario para poder desplazarse por el medio que le rodea. La propiocepción y equilibrio son funciones básicas del ser humano.
  • Desarrollo de la convergencia visual y del enfoque. Para gatear es necesario que la vista pase de un enfoque corto cuando se mira la mano a un enfoque más largo cuando mira el lugar o el objeto hacia el que se desplaza. Este trabajo de acomodación visual se ha visto que favorecer que el niño no padezca estrabismo.
  • Oposición del pulgar a nivel cortical. Al tocar el suelo con las manos el bebé va a recibir cantidad de información sensitiva que le permitirá saber que su pulgar se puede oponer al resto de dedos para hacer la pinza y tener así una mano funcional.
  • Ayuda a medir y adaptarse al mundo exterior. Gateando podrá saber la distancia que hay entre sus ojos y sus manos para empezar a medir las distancias de todo lo que le rodea
  • Ayudar a la futura lateralización cerebral. Al desplazarse, uno de sus hemisferios cerebrales pasará a ser el dominante y desarrollará una mano dominante de igual manera con la que irá cogiendo los objetos que se encuentre.
  • Favorece la coordinación ojo-mano necesaria para la escritura.

¿Por qué algunos bebés no gatean?

Esta pregunta no tiene una respuesta concreta. Es cierto que, hoy en día, hay cada vez más bebés que no consiguen esta etapa y en esta situación tienen mucha influencia los padres. Cada vez es más común ver niños que se dejan en parques cerrados, espacios acotados donde no tienen libertad de movimiento.

Hay que observar el desarrollo de cada niño y no adelantar etapas forzando posturas para las que su cuerpo no está preparado, como pasa con los andadores.

De la misma forma también es interesante que los padres conozcan, al menos de una forma básica, las distintas etapas motrices del bebé parta así poder estimularlas.

¿Cómo podemos incitar el gateo?

Lo ideal es fomentar el gateo y para eso sólo necesitamos dejar al bebé tiempo suficiente en el suelo, esto es, ponérselo para que tenga ganas de descubrir el mundo exterior y experimentar.

Además existen diferentes técnicas de fisioterapia que pueden ayudarnos cuando a un bebé le cuesta empezar a gatear.

Principalmente el trabajo va a consistir en la contrarrotación de cinturas, balanceo anteroposterior y activación del patrón cruzado.

Si quieres más información sobre la marcha en los bebés y como ayudarles a andar te animamos a consultar estos post: andadores , porteo

Imagen de portada tomada de aquí .

Источник: https://www.innofisio.com/es-importante-que-nuestros-bebes-gateen/

La importancia del gateo

Beneficios de gatear

A partir de los 8 meses el bebé empezará a desplazarse solo.

Se trata de una etapa fundamental que no debe pasar desapercibida, ya que el bebé empieza a explorar, ya es capaz de sentarse bien y los estímulos que tiene a su alrededor cercano ya se le quedan cortos, comienza a tener inquietudes y tiene que desplazarse, para ello sólo tiene que tirarse al suelo y ¡a gatear!

Beneficios que aporta gatear a los niños

Gatear, a parte de requerir una gran coordinación de brazos y piernas, es una etapa muy importante de su desarrollo motor:

  • Permite el desarrollo de la musculatura:
    Se fortalecen los miembros superiores e inferiores ya que al gatear se tonifica la musculatura que más adelante nos permitirá sentarnos de forma erguida y mantenernos de pie.
  • Facilita la coordinación visual con la motora de miembros superiores y miembros inferiores:
    En el desarrollo del niño es importante este aspecto, ya que para que el niño pueda progresar motrizmente y llegar a caminar sin riesgo de caída debe tener una correcta coordinación entre lo que ve el ojo y donde apoya el pie. Esto mismo ocurre a la hora de leer y escribir, teniendo que coordinarse el ojo y la mano. 
  • Favorece el equilibrio:
    Comienza a desarrollar las reacciones de apoyo y de equilibrio, ya que necesita trasladar el peso de una mano a otra y de una pierna a otra sin caerse para poder desplazarse, generando así una disociación escapular y pélvica, y mejorando la estabilidad cervical y pélvica.
  • Potencia la “conquista” del entorno:
    Al apoyar las manos en el suelo y al percibir todos los estímulos que están alrededor el bebé comienza a concienciarse de las distancias cortas (todo lo que está a su alcance), pero pronto estos estímulos no son suficientes y comienza a investigar en busca de más, para ello necesita desplazarse y empezar a calcular distancias más largas para alcanzar objetos y estímulos que están más lejos.
  • Desarrolla sus cualidades táctiles, olfativas y visuales:
    Siguiendo con la curiosidad del bebé y sus ganas de investigar, el bebé descubre su entorno, nuevas texturas, colores, olores y sabores, comenzando a interrelacionar mejor sus dos hemisferios cerebrales, consiguiendo una mejor conexión.
  • Fomenta su desarrollo emocional, psicológico y social:
    El bebé ya ha desarrollado ciertos comportamientos sociales con su entorno, sonreír para alegrar a las personas, llorar cuando quiere comida… Son recursos que hace que ahora se sienta con la seguridad suficiente para separarse de su madre y empezar a conocer el mundo exterior.

Si ve que su hijo no gatea bien o tiene alguna duda sobre su desarrollo no dude en consultar con nosotros.

“En Premium Madrid estamos a su disposición para tratar su problema. Contamos con un amplio equipo multidisciplinar para ayudarle en todo lo que necesite”.

Bibliografía de interés:

  1. Valentich. Rovasio. Histologia y embriologia del ser humano. Ed. Panamericana.
  2. Rohen. Lütjen-Drecoll. Embriologia funcional. Ed. Panamericana.
  3. Larry R. Cochard. Atlas de embriologia humana. Netter. Ed. Masson.
  4. Asociación Española de Pediatria. Manuel de lactancia materna. Ed. Panamericana.
  5. Carlos Gonzalez. Un regalo para toda la vida. Ed. Temas de hoy. Vivir mejor.
  6. J.A. Usandizaga y P. de la Fuente. Tratado de obstetricia y ginecología. Volumen 1 Obstetricia. Ed. MacGraw-Hill – Interamericana.
  7. Sally Goddard. Reflejos, aprendizaje y comportamiento. Ed. Vida. Kinesiología.
  8. García-Alix A.,Quero J. Evaluación neurológica del recién nacido. Ed. Diaz santos.
  9. Muñoz García. Psicología del desarrollo en la etapa de educación infantil. Ed. Pirámide.
  10. Bryant J. Cratty. Desarrollo perceptual y motor en los niños. Ed. Paidos.
  11. Rosselli, E. Matute, A. Ardilla. Neuropsicología del desarrollo infantil. Ed. Manual moderno.
  12. Vojta, E. Schweizer. El descubrimiento de una motricidad ideal. Ed. Morata.
  13. Vojta. Alteraciones motoras cerebrales infantiles. Ed. Morata.
  14. Ferré Veciana. M Ferré Rodriguez. Cer0atr3s. El desarrollo neuro- senso-psicomotriz de los 3 primeros años de vida.

Источник: https://rehabilitacionpremiummadrid.com/blog/premium-madrid/la-importancia-del-gateo/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: