Consejos para una boca sana durante el embarazo

10 Consejos de salud bucodental para embarazadas

Consejos para una boca sana durante el embarazo

Si estás embarazada probablemente estés viviendo uno de los momentos más emocionantes de tu vida. Muchas emociones y cambios hormonales se presentan en esta etapa y afectan a tu estado de ánimo y tu salud.

Pero lo más importante, ¡enhorabuena! Vas a ser mamá y llevas dentro de ti el mayor tesoro.

Ahora tienes que cuidarte por dos, comer bien, hacer ejercicio, descansar y prestar atención a tu salud, para que tu bebé se desarrolle sano.

Y es por ello que la salud bucodental en embarazadas es tan importante como el resto, ya que los numerosos cambios que estas experimentando te afectan en todos los sentidos.

Por lo tanto, es fundamental que acudas a tu dentista durante tu embarazo para hacerte, como mínimo, una limpieza bucal durante tu periodo de gestación. Numerosos estudios demuestran que una buena salud bucal evita un parto prematuro o que el bebé nazca con bajo peso.

En Nutribén® queremos ponértelo fácil y a través de estos 10 consejos de salud bucodental para embarazadas te guiaremos en tu embarazo para que todo vaya sobre ruedas.

1.       Informa a tu dentista de tu embarazo

Tu dentista debe saber que vas a ser mamá lo antes posible, ya que va a informarte debidamente sobre los siguientes pasos a dar respecto a salud dental.  Va a ser el encargado de realizarte una revisión bucodental completa y determinar, si es necesario, los tratamientos que debes seguir, en caso de que se produzca cualquier cambio en tu boca.

2.       Revisa tu boca cada 3 meses

Si todo está yendo bien y no es necesario realizar tratamientos no bajes la guardia. Debes realizar una higiene bucal trimestral. Los cambios hormonales no sólo afectan a tu estado de ánimo, también afectan a tu boca.

Las encías se vuelven más vulnerables a la placa bacteriana, ya que muchas de las hormonas se liberan a través de la saliva favoreciendo el desarrollo de bacterias y reduciendo el efecto del sistema inmune en ellas.

No es algo grave, pero si no se trata correctamente con un odontólogo puede derivar en un problema mayor.

3.       Cuidado con los problemas periodontales

No debes dejar pasar ningún cambio que se produzca en tu boca porque, como hemos dicho, aunque no sea grave si no se trata debidamente puede convertirse en un problema. La gingivitis es uno de los problemas comunes que suele aparecer en el tercer mes de embarazo.

Las encías se enrojecen e inflaman y portan bacterias que pueden afectar al correcto desarrollo del bebé. Es recomendable enjuagarse con agua y sal  para aliviar la inflamación.

Por tanto, el correcto tratamiento de caries, gingivitis y enfermedades periodontales se traduce en una buena salud para ti y tu bebé.

4.       Limita los alimentos azucarados para evitar las caries

Esta indicación no sólo debes tenerla en cuenta para evitar caries, sino también para tu salud en general. Debes limitar los dulces muy cariogénicos y picotear fuera de las 5 comidas recomendadas al día.

Las molestas y comunes náuseas también provocan un cambio en el pH de tu saliva, haciendo que se vuelva más ácido y afecte al esmalte de tus dientes, volviéndolos más vulnerables ante las caries y la erosión dental. Los odontólogos suelen recomendar tratamientos con flúor para prevenir estos problemas.

Otros factores que pueden influir en la aparición de caries son los cambios en los hábitos alimentarios durante el embarazo, la frecuencia de comidas y la falta de tiempo para lavarse los dientes después de cada ingesta de comida son decisivos.

5.       Cepilla tus dientes después de cada comida

Aunque suene a tópico, en tu embarazo es más importante que nunca que mantengas tu boca siempre limpia. Por eso, se recomienda cepillar dientes y lengua tras cada ingesta de comida durante al menos 3 minutos.

6.       El cepillo de dientes debe tener filamentos finos

Para conseguir una higiene completa y sana utiliza un cepillo suave, ya que las encías como hemos visto están más sensibles en el embarazo, y podrían dañarse del uso reiterado de un cepillo duro. Esto ayudará a prevenir su irritación y a proteger el esmalte. Es recomendable que pases el hilo dental al menos una vez al día. Para utilizarlo correctamente consulta con tu dentista.

7.       No uses el mismo cepillo más de 3 meses

Aunque aparentemente pueda parecer que está como nuevo, el cepillo de dientes acumula bacterias y se expone a agentes externos que pueden afectar a tu salud bucodental. Es recomendable sustituirlo por uno nuevo cada tres meses y también si has tenido alguna enfermedad contagiosa, como un resfriado.

8.       Mantén una alimentación equilibrada

Cuidar tu alimentación es muy importante no sólo para tu salud bucodental como embarazada, sino para tu salud general.

Debes seguir una dieta sana y equilibrada, con cinco comidas al día sería lo ideal. Limita los dulces más cariogénicos y el picoteo entre comidas.

Las frutas y verduras son tus aliados junto a los productos lácteos y ricos en proteínas, calcio, fósforo y vitaminas A, D y E.

9.       Bebe mucha agua

Con el embarazo es muy probable que sufras xerostomía o sequedad de boca. Es normal debido a los cambios hormonales que se presente esta anomalía. Lo mejor es que tengas siempre a mano una botella de agua para aliviarlo.

10.   No hagas caso a los falsos mitos

Habrás escuchado muchas afirmaciones sobre la salud bucodental para embarazadas, lo primero es saber qué es y qué no es cierto. Por ejemplo, durante el embarazo no se pierden dientes ni el bebé agota las reservas de calcio de tu cuerpo para formar sus piezas dentales.

En Nutribén® te recomendamos seguir el consejo de un profesional para resolver todas tus dudas en materia de salud dental.

Superándonos para que ellos nos superen.

Más información

Источник: https://www.nutriben.es/embarazo/10-consejos-de-salud-bucodental-para-embrazadas

Consejos para una boca sana durante el embarazo

Consejos para una boca sana durante el embarazo

Gustavo Camañas, Director Médico de Vitaldent, recomienda a las mujeres embarazadas seguir sencillos consejos para mantener una buena salud dental y cuidar de su bebé.

Índice

Acudir al dentista y a las revisiones

1. Informar debidamente al dentista. Tan pronto como se crea que se puede estar embarazada, hay que informar al dentista. Es importante matizar que el diagnóstico radiológico, a día de hoy, está considerado seguro en la mujer embarazada y el riesgo es extremadamente bajo.

Asimismo, es aconsejable informar al dentista acerca de los medicamentos que se estén tomando. Si la mujer presenta dolor, algún tipo de infección o enfermedades periodontales, el tratamiento de odontología deberá realizarse sin tardanza pues es más negativa la consecuencia de la infección que el tratamiento en sí.

  Durante la gestación se pueden realizar los tratamientos principales para estos problemas, como un empaste. No hay riesgo ni en la anestesia, que se ajusta a la dosis adecuada y es solo local, ni en las radiografías, que se deben hacer siempre cubriendo el abdomen.

Sin embargo, sí se deben dejar para después del parto tratamientos no urgentes como los blanqueamientos.

2. Acudir a revisiones trimestrales.

Los cambios hormonales que se producen durante el periodo de gestación condicionan cambios en todo el organismo y en especial en la salud de la boca.

Es recomendable visitar trimestralmente al dentista para prevenir posibles problemas y detectar alteraciones. Si sólo se puede ir una vez, la mejor época es entre el cuarto y sexto mes de gestación.

3. Estar alerta ante los problemas periodontales. Al aumentar el fluido sanguíneo durante el embarazo por los cambios hormonales, es más probable que se sufra sangrado o enrojecimiento en las encías, más conocido como gingivitis.

Esta enfermedad es más frecuente a partir del tercer mes de embarazo. Si las encías están inflamadas o enrojecidas, si sangran o si presenta movilidad dental, puede ser síntoma de que se padece esta patología, sin que probablemente se haya generado durante el embarazo.

En estos casos, hay que acudir inmediatamente al dentista porque estas enfermedades han sido relacionadas con un mayor riesgo de nacimientos prematuros con bebés de bajo peso.

Además, si se controlan este tipo de enfermedades, se reducirá la transmisión de bacterias desde la madre hacia el bebé.

4. Realizarse tratamientos para evitar caries. Durante los nueve meses del embarazo suelen presentarse náuseas y vómitos o cambios en la composición de la saliva (se tiene un pH más ácido), que puede causar un mayor riesgo de caries y erosión dental. Para ello es recomendable el tratamiento con flúor que nos ayudará a prevenir la caries.

 

Consejos para una boca sana

5. Cepillarse después de cada comida durante al menos 3 minutos. Para paliar posibles afecciones dentales, es clave más que nunca limpiarse los dientes y la lengua después de cada comida. Además, se aconseja utilizar una pasta de dientes con flúor e hilo dental para eliminar la placa de las zonas donde no llega el cepillo de dientes.

6. Usarun cepillo de cerdas finas. Para no irritar las encías y eliminar cualquier riesgo de gingivitis. Lo más aconsejable es utilizar un buen cepillo eléctrico para mantener una higiene bucodental diaria correcta.  

7. Reemplazar el cepillo de dientes cada 3 meses. Cuando muestre señales de desgaste o cada tres meses. Se debe cambiar después de un resfriado, ya que las cerdas acumulan gérmenes y pueden provocar otra infección.

8. Alimentación saludable y equilibrada. Junto con una buena higiene bucodental, una dieta saludable y equilibrada es fundamental para prevenir problemas y ayudar a determinar la salud dental y general del bebé. Que la madre ingiera vitaminas A y D y minerales como el calcio y el fósforo es básico para la formación de los huesos y los dientes del bebé.

9. Beber mucha agua. La xerostomía o sequedad de la boca está causada principalmente por los cambios hormonales y la ingesta de medicamentos. Si la padece no deje de planteárselo a su odontólogo.

10. Derribar mitos. No es cierto que durante el embarazo se pierdan dientes ni tampoco que el feto agota las reservas cálcicas de los dientes de la madre para formar sus propias piezas.Siguiendo los consejos anteriores, las embarazadas mantendrán una buena salud bucodental.

 

Otros problemas que pueden surgir en la gestación

Erosión ácida de los dientes (perimilolisis): ocurre a causa de los vómitos del primer trimestre o reflujo gastroesofágico, problemas habituales en el embarazo.

Tumor del embarazo: es una reacción inflamatoria que causa tumefacción del tejido gingival en forma de quistes. Aparece en un 10% de las embarazadas y desaparece en el posparto. Solo en algunas ocasiones debe ser extirpado.

Ptialismo/Sialorrea: la excesiva secreción de saliva es un síntoma habitual en las mujeres embarazadas en las primeras semanas de gestación, unido a un sabor metálico en la boca. Todo ello está causado por los cambios hormonales.

Xerostomía

Definición:

Sequedad de la boca provocada en general por una secreción de saliva insuficiente de las glándulas salivales. Es ocasionado como efecto adverso de algunas drogas (anticolinérgicos) o por distintos trastornos locales o generales.

Síntomas:

Sequedad bucal.

Tratamiento:

Depende de la causa.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/salud-embarazo/consejos-para-una-boca-sana-durante-el-embarazo-5872

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: