¿Cuál es la edad ideal para que se lleven los hermanos?

Dudas de madre: ¿cuántos años es mejor que se lleven nuestros hijos?

¿Cuál es la edad ideal para que se lleven los hermanos?

Por Mamis y Bebés

Las mujeres nos pasamos nuestra juventud sometidas a un rosario de preguntas incómodas. Cuando tienes novio, que cuándo te casas. Cuando te casas, que cuándo tienes hijos. Cuando tienes el primero, que cuándo viene el segundo. ¡No me digáis que no dan ganas de ponerse a gritar! ¡Váyanse ustedes todos… a freír churros! (cambien churros por la palabra que más les guste).

De todas esas, la única que quizás sí que nos hacemos es ¿cuánto deberían llevarse mis hijos? ¿Cuáles son las ventajas y desventajas de que se lleven mucho o poco?

Hermanos que se llevan muy poco

Hay quien cree que lo mejor del mundo mundial es que los hermanos se lleven poco. Esto tiene unas ventajas:

  • Se crían a la vez. Al final haces tabula rasa y para todos café. Los ritmos se igualan y va todo a la par.
  • Es más fácil que exista amistad entre hermanos. Si se llevan poco a veces hasta comparten los grupos de amigos.
  • Llegas antes al momento de mayor independencia de los hijos. O lo que es lo mismo, puedes volver a tu vida anterior (más o menos, tampoco penséis que esto es otra vez irnos de botellón y estas cosas) antes.

Pero claro, ¡ay amigos! Toda ventaja se convierte en una desventaja en un segundo. Se crían a la vez… pero los primeros años podrías parecer con suerte miembro del reparto de The Walking Dead.

Tal vez tus hijos sean de los que duermen mucho pero, … tal vez no.

Tus hijos pueden ser amigos, pero lo mismo su carácter es incompatible y no se llevan especialmente bien, o discuten mucho… ¡Y tal vez estés deseando que el momento teta-pañal-biberón-papilla-chupete etc se alargue lo máximo posible!

Hermanos que se llevan entre 2 ½ y 4 años

Así a priori es lo que la mayoría busca.

Sobre el papel es una buena diferencia porque cuando nace el segundo, el primero ya nos está dando un respiro y podemos volcarnos en el recién nacido; el mayor no nos necesita tanto.

Si son del mismo sexo (y a veces también sin serlo) pueden heredar la ropa de sus hermanos. Y a veces esa diferencia de edad puede que no sea insalvable para que se lleven estupendamente.

Pero esto ya sabéis que es sobre el papel.

Un niño de 2 años y medio nos sigue necesitando igualmente, a veces te llevas fatal con tus hermanos tengan la edad que tengan (y el mayor siempre pensará que el pequeño es un pequeñajo …) y sobre todo ¡es que posiblemente acabas de tener un respiro! ¡Acababas de volver a dormir por fin, medianamente al menos! Empezar de nuevo cuando estás disfrutando las mieles del descanso, de no tener que comprar pañales… a veces da una pereza muy perezosa.

Hermanos que se llevan muchos años

No es una opción tan común, sobre todo si sólo son dos los hijos que planeas tener. Es más frecuente si hay un tercero, pero a veces pasa. No te has planteado tener un segundo hijo y de repente, te apetece. O simplemente la primera infancia del mayor ha sido muy agotadora. O circunstancias laborales. O la naturaleza dice que no y es que no.

Las madres que tienen un hijo que se lleva muchos años con el anterior cuentan que esto tiene también sus ventajas.

  • El mayor te ayuda. Posiblemente fuera quien te pidiera un hermano incluso.
  • Tienes la ventaja de vivir la maternidad desde una mayor madurez, más adulta y posiblemente de otra manera.
  • Volver a tener en casa un bebé es una alegría.

Pero claro. El hermano mayor a veces descubre cuando ya está su hermano en casa que él sólo estaba estupendamente. Te pilla más mayor, más serena pero también más cansada. Y a las cuatro de la mañana da una alegría tremenda que te despierten en ocasiones…

O sea que…

Va a ser que situaciones perfectas no existen. Existen NUESTRAS situaciones. Y si la vida nos da limones, hagamos limonada. Más vale que nos centremos en las ventajas de lo que tenemos en vez de suspirar por lo que nos hubiese gustado que fuese.

¿Se llevan mucho, poco, una barbaridad? ¿Resulta que tenemos gemelos y con esto no contábamos? ¿La naturaleza nos ha hecho la puñeta y no colabora en nuestro sueño de tener familia numerosa? Luchemos. Y cuando lo que no pueda ser, no pueda ser y además sea imposible disfrutemos a tope de lo que tengamos.

No siempre nuestra vida va a salirnos como queremos. Y a veces resulta que el plan que nos propone la naturaleza resulta que no acaba por estar tan mal… ¡Todo depende de cómo nos lo tomemos!

Источник: https://www.suavinex.com/livingsuavinex/dudas-madre-hijos/

Celos entre hermanos: consejos importantes

¿Cuál es la edad ideal para que se lleven los hermanos?

Con la llegada de un nuevo miembro a la familia, la dinámica de la estructura familiar cambia, especialmente, todo lo relacionado con el hermanito mayor. ¿Qué pueden hacer los padres para ayudarle y evitar, de este modo, los celos entre hermanos?

Por qué aparecen los celos entre hermanos

Los niños, aunque sean muy pequeños, tienen un sexto sentido para captar los cambios que tienen lugar a su alrededor. Y, cuando la mamá espera otro bebé, los niños pueden manifestar, ya durante el embarazo, algunas inquietudes.

– Por ejemplo, algunos se ponen muy nerviosos y tienen el sueño alterado, como si intuyeran que, en torno a ellos, está sucediendo algo muy importante.

(Te interesa: Terrores nocturnos y pesadillas en bebés y niños)

– En los más mayorcitos, el temor a perder el privilegio de tener a los padres solo para sí mismos puede manifestarse a través de actitudes de carácter regresivo.

Hay niño que, por ejemplo, vuelven a hacerse pipí en la cama y otros que ya no quieren ir a la guardería o que quieren volver a comer purés, como los bebés.

Cuando el hermanito ha nacido, estos comportamientos pueden acentuarse y desembocar en auténticas explosiones de celos entre hermanos.

(Te interesa: Por qué vuelve a hacerse pis en la cama)

Celos entre hermanos: la edad ideal para el segundo

Si quieres tener un segundo hijo y temes que el primogénito sea presa de los celos, tienes que tener en cuenta que no hay reglas fijas, pero que hay fases del crecimiento en las que es más fácil para el niño abrirse a nuevos afectos y aceptar la renuncia a la exclusiva dedicación de mamá y papá.

Antes de los dos años.

El primogénito es demasiado pequeño para entender con claridad qué significa la llegada de un bebé a la familia, así como para calcular cuántas ventajas y desventajas derivan de ello.

A esta edad, por tanto, los celos entre hermanos no encuentran un terreno fértil. Si los padres quieren, es un buen momento para tener un segundo hijo.

– Entre los dos y los cuatro años. El niño atraviesa una fase de egocentrismo a la que acompaña una actitud de desafío hacia los padres. Por tanto, si se quiere tener un segundo hijo en este período tan delicado de su desarrollo, es necesario mostrarse muy paciente y tolerante, en espera de que los celos, inevitables, desaparezcan por sí solos.

– Hacia los cinco-seis años. El niño de esta edad  ya tiene intereses y actividades extrafamiliares que le hacen sentirse más autónomo y maduro. A esta edad, los celos entre hermanos no están ausentes, pero ceden más terreno a las ganas de compartir con mamá los meses de espera y, después, el placer de convertirse en el «canguro» del pequeño.

Otros consejos para evitar los celos entre hermanos

Si el mayor ya va a la escuela, es mejor que se quede algunos días en casa cuando la mamá vuelva del hospital con el hermanito. No sé sentirá excluido y cogerá confianza con el bebé.

Los padres deberían dedicar algunos espacios exclusivos al primogénito, para hacer juntos alguna cosa especial, de «mayor»: leer un libro, dar un paseo, etc.

Si el mayor tiene un momento de regresión, lo mejor es minimizar y secundar la exigencia. El niño necesita este «abastecimiento» afectivo para sentirse seguro y crecer con más equilibrio.

Es necesario tener paciencia, incluso cuando el niño mayor demuestre con palabras toda su rabia hacia el bebé. La mejor estrategia es reformular sus afirmaciones poco «amables» de una forma positiva, sin gritarle. Por ejemplo, diciendo: «No podemos devolverle al hospital, pero tú debes estar tranquilo porque la mamá y el papá te quieren mucho y para siempre».

Es mejor que los celos hacia el hermano se manifiesten y no se repriman. Se corre el riesgo de que el hermanito mayor sienta que está solo con estas emociones negativas, y no sepa gestionarlas.

– Sin embargo, se deben impedir con decisión las posibles «agresiones físicas», desaprobando el comportamiento del niño, pero no su persona. Es decir, no hay que decirle: «Eres malo», sino: «No podemos permitir que hagas daño a tu hermano».

(Te interesa: Segundo embarazo: ¿qué cambia con el primero?)

Источник: https://mibebeyyo.elmundo.es/ninos/crecimiento/mas-de-5-anos/celos-edad-ideal-hermanito-588

Ventajas de la diferencia de edad entre hermanos ¡Se llevan 5 años!

¿Cuál es la edad ideal para que se lleven los hermanos?

La sabiduría popular, o la opinión de parquecillo siempre dice que los hermanos mejor que se lleven poco, que así se crían juntos, a mi me parecía una opinión muy sensata, hasta que me vi con una hija de alta demanda, sin apoyo familiar y con los dos trabajando fuera de casa y me di cuenta de que en nuestra situación eso era insostenible.

¿Qué edad es la mejor para tener hermanos? ¿Cuál es la mejor diferencia de edad si quieres otro bebé?

Cuando nos decidimos y nos pusimos a ello, con una niña de ya casi tres años nos dimos cuenta de mi infertilidad secundária y fueron dos largos años de intentar y no conseguir, hasta que llegó nuestra pequeña milagro.

Mi mayor tenía 5 años durante mi embarazo, es más, la peque nació 9 meses exactos después del viaje que siempre hacemos por el cumple de mi mayor… Era totalmente consciente de lo que pasaba y para mi fue mágico todos esos momentos juntas, sintiendo las patadas, dándome masajes en la barriga o hablándole por el ombligo. Fue parte de todas las decisiones, las compras, y hasta el nombre que le íbamos a poner. Les leía cuentos y cantábamos juntas. Cuando nació y se conocieron fue algo esperado y precioso, y desde ese día no ha dejado de cuidar de ella.

La pequeña tiene adoración por su hermana. Desde muy pequeña se giraba al oír su voz más que con cualquier otra persona, la busca y ahora con 20 meses comparten sus ratos de juegos juntas.

Así que cuando la sabiduría popular hablaba, mi experiencia ha sido todo lo contrario.

Si se llevan muchos años ya no juegan tanto juntas

Yo tenía ya la experiencia con su prima mayor, que ya se lleva cinco con la mia, y desde siempre han tenido juegos en común, primero los cuidados de la prima que siempre la ha querido muchísimo, y luego ya encontraron sus juegos simbólicos y aun a día de hoy, con 6 y 11 años se llevan fenomenal, hacen manualidades, juegos de mesa, o bailes y comparten muchísimo.

Las hermanas ya se les empieza a ver que seguirán ese camino. También que mi mayor sigue siendo muy niña, que es lo que le toca con 6 años, y le gusta muchísimo jugar, disfrazarse, leerle cuentos o hacer que es un caballo para que la otra se suba encima muerta de risa.

¡La suerte es que son dos niñas!

Esto también me lo dicen mucho, si os digo la verdad no creo que hubiera habido diferencia en nuestro caso, a mi mayor le encantan los superheroes, los dinosaurios o practicar kung fu, y la pequeña ya con un año elige su ropa y pide que le pinte las uñas.

No, los niños no son más brutos, no, las niñas no son más princesas, hay que seguir educando en la igualdad y el feminismo, y da igual que sean niños o niñas.

¡Qué pereza volver ahora a las noches sin dormir y los pañales!

A ver, pereza, pereza, es cierto que ahora la vida con la mayor es fácil, porque a cierta hora (que tampoco es pronto) la mandas a hacer pipí y dientes y termina el día, y la pequeña aun es teta, teta, teta, teta, y quedarse encima mio hasta que la llevamos a la cama con nosotros. Mis hijas duerme poco, eso está asumido.

Volver a tener la casa adaptada a bebé, cambiador, pañales, bañera, pues si, ocupa, pero no es pereza.

Yo disfruté mucho la época de bebé de la mayor, que pasó rapidísimo porque fue una niña que creció física y emocionalmente muy rápido, y esta pues es una muñeca y precisamente porque sabemos que es algo temporal y que luego tendré la sensación de que ha pasado en un suspiro, sé que es temporal, y las noches, los pañales, y los enfados se viven de otro modo.

Tanto tiempo sola, la mayor tendrá celos

Nada más lejos de la verdad, es cierto que ha tenido momentos en los que ha dicho que echaba de menos estar solas, pero todo es organizarse, incluso nosotros que no tenemos apoyo familiar ninguno, pero nos repartimos su padre y yo para que los dos tengamos ratos a solas con las dos niñas.

De todos modos nos queda mucho por vivir, que la pequeña empiece a hablar, que una quiera ir a un sitio y la otra al otro, pero sin duda para mi las ventajas de tener una hermana ganan por goleada a cualquier problema o inconveniente, y todos los aprendizajes y el amor que ha sumado en su vida va a ser positivo para las dos.

Así que si me preguntáis qué edad es la perfecta para tener un hermano os diré claramente que la que vosotras creáis o cuando sea que vengan. No hay una edad ideal, tanto a bebés como a mucha separación os adaptaréis y sabréis sacar las cosas buenas seguro.

Источник: http://lanavedelbebe.com/ventajas-de-la-diferencia-de-edad-entre-hermanos-se-llevan-5-anos/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: