¿En qué semana termina la organogénesis?

Organogénesis

¿En qué semana termina la organogénesis?

La consecución de procesos que se llevan a cabo para la formación de un nuevo ser es esencial, especialmente aquellos que se desenvuelven durante la organogénesis.

En esta parte del crecimiento embrionario, justo después de la segmentación y gastrulación, se da la formación de los sistemas de órganos, que derivan de las capas embrionarias: ectodermo, mesodermo y endodermo.

La organogénesis sucede al iniciar la tercera semana de gestación. Durante el lapso que dura este mecanismo, los tejidos primarios crecen y marcan su diferenciación, lo cual continúa extendiéndose hasta la octava semana de gestación. Aunque la mayor parte de los órganos están formados hasta ese momento, aún requieren crecer un poco más.

En síntesis, durante esta etapa el embrión pasa de ser bilaminar a trilaminar, mientras que las capas embrionarias se separan en las ya conocidas. Dado que la organogénesis es un periodo delicado, se debe tomar en cuenta que es el que mayor riesgo tiene ante circunstancias externas, que puedan comprometer el crecimiento del feto.

Organogénesis cada semana

Justo antes de que la organogénesis se manifieste, los miembros internos del cuerpo no tienen forma o tamaño definidos que permitan su identificación. De hecho, son considerados bajo el término de “rudimentarios”. En es la tercera semana que el cambio mostrará sus primeros efectos:

  • Tercera semana: Cuando realmente se presenta la implantación del embrión en el útero, sitio donde permanecerá durante su crecimiento y hasta el momento del alumbramiento. En este tiempo, tanto el corazón como algunas células musculares son apenas visibles y con movimiento limitado.
  • Cuarta semana: La estructura del embrión comprende tres capas celulares, que serán las responsables de formar los tejidos de su cuerpo. La primera, el endodermo, se trata de la capa interna que provee de hígado, pulmones y sistema tanto respiratorio como digestivo al nuevo ser. Asimismo, el mesodermo o capa del medio se encarga de la formación de órganos sexuales, huesos, cartílagos, sistema circulatorio y riñones. Finalmente, la capa externa, conocida como ectodermo, se centra en los ojos, el cabello, la piel y el sistema nervioso. Durante esta etapa también se formará el sistema nervioso central, el cual comprende la médula espinal y el encéfalo.
  • Quinta semana: Se estima que el crecimiento del embrión se multiplica al menos cuarenta veces de su tamaño inicial. Tanto su sistema circulatorio como su esqueleto empiezan a ser más palpables y firmes, mientras que la placenta ya cuenta con la cantidad necesaria de líquido amniótico para preservar al bebé y protegerlo.
  • Sexta semana: es el corazón el protagonista de esta etapa. De igual forma, las células inician la carrera por dividirse sin detenerse. En el caso del feto humano, este toma una forma más parecida a la de un bebé, aunque su cabeza es aún demasiado grande en comparación al resto, y en lugar de ojos o nariz, hay manchas opacas. En este punto, el pequeño ya cuenta con páncreas y apéndice.
  • Séptima semana: El embrión ya es un feto completo, los órganos y tejidos fundamentales han madurado y el esqueleto comienza a caer, para tomar la forma que debe tener. De igual forma, la placenta continúa el curso de su desarrollo, dotando de nutrientes al pequeño.
  • Octava semana: Los órganos mayores ya han completado su formación, aunque su camino de crecimiento es aún muy largo. El bebé ya cuenta con labio superior y párpados, mientras que sus orejas y nariz ya empiezan a ser visibles. Asimismo, el cuerpo procede a alargarse y se vislumbran tanto sus piernas como sus brazos. A través de la fina dermis, es posible ver el esqueleto, similar a un cartílago suave.

Gracias a la gastrulación es que las capas embrionarias logran emerger. Sin embargo, aunque son solo tres, no hace de este periodo menos complejo.

Según la especie, puede presentarse por distintos procedimientos: deslaminación, invaginación o embolia, migración celular desde el epiblasto o epibolia.

Se inicia al finalizar la segunda semana y culmina al terminar la cuarta semana, aproximadamente.

Según el número de capas, se pueden distinguir entre diblásticos y tríblasticos. Los primeros, son animales que solo poseen dos hojas embrionarias, entre los que se agrupan: ctenóforos, poríferos o esponjas y cnidarios. Los triblásticos, en cambio, son aquellos con un desarrollo más complejo, de tres hojas embrionarias. Pueden ser protóstomos y deuteróstomos.

segmentación

En esta se muestra la separación del cigoto, la cual genera diversas células conocidas como blastómeros. Es común que se compare al pequeño huevo con una mora debido a sus protuberancias, por lo que en algunos casos se le denomina “mórula”. Este a su vez, da forma a la parte interna de la masa la cual contará con una cavidad llamada blastocele.

La separación se lleva a cabo de distintas formas, siempre en consonancia con la cantidad de vitelo que posea el pequeño ovoide. Cuando existe una menor cantidad de vitelo, la multiplicación se realizará de una forma más rápida. Como dato curioso, en el caso de los anfibios, los cambios durante la organogénesis son mucho más notorios a nivel hepático, que en el corazón.

Feb 10, 2019Redacción

Источник: https://www.animales.website/organogenesis/

Periodo embrionario

¿En qué semana termina la organogénesis?

⌚ 5 Min de lectura | El periodo embrionario es la fase en la que se produce la formación de todos los aparatos y sistemas del embrión, es un proceso conocido con el nombre de organogénesis. Esta fase comprende desde la cuarta a la octava semanas.

El embarazo empieza con la fecundación, que es la unión de las células sexuales femenina y masculina: el óvulo y el espermatozoide. En este momento da comienzo el periodo embrionario hasta la octava semana de embarazo.

Fecundación

Para que se produzca la fecundación la mujer ha de estar en el periodo de ovulación.

La ovulación ocurre cuando un óvulo se desprende de uno de los ovarios, hacia la mitad del ciclo menstrual.

Si en este preciso momento, un espermatozoide se encuentra con el óvulo en las trompas de Falopio, se puede producir la fecundación. El zigoto es la célula resultante de la unión del espermatozoide con el óvulo.

Es una estructura celular que posee toda la información genética necesaria para desarrollarse y convertirse en un bebé.

En la fecundación ya queda determinado el sexo del bebé.  El óvulo solo tiene cromosoma X  pero el espermatozoide tiene cromosoma X o Y. Dependiendo del cromosoma que aporte el espermatozoide, el bebé será niño o niña:

  • Cromosoma X (óvulo) + Cromosoma X (espermatozoide) = NIÑA
  • Cromosoma X (óvulo) + Cromosoma Y (espermatozoide) = NIÑO

Cada bebé es único, con su propio ADN, que lo forman 46 cromosomas que determinarán la herencia genética del bebé.

Primera semana

El óvulo fecundado se divide por primera vez a las 24h de la concepción, es lo que llamamos zigoto.

Durante los días siguientes se sigue dividiendo y forma una bola de células que se llama blastocisto.

  A los 5 días, las células del blastocito se separan en dos grupos: las que formarán la placenta y las que formarán el embrión (células madre).

Al final de esta primera semana, el óvulo fecundado desciende por las trompas de Falopio para llegar al útero al quinto día. Se ancla en la pared del útero (implantación) al final de la primera semana y allí pasará nueve meses.

El útero de la madre ha cambiado y se ha adaptado para el embarazo. La pared interna de la matriz se ha vuelto mullida y más gruesa para favorecer la implantación del blastocisto, necesaria para que el embrión reciba los nutrientes necesarios para crecer.

Segunda semana

Se empieza a formar el embrión que mide 0.2 milímetros. En esta etapa, el embrión tiene una forma redondeada y está formado por dos capas: el endodermo y el ectodermo. Las células se van multiplicando muy rápidamente y van adquiriendo una función específica.

  • Del endodermo se formarán: piel, el revestimiento interno del aparato respiratorio y digestivo, la vejiga, tímpano, tiroides, páncreas e hígado.
  • Del ectodermo: sistema nervioso, piel, órganos de los sentidos (ojos, oído, nariz), uñas, esmalte dentario, hipófisis, pelo, glándulas mamarias y sudoríparas.

Tercera semana

Al embrión le aparece una tercera capa, el mesodermo, de este tejido derivará:

  • El aparato locomotor (huesos, músculos y cartílagos)
  • El sistema vascular (corazón, venas y arterias)
  • Las células de la sangre
  • El sistema genital y urinario (excepto la vejiga)
  • El bazo y glándulas suprarrenales

Se forman las vellosidades coriónicas que conectarán con los vasos sanguíneos de la madre. De este modo, el embrión obtiene el alimento y el oxígeno necesario para crecer. Por otro lado, en el tronco del embrión se va haciendo hueco a órganos como el intestino, hígado, riñones y pulmones.

Cuarta semana

El embrión crece un milímetro cada día (mide unos 5 milímetros) y se inicia el desarrollo de:

  • Las extremidades (brazos, piernas, músculos y hueso)
  • El corazón del embrión (amasijo de células musculares alargadas) empieza a latir a los 22 días aproximadamente. Este rudimentario corazón será el encargado de distribuir el alimento y el oxígeno a todas las partes del embrión para que pueda crecer. El corazón embrionario late a unas 150 pulsaciones por minuto.
  • El aparato digestivo se va diferenciando en sus diferentes partes (esófago, estómago e intestino).
  • Aparecen los órganos de los sentidos, es decir, se forman las cavidades oculares y las orejas.
  • Se empieza a desarrollar el tubo neural, que se convertirá en el sistema nervioso del bebé (cerebro y médula espinal) y la columna vertebral.

Quinta y sexta semana

El embrión va adquiriendo forma humana o de bebé. Crece muy deprisa y ahora tiene el tamaño de un garbanzo (5-6 milímetros). Su cabeza es muy grande respecto al resto del cuerpo y las extremidades muy cortas:

  • En el rostro se distinguen perfectamente los ojos, la nariz, boca y orejas.
  • Los dedos no se distinguen todavía
  • Los brazos y las piernas pueden empezar a moverse al final de la sexta semana.

Séptima semana

El embrión mide unos 22 milímetros. Los tejidos y los órganos formados en la fase embrionaria maduran:

  • El corazón ya tiene cuatro cavidades
  • Se empiezan a formar el paladar y la lengua
  • La placenta aumenta de tamaño para nutrir bien al bebé
  • El cordón umbilical crece mucho y se ensancha
  • Se forman los pezones y los folículos pilosos
  • Los codos y los dedos ya se pueden ver
  • El sistema digestivo y el aparato urinario del feto (que eran una misma estructura) se separan
  • Se produce la neurogénesis o producción de neuronas.

Al finalizar esta semana el embrión mide ya 1 centímetro y son las semanas más delicadas del bebé porque le pueden afectar algunos medicamentos, alcohol, nicotina, cafeína o radiaciones (como las radiografías).

Octava semana

Oficialmente termina el periodo embrionario y el  el embriónpasa a llamarse feto. Se ha formado el esbozo de todos los órganos del futuro bebé y ya empieza a tener forma humana.

  • El rostro del bebé ya está más definido y tiene párpados, nariz incipiente y labio superior.
  • El cuerpo se va alargando, cada vez con más forma humana y la piel es translúcida, por lo que se puede ver el esqueleto. Pero los huesos no están calcificados, están formados de cartílago, es decir, son blandos.

El embrión mide entre 4 y 5 centímetros y pesa 9 gramos. La circulación a través del cordón umbilical está muy bien desarrollada.

Lo que debes saber:

  • Antes de la cuarta semana el embrión tiene una forma redonda formado por distintas capas, endodermo, ectodermo y mesodermo.
  • En la cuarta, quinta y sexta semana el embrión empieza a desarrollar las extremidades y a tener forma de bebé.
  • El embrión pasa a llamarse feto en la octava semana.

Recuerda que en MAPFRE cuidamos tu bienestar y el de los tuyos, por eso te ofrecemos un Seguro de Salud con las mejores coberturas para que siempre estés protegido ante cualquier patología o enfermedad.

CALCULA TU PRECIO

Dra. Esther Martínez García Especialista en Pediatría

Médico consultor de Advance Medical

Источник: https://www.salud.mapfre.es/salud-familiar/bebe/crecimiento-y-desarrollo/periodo-embrionario/

¿En qué semana termina la organogénesis?

¿En qué semana termina la organogénesis?

Indice

  • El desarrollo del embrión
  • ¿En qué semanas se forman los primeros órganos?

El desarrollo del embrión

La embriología humana es la parte de la biología que trata de la formación y desarrollo del embrión, subdisciplina de la genética que se encarga de estudiar la morfogénesis, el desarrollo embrionario y nervioso desde la gametogénesis hasta el nacimiento del bebé, y a su vez, la que define la organogénesis como el periodo comprendido entre la tercera y la octava semana de desarrollo.

En la tercera semana es donde se produce el paso de embrión bilaminar a embrión trilaminar, conocido como gastrulación. La gastrulación es la etapa de desarrollo embrionario que ocurre después de la formación de la blástula, que sigue a la de segmentación, y tiene como consecuencia la formación de las diferentes capas del embrión.

En cuanto a la formación de las diferentes capas del embrión, el ectodermo es la capa germinal más externa y la primera en formarse.

Forma parte de la epidermis y las estructuras asociadas con los pelos, las uñas y el sistema nervioso; por su parte, el mesodermo hace referencia a las células que forman la parte superior de la capa que creció hacia el interior de la blástula y que se desarrolla en la tercera semana de gestación; y, por último, el endodermo, la capa de tejido más interno de las tres capas germinativas, que forma parte del sistema digestivo, glándulas anexas y aparato respiratorio.

Como decíamos arriba, la organogénesis se contempla hasta la semana 8 de embarazo, pues es aquí justo cuando los órganos principales del feto ya están formados, aunque es cierto que todavía les falta crecer y desarrollarse completamente.

¿En qué semanas se forman los primeros órganos?

Es en la tercera semana cuando realmente se produce la implantación del embrión en las paredes del útero materno, donde se seguirá desarrollando hasta el día de su nacimiento. Con estas tres semanas de embarazo, el corazón es un grupo de células musculares aletargadas y diminutas.

En la semana cuatro de embarazo, el embrión estará formado por las tres capas de células que originarán después los tejidos del cuerpo humano.

El endodermo o capa más interna se convertirá en los pulmones, hígado y formará el sistema digestivo y respiratorio. El mesodermo o capa media constituirá los huesos, los cartílagos, los riñones, los órganos sexuales y el sistema circulatorio.

Y, finalmente, la capa más externa o ectodermo formará la piel, el cabello, los ojos y el sistema nervioso.

Además, comenzará a formarse también el sistema nervioso central, constituido por el encéfalo y la médula espinal.

Durante las cinco semanas de embarazo, el embrión multiplica ya por cuarenta su medida, aumentando así aproximadamente dos milímetros su longitud. Su esqueleto y sistema circulatorio empiezan a tomar forma, a la vez que la placenta, donde se aloja el embrión durante las cuarenta semanas, cuenta con el suficiente líquido amniótico para protegerlo.

En la semana seis de embarazo, el corazón del bebé sigue creciendo y sus células se dividen sin parar. Comienza ya a parecerse más a un bebé.

No obstante, si lo comparamos con su cuerpecito la cabeza es muy grande, ya hay manchas oscuras que más tarde estarán ocupadas por la nariz y los ojos y se empezarán a marcar, además, el cuello, la lengua y las cuerdas vocales.

También continúan formándose el tracto digestivo y los pulmones. En este momento ya tiene el apéndice y el páncreas.

Cuando se cumplen las siete semanas, el embrión se convierte en feto. Es aquí cuando los tejidos y los órganos formados en la fase embrionaria maduran. La cola del embrión comienza a caer y el esqueleto adquiere forma. Por supuesto, la placenta sigue formándose y empezará a pasar nutrientes al bebé.

Cuando llega la octava semana, por tanto, todos sus órganos mayores se han formado, aunque no por completo. En esta semana el feto ya tiene párpados, labio superior, y la nariz y las orejas se están empezando a formar.

Además, el cuerpo se está alargando y pueden reconocerse lo que serán brazos y piernas. Es posible ver el esqueleto a través de su piel formado todavía por un cartílago suave.

El corazón y el hígado funcionan y siguen especializándose.

Por tanto, como decíamos arriba, y según la rama de la embriología humana, la organogénesis termina aproximadamente en esta semana (semana ocho), aunque sigan desarrollándose los diferentes órganos en el cuerpo del bebé.  

Líquido amniótico

Definición:

Fluido líquido que amortigua y rodea al embrión y luego al feto. Le permite caminar y saltar dentro de la pared del útero y le proporciona sustentación hidraúlica. Este líquido es producido por la madre hasta la semana 17 de gestación.

El líquido amniótico alcanza su volumen máximo en la 34 semana de gestación aproximadamente llegando a un promedio de 800 ml.

El defecto o exceso de líquido amniótico puede ser la causa o el indicador de problemas para la madre y el feto

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/semanas-embarazo/en-que-semana-termina-la-organogenesis-8543

¿Qué es la gastrulación? – Inicio de la organogénesis

¿En qué semana termina la organogénesis?

La gastrulación es una de las etapas del desarrollo embrionario temprano mediante la cual se forma el disco germinativo trilaminar, una estructura con 3 capas embrionarias diferenciadas que darán lugar a todos los órganos y tejidos del embrión.

La gastrulación ocurre justo después de la segmentación e implantación embrionaria, es decir, cuando el embrión ya se ha dividido en muchas células, se ha convertido en un blastocisto y ha conseguido anidar en el endometrio, dando inicio al embarazo.

Inicio del desarrollo embrionario

Después de la implantación embrionaria, entre las semanas 4 y 5 de embarazo, el embrión en estado de blastocisto empieza a proliferar rápidamente y a sufrir cambios en su estructura.

La masa celular interna del blastocisto se convierte en una especie de masa aplanada que pasa a llamarse disco embrionario, la cual se organiza en dos capas: el epiblasto y el hipoblasto.

Este disco embrionario es el origen de todos los tejidos y órganos del futuro embrión. Por otra parte, las células del trofoectodermo se diferencian en otras estructuras que formarán la placenta.

Implantación y gastrulación embrionaria

¿Cómo se produce la gastrulación?

La gastrulación es el proceso mediante el cual el disco embrionario bilaminar pasa a ser un disco embrionario trilaminar, con 3 capas embrionarias diferenciadas: ectodermo, mesodermo y endodermo.

Concretamente, la gastrulación se inicia a partir de la blástula, cuando las células del epiblasto se dividen y proliferan rápidamente, por lo que necesitan migrar hacia nuevas localizaciones en el embrión.

Esta necesidad de migración celular hace que las células del epiblasto se dirijan hacia el hipoblasto y desplacen a las células del mismo, con lo que aparece la tercera capa embrionaria (mesodermo) entre las dos anteriores.

Formación del disco embrionario trilaminar

El proceso de la gastrulación humana es posiblemente la etapa más importante del desarrollo embrionario, ya que a partir de las tres capas u hojas embrionarias se generarán todos los tejidos y órganos del cuerpo.

Cada una de ellas estará destinada a formar un tipo de tejido diferente, tal y como comentamos a continuación.

Ectodermo

Es la capa más externa que rodea al embrión y la primera que se forma a partir del epiblasto.

Con el inicio de la organogénesis, las células del ectodermo se diferenciarán en dos estructuras:

El ectodermo neuralformará el sistema nervioso, es decir, el cerebro y la médula espinal.El ectodermo superficialformará los tejidos más superficiales, como la epidermis, el pelo, las uñas, las glándulas mamarias, las glándulas subcutáneas y el esmalte de los dientes.

Además, un grupo de células ectodérmicas, los amniocitos, formarán parte del saco amniótico donde quedará el embrión suspendido cuando se forme el líquido amniótico.

Mesodermo

Es la capa intermedia, pero la que se forma en último lugar a partir de la migración de las células del epiblasto, tal y como hemos comentado.

El mesodermo es la hoja embrionaria que formará la mayoría de los tejidos y órganos del futuro feto. Para ello, en primer lugar se diferencia en las siguientes estructuras:

La notocordase sitúa en el eje longitudinal del embrión, desde la base de la cabeza hacia la cola, y actúa como sostén. La notocorda, además, es fundamental para la formación del tubo neural a partir del ectodermo.El mesodermo paraxialse desarrolla en el dorso del embrión a lo largo de la notocorda. Las células mesodérmicas forman los llamados pares de somites, unos bloques celulares a ambos lados del tubo neural que se encargaran de formar el tejido muscular, esquelético, cartilaginoso y la dermis.El mesodermo intermediotambién denominado nefrotomo, ya que dará lugar a los riñones a ambos lados del embrión y otros componentes del sistema urogenital.El mesodermo laterales la parte más externa del mesodermo y la que originará el sistema sanguíneo y cardiovascular. Sus células también darán lugar al endotelio vascular y a las membranas del mesotelio que revestirán las cavidades corporales.Capas embrionarias y organogénesis

Endodermo

Es la capa más interna que, con la diferenciación del cuerpo del embrión y el líquido que queda en el exterior, se divide en dos partes:

El endodermo embrionariodará lugar a los órganos internos del cuerpo, es decir, aquellos que forman el aparato digestivo y el sistema respiratorio, entre los que se encuentran la faringe, el estómago, el intestino, el hígado, el páncreas, la vesícula biliar, los bronquios, la vejiga urinaria, etc.El endodermo extraembrionarioes la parte que queda fuera del embrión y que forma el saco vitelino, una estructura encargada de nutrir y aportar oxígeno al embrión durante las primeras semanas de desarrollo.

Estas dos partes endodérmicas quedan comunicadas por un orificio ancho que próximamente se convertirá en el cordón umbilical.

Síntomas en la mujer

La gastrulación es un proceso que ocurre en una etapa muy temprana del desarrollo embrionario, alrededor de la quinta semana de embarazo.

A pesar de su gran complejidad, todos estos cambios que hemos comentado ocurren dentro del útero de la mujer sin que ésta apenas note nada. De hecho, muchas mujeres ni siquiera saben que están embarazadas cuando ocurre la gastrulación.

El tamaño del embrión durante el proceso de gastrulación es de uno o dos milímetros, por lo que no puede aún ni verse en una ecografía.

Por otra parte, sí es probable que la mujer empiece a sentir náuseas u otros síntomas del embarazo, pero esto se debe al aumento de la hormona beta-hCG.

Por último, cabe destacar que la gastrulación es un proceso clave para el desarrollo embrionario. Cualquier alteración o anomalía durante la formación de las tres capas embrionarias podría conducir a la detención del desarrollo del embrión o a la aparición de defectos congénitos graves.

Por esta razón, es muy importante que la mujer empiece a cuidarse desde incluso antes de quedarse embarazada, con una alimentación saludable y evitando los hábitos tóxicos como el tabaco y el alcohol.

Entrevista al Dr. Miguel Barea

En el siguiente vídeo, el Dr. Miguel Barea nos explica en qué consiste el proceso de la gastrulación en el embrión una vez conseguido el embarazo.

¿Qué es la neurulación del embrión?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

La neurulación es el proceso en el que se forma el tubo neural del embrión, la estructura precursora del sistema nervioso central compuesto por el cerebro y la médula espinal.

El tubo neural se origina a partir de las células del ectodermo que forman la placa neural, la cual se flexionará y terminará cerrándose en una estructura cilíndrica.

Este proceso tiene lugar en la semana 5 de embarazo, justo después de la gastrulación.

¿Qué tipo de gastrulación ocurre en los seres humanos?

Por Zaira Salvador (embrióloga).

Los animales vertebrados tienen diferentes tipos de gastrulación en función de la forma del embrión, su mecanismo de segmentación y la cantidad y disposición de vitelo.

En los embriones humanos, la gastrulación ocurre por invaginación, también llamada gastrulación por embolia. La invaginación es el proceso mediante el cual las células de la MCI del blastocisto se pliegan hacia dentro y se introducen hacia el blastocele. De esta forma, aparecen las dos primeras capas embrionarias: el ectodermo y el endodermo.

Otros tipos de gastrulación son los siguientes: por epibolia, por ingresión, por delaminación y por involución.

Lectura recomendada

Antes de la gastrulación, el embrión sufre un proceso de segmentación desde que es un cigoto (óvulo fecundado con una célula) hasta que se convierte en un blastocisto con multitud de células. Encontrarás más información sobre esto en el siguiente artículo: Clasificación de los embriones humanos según su calidad.

Por otra parte, si quieres seguir leyendo sobre desarrollo embrionario y fetal, te recomendamos entrar en el siguiente post: Las diferencias entre ‘cigoto’, ‘embrión’ y ‘feto’ durante un embarazo.

Источник: https://www.reproduccionasistida.org/gastrulacion/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: