Importancia de un buen desayuno para los niños

Importancia de un buen desayuno para los niños

Importancia de un buen desayuno para los niños

Una correcta y sana alimentación comienza con un buen desayuno. Mientras dormimos nuestro cuerpo se vuelve más lento. Al despertarnos el cuerpo cambia su ritmo, se vuelve más activo, aumenta nuestra temperatura corporal, se eleva la tensión arterial y se prepara para funcionar. Por eso comer nada más despertarnos nos activa para iniciar el día

Indice

Estudios sobre el desayuno

Varios estudios demuestran que no nos alimentamos muy bien por la mañana. El informe EnKid asegura que un 8,2% de los jóvenes acude al colegio sin desayunar y el 74,6% desayuna leche con galletas, pan o bollería; solo el 5% toma alguna pieza de fruta.

Según la última Encuesta Nacional de Salud (2003), tan solo un 7,5% de los niños toma un desayuno equilibrado. Si no desayunamos nos sentiremos más cansados y con falta de concentración. En edades escolares esto tiene consecuencias importantes ya que condiciona el aprendizaje y conlleva a un descenso del rendimiento escolar.

El hábito de desayunar se genera en casa, debemos sentarnos con nuestros niños cada mañana y dedicarle unos 10 a 15 minutos. Se sabe que la calidad del desayuno aumenta con la presencia de un familiar que acompañe al niño en esta comida. No hace falta mucho tiempo para preparar un desayuno sano.

Si el niño no está habituado a desayunar comienza poco a poco, al principio con un vaso de leche o un yogur bastará. Luego incorpora algún tipo de cereal como tostadas integrales o avena y finalmente una fruta o zumo natural.

En ocasiones podemos dividir el desayuno en dos tomas, una al levantarnos con leche o yogur, cereales, pan; y la otra dos o tres horas después donde podemos incorporar la fruta. El desayuno debe aportar entre un 20-30% de las calorías que necesitamos al día, ser completo y variado. Un buen desayuno debe estar formado por: lácteos, cereales y frutas.

Los lácteos (leche, yogures, quesos frescos, requesón): nos aportan proteínas de buena calidad, vitaminas y minerales, especialmente calcio. Los cereales (pan integral, avena): nos aportan principalmente hidratos de carbono que nos darán energía. También aportan vitaminas y minerales, los cereales integrales aportan fibra.

Las frutas: aportan agua (90 – 95%), hidratos de carbono, minerales, vitaminas y fibra.

Opciones para nuestros niños de desayunos saludables

– Leche, tostadas con romate. Zumo natural de frutas.

– Yogur o cuajada con avena y frutas troceadas.

– Leche con avena y un plátano.

– Leche, pan con queso fresco y fiambre magro (pavo, jamón york).

– Leche, tostadas con aguacate. Zumo natural.

En ocasiones especiales (cumpleaños, festivos, etc.) o en fines de semana pueden servirse desayunos con galletas o bollería si es posible caseras, ya que tienen mejor calidad nutricional que las industriales. Debemos hacerle notar al niño que estos alimentos se consumirán en ocasiones y no habitualmente.

Opciones de desayunos especiales

– Leche con cacao, galletas de chocolate caseras.

– Leche con una magdalena o croissant. Zumo de frutas natural.

– Leche con tarta de limón casera.

– Chocolate con churros.

Recordemos que los hábitos alimenticios que tendremos en la edad adulta se generan en la niñez, por lo que hay que procurar que el ambiente de cada comida sea agradable, distendido y en lo posible en familia.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/ninos/alimentacion-infantil/importancia-de-un-buen-desayuno-para-los-ninos-3096

La importancia del desayuno en los niños

Importancia de un buen desayuno para los niños

La importancia de desayunar en un niño se ha acompañado a un estilo de vida saludable. Su consumo regular se ha asociado a ser una de las principales comidas del día, si se hace correctamente le puede ayudar a aumentar su desarrollo intelectual.

La práctica de ayunar por las mañanas puede acarrear consecuencias como cansancio, dolor de cabeza, desgana y somnolencia, convirtiéndose en un largo camino para afrontar la mañana con buen pie y desarrollar mejores calificaciones escolares.

¿Qué tomar en un buen desayuno?

Las mañanas pueden volverse complicadas pero no justifica que nos tomemos nuestro tiempo y responsabilidad para que los niños puedan tomar un desayuno correcto. Es importante imponer unos hábitos alimenticios con los aportes de nutrientes necesarios para su buen crecimiento y poder afrontar el día.

En muchas ocasiones complacemos a los niños con comidas con un alto contenido en grasas y azúcares, como pasteles o golosinas. Este tipo de alimentos aportan muchas calorías y muy pocos nutrientes.

Es importante que en el desayuno por lo menos hagan la ingesta de 3 alimentos de los citado más abajo, así tendrán más energía y fuerza para poder desarrollar las actividades que afronten en la jornada de la mañana.

Un buen desayuno tiene que contener:

  • Hidratos de carbono y lípidos: aportan nutrientes energéticos y entre ellos lo encontramos principalmente en los cereales, el pan y las galletas.
  • Los lácteos y las proteínas son otra pieza importante, lo podemos encontrar en la leche, yogures, los huevos y el jamón.
  • Los vegetales y las frutas tampoco deben de faltar, son un gran aporte de vitaminas y minerales y lo podemos encontrar en frutas, mermeladas y zumos.
  • Las grasas también pueden ser una parte importante, podemos incluir el aceite de oliva y la margarina.

Consejos para que los niños desayunen

Es muy importante habituar a los niños de todas las edades que deben tomar conciencia de la importancia del desayuno.

Debemos impartir una rutina, no hay que hacerlo con prisas y dejar que dediquen de unos 15 a 20 minutos diarios a sentarse en la mesa a ser posibles en un ambiente relajado, lejos de juguetes y tecnología que puedan distraerlos.

Si nos cuesta planificar todas estas tareas en la misma mañana, siempre podemos programarlo la noche anterior. Hay que dejar todo listo para que no tengan problemas a la hora de marchar a la escuela y organizando en una mesa todo lo que deberían encontrarse para poder tener un buen desayuno.

Es importante que nosotros mismos demos ejemplo de desayunar y hacerlo bien. Si puede ser debemos hacer el desayuno con todos los miembros de la familia, pero no sólo en este momento sino en todas las comidas del resto del día. Dormir bien y correctamente es otro punto importante para facilitar el apetito en el desayuno.

Si el objetivo es hacer que hagan un desayuno completo, se puede intentar introduciendo los alimentos importantes poco a poco. Podemos empezar con un vaso con cereales o galletas o probando con un yogur con trocitos de fruta. Es importante también el pan untado con aceite y algún embutido. Sobre todo hay que hacerlo sin prisas y poco a poco.

Otro dato a añadir es el hecho de haber cenado tarde y en gran cantidad, ya que probablemente se levanten inapetentes. Hay que apostar en el desayuno por los alimentos que más le gustan, ya que hay una gran variedad de alimentos a nuestro alcance y poder combinarlos con el mejor plan posible.

Si no has conseguido que finalmente haya desayunado puedes intentar que lo haga más adelante a lo largo de la mañana. Cuando le entre el apetito siempre puedes apostar con un batido con galletas o un zumo natural con un bocadillo.

Hay que reseñar que el hecho de no desayunar no adelgazada, más bien el hecho de hacerlo hará que quememos rápidamente las calorías que hemos consumido y hará que no tengamos tanto hambre a lo largo del día y así evitar los temibles picoteos.

Источник: https://madreshoy.com/la-importancia-del-desayuno-en-los-ninos/

Beneficios de tomar desayuno para los niños

Importancia de un buen desayuno para los niños

Muchas personas subestiman el valor nutricional de un buen desayuno. Por ejemplo, algunas solo toman un vaso de jugo o una taza de café por la mañana.

Sin embargo, muchas investigaciones han demostrado que este tipo de rutina no es la adecuada, en especial si se trata de los más pequeños del hogar.

Es por ello que alimentarse después de despertarse ayuda mucho para vivir una vida más saludable.

Ahora que las clases han iniciado nuevamente y es hora de levantarse temprano, en Clínica Internacional, te mencionaremos los beneficios del desayuno, la comida más importante del día.

Conceptos básicos del desayuno

Imagina que eres un auto. Después de una larga noche de sueño, tu tanque de combustible estará vacío. El desayuno vendría a ser el combustible que te permitirá volver a la carretera; debe proporcionarte suficiente energía para que tu cuerpo comience a funcionar y se mantenga en buenas condiciones hasta la hora del almuerzo.

Un estudio comparó la eficiencia física y mental de un grupo de adultos a lo largo del día, algunos de los cuales desayunaron mientras que otros no.

Contrastando con aquellos que desayunaron, las personas que no se alimentaron bien se volvieron menos eficientes a medida que avanzaba el día.

 A pesar que su productividad solo mejoró luego de almorzar, sus labores no llegaron a dar los mismos resultados en comparación con las personas que sí habían desayunado.

En el caso de los niños, un buen desayuno es fundamental. Aquellos que no ingieren alimentos adecuados durante las primeras horas del día se cansan en la escuela y tienen periodos de atención más cortos.

De acuerdo a los resultados obtenidos en un estudio sobre la materia, los puntajes de los exámenes de quienes no desayunaban eran generalmente más bajos que los que habían tomado un desayuno equilibrado.

Otra buena razón para asegurarse de que consuman un desayuno balanceado es que, normalmente, los niños no consumen suficientes vitaminas y minerales durante el almuerzo y la cena.

 Al tomar desayuno, es más probable que obtengan estos nutrientes que tanto necesitan.

 Además, los niños que no desayunan adecuadamente tienden a comer más comida chatarra durante el día, es decir, refrigerios altos en grasa y azúcar, y de bajo valor nutricional.

Beneficios del desayuno

Las siguientes son razones clave por las cuales el desayuno debe representar una prioridad en la alimentación de cada niño:

1. El desayuno equivale a un mejor comportamiento

Los niños que se saltan el desayuno están más cansados, irritables e inquietos en el transcurso del día. Estos síntomas conducen a un comportamiento agresivo que hace que tengan problemas en la escuela. Aquellos que ingieren regularmente una comida en la mañana tienen más energía, son menos propensos a exhibir un  mal comportamiento y tienen una mejor actitud en el colegio.

2. El desayuno mejora el rendimiento académico

El desayuno ayuda a mejorar el rendimiento mental y la concentración durante las actividades matutinas. Si un niño se salta esta comida, es más probable que sienta más cansancio y esté menos atento en las clases. Los maestros observan que los niños que van al colegio con hambre tienen más dificultades de aprendizaje en comparación con los niños bien alimentados.

Asimismo, se ha demostrado que quienes comen un rico desayuno rinden mucho más en sus labores escolares y muestran energía extra en los deportes y otras actividades físicas.

3. El desayuno y la pérdida de peso: ¿cuál es la conexión?

Algunos adolescentes eligen omitir el desayuno como una manera de perder peso. Sin embargo, no consumirlo hace que tengan más probabilidades de subir de peso, ya que son más propensos a ingerir bocadillos entre comidas o almorzar y cenar en grandes cantidades. Como resultado, se observa un aumento de peso por comer en exceso durante todo el día.

Sé creativo con sus opciones de desayuno

Es fácil preparar un buen desayuno. En el caso que tu niño no tenga tanta hambre, primero haz que tome un vaso de agua o jugo de naranja; esto ayudará a aumentar su apetito.

 Si no está acostumbrado a desayunar, puedes comenzar dándole una pequeña porción antes de que se vaya al colegio y el resto, como refrigerio de media mañana.

 A medida que tu hijo se acostumbra a desayunar, aumenta lentamente la cantidad de alimentos.

Un buen desayuno debe incluir alimentos nutritivos

El pan, los cereales integrales, las frutas, la leche, el yogur y los huevos son buenas opciones para una nutrición saludable. Para los niños mayores de dos años, la leche baja en grasa o que prescinda de esta sustancia es una buena bebida para incluir con el desayuno.

El objetivo de esta comida es alimentar el cuerpo de tu hijo con la proteína y la energía que necesita para comenzar el día. Por supuesto, los niños a menudo aprenden más con el ejemplo, por lo que es importante que tú, como padre, seas un buen modelo para ellos: toma un desayuno nutritivo todos los días.

Sugerencias para que tus hijos desayunen todas las mañanas

  • Si no tienes mucho tiempo en la mañana, intenta cortar un poco de fruta en la noche, de modo que esté lista para solo agregarla a los cereales o yogur.
  • Configura la alarma 15 minutos antes para que tengas más tiempo para preparar el desayuno.
  • Elije alimentos que requieran poca preparación, como leche, yogur, queso, cereales integrales o avena instantánea.
  • Mezclar una variedad de cereales saludables, especialmente los que son bajos en azúcar, son una buena fuente de carbohidratos y fibra para los niños.

Источник: https://www.clinicainternacional.com.pe/blog/beneficios-tomar-desayuno-ninos/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: