La importancia de las mascarillas FFP2 en clase

El lío de las mascarillas, ¿es mejor la higiénica, la FFP2, la FFP3 o la de tela?

La importancia de las mascarillas FFP2 en clase

La semana pasada fueron Alemania y Francia quienes, al anunciar un cambio en sus recomendaciones, empezaron a sembrar la duda sobre si necesitamos mascarillas FFP2 hasta para ir al baño. Después llegó Fernando Simón, quien, con buena intención, trató de aclararlo ante los medios…

pero le salió regular y ha conseguido el efecto contrario arrojando a media España en brazos de las FFP3, que hasta ahora eran las grandes desconocidas.

Esta semana ha sido el turno de Núñez Feijóo, quien desde Galicia ha decidido echar más leña al fuego solicitando al gobierno central la obligatoriedad de las FFP2, al menos en determinados contextos.

Mientras tanto, el ciudadano semiconfinado, que bastante tiene ya con sobrevivir al teletrabajo, al ERTE o a lo que quiera que le haya tocado en suerte en esta pandemia, mira con un ojo los titulares de la prensa y con el otro a su mascarilla de tela y se pregunta. ¿Qué demonios hago?

¿Serán obligatorias en España las mascarillas FFP2 siguiendo la estela de Alemania?

Aunque, en general, vivimos con cierto complejo con respecto a nuestros vecinos europeos, en este caso, y sin que sirva de precedente, los españoles hemos ido un paso por delante en lo que a la regulación de mascarillas se refiere.

En Alemania hasta este mismo mes de enero era suficiente con taparse la boca con las cortinas de la abuela Érika o los calzoncillos del abuelo Hans. Ahora han establecido la obligatoriedad de usar mascarillas quirúrgicas y FFP2 en espacios cerrados públicos pasando de cero a 100.

Sin embargo, nosotros desde abril tenemos una normativa, que de hecho es más restrictiva que en otros países de Europa, para las mascarillas higiénicas. Es la norma UNE 0065, que indica qué requisitos deben cumplir las mascarillas de tela para garantizar la protección en las circunstancias en la que están indicadas.

Yo no tengo la bola de cristal para saber qué pasará aquí… habría que estar loco para hacer predicciones con el historial que llevamos en esta pandemia, pero si estamos atentos a las señales, Fernando Simón ha comparecido dos veces ante los medios desde todo este «asunto alemán» explicando qué mascarilla usar en cada situación.

Ha aclarado que no es igual emplear una mascarilla casera hecha con los retales que uno tiene por casa, que una mascarilla conforme a la norma UNE 0065, que cumple unos parámetros determinados y cuya filtración es superior al 90 %.

¿Necesitamos usar siempre mascarillas FFP2?

Mi pregunta es: ¿alguien se pone la misma ropa para esquiar que para ir a la playa? Del mismo modo que no nos vamos a esquiar en bikini ni nos ponemos el plumas para ir a la playa, hay que valorar qué mascarilla se debe usar para cada situación.

En lugares concurridos y con poca ventilación, como el transporte público, o una clase abarrotada con 25 alumnos que se suben y bajan la mascarilla constantemente estremeciendo al profesor, sí sería recomendable usar FFP2 (recordemos la importancia de emplear medidores de CO2 para estas circunstancias).

Personalmente, las pocas veces que he viajado en AVE o en avión desde el mes de marzo, he llevado FFP2.

Por mucho que algunos medios de transporte garanticen la ventilación (y esto habría que verlo) no estamos exentos de que el señor que se nos siente al lado se quite la mascarilla en un momento dado o lleve una mascarilla con pelotillas del mes de septiembre.

Sin embargo, para la gran mayoría de actividades cotidianas, salvo que tengan lugar en lugares abarrotados y mal ventilados, emplear una mascarilla quirúrgica o una higiénica que cumpla la normativa puede ser más que suficiente.

En primer lugar porque las mascarillas quirúrgicas o higiénicas que cumplen la norma filtran más del 90 %. Y segundo, un detallito sin importancia, porque el precio de las mascarillas FFP2 (unos 2 ) no es asumible para todos los bolsillos.

Mientras no haya ayudas para esto (y regalar una de vez en cuando no es una ayuda efectiva ya que su uso es de ocho horas) obligar a usarlas indiscriminadamente es un brindis al sol. Ocurriría lo que está ocurriendo en Alemania: la gente se compra una FFP2, le pone nombre, le coge cariño… y ya se las guarda con amor para toda la semana o para el mes en algunos casos. Insisto: a partir de las ocho horas de uso no se puede garantizar la eficacia de las mascarillas FFP2.

Fernando Simón y las FFP3, la historia de un disparate

La semana pasada, durante una comparecencia ante los medios, Fernando Simón hizo unas declaraciones en las que afirmó que las mascarillas más eficaces para protegerse a uno mismo eran las de tipo FFP3.

Inmediatamente después, supongo que al darse cuenta del efecto que podrían tener sus palabras, matizó que las mascarillas FFP2 eran altamente eficaces y que con ellas íbamos sobrados. Pero ya era tarde.

Sus palabras, han desencadenado una avalancha de peticiones de mascarillas FFP3 por parte de los ciudadanos de a pie. En las farmacias se han agotado y en algunas tiendas online se ha disparado misteriosamente su precio.

Ojalá se aclarar públicamente y de manera más contundente que las FFP3 no son necesarias para la población en general porque me temo que durante un tiempo arrastraremos este efecto «FFP3».

¿Es mejor usar mascarillas FFP2 o FFP3?

Las mascarillas FFP3 filtran el 98 % de las partículas superiores a 0,3 micras mientras que unas FFP2 filtran el 92 %. Es verdad que hay un 6 % de diferencia. Pero para nosotros, incluso para ir en avión o en metro, con usar FFP2 vamos sobrados, como aclaró después Simón.

Las FFP3 son unas mascarillas que nunca han formado parte de las recomendaciones para la población en general por parte de las autoridades. Se usan para intubar en la UCI, en pacientes de los que se sabe al 100 % que son positivos en COVID-19 y en un contexto en el que el paciente está boca abierta, generándose aerosoles.

En esta circunstancia y otras muy concretas dentro del entorno hospitalario puede ser útil emplear una FFP3. Pero no para ir a comprar el pan. Cuando un niño pequeño juega en una piscina lo hace usando manguitos o flotadores hinchables y con eso tiene suficiente.

Un niño no necesita para protegerse el flotador salvavidas del socorrista aunque no cabe duda de que último sea más seguro.

¿Podemos entonces olvidar las FFP3?

No es que podamos, sino que debemos. En primer lugar porque podría generarse desabastecimiento y que estas mascarillas no llegasen a los hospitales, donde realmente son necesarias.

Y en segundo lugar, porque si las mascarillas FFP2 cuestan unos 2 , las FFP3 están en torno a 3 o 5 por mascarilla y eso no hay bolsillo que lo sostenga.

Del impacto medioambiental del uso indiscriminado de mascarillas de un solo uso ya hemos hablado en numerosas ocasiones y es otro factor que no debemos dejar de lado.

En resumen: ¿qué mascarillas tenemos que usar?

Las recomendaciones en España por parte del Ministerio de Sanidad y del Ministerio de Consumo no han cambiado.

Para hacer vida ordinaria, en espacios poco concurridos, las mascarillas indicadas son las mascarillas que filtren más del 90 % como las quirúrgicas o las higiénicas que cumplan UNE0065. Para personas que están en contacto con el virus o usan en

transporte público y otros lugares poco ventilados, lo ideal sería emplear FFP2. Y por favor, olvidémonos de las FFP3 porque las mascarillas no son un iPhone. A este paso habrá demanda de FFP4 para el mes de junio…

Conforme a los criterios de

Saber más

Источник: https://www.elmundo.es/ciencia-y-salud/salud/2021/01/31/6013f13821efa0ea058b45d9.html

Alemania: uso obligatorio de mascarillas FFP2 en Baviera bajo la lupa

La importancia de las mascarillas FFP2 en clase

El jefe de gobierno del estado federado de Baviera, Markus Söder, no deja pasar un día sin una nueva idea para luchar contra la pandemia del coronavirus. Primero pidió que la vacuna fuera obligatoria para el personal de enfermería.

Luego hizo el siguiente anuncio: a partir del próximo lunes (18.01.2021), el uso de mascarillas FFP2 será obligatorio en Baviera en las tiendas, autobuses y trenes.

 Una idea a la que hasta ahora no se ha unido ningún otro estado federal alemán.

Desde el comienzo de la pandemia, Baviera ha destacado por sus cifras de contagio comparativamente altas. Varios expertos pueden entender definitivamente esta idea.

«Por supuesto que una mascarilla FFP2 es mejor»

«En principio, creo que la idea es buena», asegura, por ejemplo, el virólogo Jonas Schmidt-Chanasit. Sin embargo, esto tendría que estar vinculado a algunas ofertas por parte del gobierno.

Por un lado, el libre acceso a tales mascarillas médicas, y por otro, las instrucciones sobre cómo usarlas correctamente: «Sin tales ofertas, lo veo de forma crítica», agrega. Por su parte, el virólogo alemán Alexander Kekulé añade que «por supuesto, una mascarilla FFP2 es mucho más segura que una común, que a menudo se lleva muy suelta.

Especialmente en el transporte público, mucha gente se amontona en un espacio reducido». Con una mascarilla FFP2, el riesgo de infección se reduciría significativamente, asegura el experto.

Markus Söder, jefe de gobierno de Baviera.

La izquierda teme la exclusión de los pobres

La abreviatura «FFP» en inglés significa «pieza facial filtrante».

Estas mascarillas se diferencian de las simples, que se han convertido en parte de la vida cotidiana en Alemania, en que se ajustan mucho más a la cara.

No solo se filtra el aire exhalado, sino también el aire inhalado. Hay tres clases de calidad de mascarillas de FFP, que difieren aproximadamente en la cantidad de partículas que pueden filtrar.

La mayoría de estas mascarillas se utilizan en el lugar de trabajo, pero en Alemania es cada vez más común ver a muchas personas usándolas.

El requerimiento estándar para las mascarillas FFP de clase 2, ó FFP2, para abreviar, establece que estas mascarillas deben ser capaces de mantener fuera el 94% de los aerosoles de prueba, que son partículas líquidas muy finas. Pero como todo, esto también tiene su precio.

Según informó una farmcia de Berlín a DW, una mascarilla FFP2 cuesta alrededor de 2,50 euros. Precios que pueden convertirse rápidamente en un problema para las familias de bajos ingresos si el estado no ofrece mascarillas de forma gratuita.Además, oficialmente, las mascarillas FFP2 solo pueden usarse una vez.

Jens Spahn, ministro de Salud de Alemania.

A la discusión se sumó inmediatamente la presidenta del partido La Izquierda, Katja Kipping: «Una obligación FFP2, sin proporcionar mascarillas, significa en la práctica que los pobres están completamente excluidos de la vida pública».

Desde diciembre, debido al aumento del precio, las personas mayores de 60 años, las personas con enfermedades previas y las mujeres embarazadas, por ejemplo, pueden recoger gratuitamente mascarillas FFP2 en las farmacias.

Según informes de los medios, Baviera quiere proporcionar alrededor de 2 millones de mascarillas gratis a los más necesitados.

En los hospitales se usa a menudo varias veces

Aunque oficialmente las mascarillas FFP2 son de un solo uso, los hospitales alemanes informan que estas se usan hasta cinco veces durante unas ocho horas.

Los médicos de los hospitales, por ejemplo, usan una mascarilla los lunes o martes, la lavan a altas temperaturas después de su uso y la vuelven a usar la semana siguiente.

En muchas empresas, por ejemplo, también se recomienda que las mascarillas solo se usen durante un máximo de ocho horas y que se quiten durante los descansos, ya que respirar a través de las FFP2 es considerablemente más difícil que a través de una simple mascarilla de tela.

Entonces, ¿es posible ordenar así de fácil el uso de estas mascarillas en pocos días? ¿Y realmente tienen el efecto que Söder espera? Al respecto, el jefe de higiene hospitalaria del Hospital Universitario de Hamburgo-Eppendorf, Johannes Knobloch, advierte que no hay que tener grandes expectativas: «Si no se lleva la FFP2 correctamente ajustada, no funciona mejor que una mascarilla común desechable».

(ct/cp)

  • «Mientras no tengamos una vacuna, sigue siendo muy importante el uso de la mascarilla. Es un símbolo de solidaridad con el prójimo. Un escudo sencillo y al alcance de todos. La evidencia de que funciona es cada vez mayor. Probablemente a nadie le gusta usarla, pero hay que recordar que podemos ser asintomáticos y, al mismo tiempo, contribuir a que otros se infecten».
  • Cooperamos con América Latina porque son los que más están sufriendo en esta primera fase de la pandemia. Alemania puede aprender mucho de la dimensión del COVID-19 allí y de las medidas que se han tomado. Es errado pensar que los países de la región deben aprender de Alemania o que nosotros somos los profesores y los latinoamericanos son los alumnos que escuchan. La cooperación no funciona así.
  • Los países latinoamericanos deberían preparar y fortalecer mejor sus sistemas de salud pública. También trabajar en la descentralización de la salud para que funcione no solo en la capital. Esa sería una gran lección, y ojalá sea parte del aprendizaje de América Latina. Veremos si se llega a implementar.
  • Esto existe en todos los países del mundo. La desinformación y el rechazo de las personas a tomarse el trabajo de informarse bien y buscar fuentes sólidas está en todas partes. Ojalá que haya un fortalecimiento de la distribución de hechos científicos y salud por parte del Gobierno, que es el indicado para ese rol. Estados Unidos es el peor ejemplo que existe.
  • Es probable que la trasmisión se reduzca por el clima, pero el virus no va a parar por eso. Antes se decía que con altas temperaturas ya no habría problemas, pero luego vimos los casos en la Amazonía. También se dijo que en las zonas altas de los Andes el virus no era estable, y estamos viendo brotes enormes en esas zonas. Hay que tener mucho cuidado con esas conclusiones.
  • Hay que esperar y no crear falsas esperanzas. Ojalá funcione para 2021. Muchas de las vacunas que se están desarrollando son muy buenas. Yo soy amigo de todas las vacunas y no tengo preferencias. La demanda es tan grande que necesitamos todas. Por ahora, hay que tener confianza en las autoridades sanitarias de los países de la región, que están haciendo su trabajo dentro de sus posibilidades.
  • Ese es un gran interrogante. Según propios análisis, yo creo que el riesgo de que el virus mute lo suficiente para escapar de la inmunidad inducida por la vacuna en la población es muy bajo. El virus de influenza A cambia muy rápidamente sus proteínas, pero los coronavirus no. Los coronavirus, incluyendo probablemente el SARS-CoV-2, tienen una proteína que corrige errores en su genoma.

Источник: https://www.dw.com/es/alemania-uso-obligatorio-de-mascarillas-ffp2-en-baviera-bajo-la-lupa/a-56228448

Mascarillas obligatorias en la vuelta al cole: cómo elegir

La importancia de las mascarillas FFP2 en clase

Seis años. Es la edad a partir de la cual los niños tendrán que llevar mascarilla en clase, aunque se mantenga la distancia de seguridad.

Así lo ha anunciado el Gobierno tras una reunión con las comunidades autónomas, recomendando, además, que las clases sean presenciales hasta, al menos, 2º de la ESO.

Ante este nuevo protocolo, elaboramos una guía sobre qué tipos de mascarilla pueden utilizar, cómo garantizar que protejan bien y el gasto extra que supone al presupuesto mensual de una familia.

Qué tipo de mascarilla deben llevar

Mascarillas higiénicas. Son las que recomienda el Gobierno en el informe '¿Qué debes tener en cuenta al comprar una mascarilla?', publicado por el Ministerio de Consumo.

En el mismo explica que «los niños y niñas deben usar mascarillas higiénicas acordes a cada rango de edad. Existen tres tallas entre los 3 y los 12 años”. Recuerda, además, la importancia de que un adulto supervise en todo momento la colocación, uso y retirada de la misma.

A partir de los 12 años, la recomendación es la misma pero ya de talla de adulto.

Dentro de estas mascarillas encontramos de dos tipos, las reutilizables, en las que el fabricante indica el número máximo de lavados para garantizar su eficacia y las que no lo son. Tanto unas como otras, no se recomienda usarlas, por cuestiones de comodidad e higiene, más de cuatro horas.

Por lo tanto, teniendo en cuenta la duración media de la jornada escolar, de unas cinco horas por las mañanas más otras dos o tres por la tarde, lo recomendable serían dos mascarillas diarias por menor, lo que implica diez mascarillas semanales.

Recordamos que tanto higiénicas como quirúrgicas protegen a los demás y solo protegen a uno mismo si se combinan con una distancia de seguridad mínima y una correcta y continua higiene de manos.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitaria, Fernando Simón, recordaba a finales de julio que las mascarillas FFP2 no están recomendadas en ningún caso para la población sana. «Tengan válvula o no, están pensadas para que una persona que las lleve no se infecte», las calificó como «las egoístas, yo me protejo y los demás...», afirmaba en rueda de prensa.

A cuánto asciende el gasto semanal

El pasado mes de abril el BOE fijaba en un máximo de 0,96 euros el precio de las mascarillas quirúrgicas desechables, pero no llegó a especificar el de las higiénicas.

No obstante, son fáciles de encontrar en farmacias por menos de un euro o en packs de 50 mascarillas que rondan los 40.

Tomando como ejemplo esto último, por cada estudiante, se invertirían entorno a los ocho euros semanales en esta barrera de protección (contando con las diez necesarias).

El coste mensual asciende a 32 euros en mascarillas higiénicas, que son las recomendadas o en el caso de quirúrgicas desechables a un máximo de 38,50€, sin contar con las que niños y jóvenes emplearán durante las actividades extraescolares, clases de apoyo y el fin de semana. En una familia de dos niños en edad escolar, el coste superaría los 60 euros mensuales.

Y si lleva de tela, ¿cuánto me costaría y cada cuánto se debe lavar?

Dado la mascarilla se ha convertido en un complemento más este año, es probable que tu hijo o nieto quiera utilizar mascarillas de tela que, además de ser las más estéticas, son perfectamente válidas para la población sin síntomas, son las más baratas a medio plazo y también las más ecológicas.

Según la normativa vigente, para que una mascarilla de tela esté homologada debe tener la referencia UNE 0065:2020 y es considerada como una mascarilla higiénica reutilizable, por lo que ni la OMS ni el Ministerio de Sanidad hablan de la necesidad de que tengan filtro. Lo único que tenemos que tener en cuenta con este tipo de sistemas de protección es que su lavado frecuente es importantísimo y a ser posible, diario.

¿A cuánto asciende el gasto medio?

Si hablamos de mascarillas de tela homolagadas, que son las únicas que garantizan su eficacia y respirabilidad, encontramos diferencias en cuanto a su vida útil, es decir, en función del número de lavados que acepta. Pero debemos tener en cuenta que al considerarse una mascarilla higiénica reutilizable, se recomienda lavarla después de cuatro horas de uso.

  • Mascarillas de 10 lavados: su precio ronda los 5€ y son seguras 40 horas. Es decir, llevando dos a clase, para cambiársela siguiendo las recomendaciones, su vida útil es de dos semanas. Al mes, que tu hijo lleve esta mascarilla te saldrá por 20 euros. 
  • Mascarilla de 30 lavados: tiene un precio medio de 10€ y mantiene su eficacia 120 horas. El estudiante debería llevar dos a clase, para cambiarla cada cuatro horas y así, con un par, por 20 euros tendría cubierto el corte de mascarillas durante un mes y medio de clase. 
  • Mascarilla de 40 lavados: cuestan en torno a los 14 euros y son seguras durante 160 horas. Siguiendo las mismas pautas anteriormente citadas, dos diarias, por 28 euros las podrá emplear durante dos meses completos.

Aunque ya hemos visto que, en cualquier caso, son más económicas que las mascarillas higiénicas desechables, debemos tener en cuenta que el factor pérdida también entra en juego, sobre todo cuando hablamos de niños pequeños. Es evidente que no es lo mismo que tu hijo o nieto vuelva a casa sin una mascarilla de 96 céntimos que sin una de cinco o diez euros. 

Se pueden introducir en lavadora siempre y cuando la temperatura del agua sea superior a 60 grados, o bien desinfectarlas en una dilución de lejía 1:50 durante media hora y aclararlas posteriormente.

El Ministerio de Sanidad también contempla el empleo de virucidas autorizados para su limpieza.

La hora del secado también es fundamental, por lo que una secadora, un tendedero al sol o incluso un secador de manos serán una opción estupenda para garantizar su efectividad.

Seguir las recomendaciones de uso de las mascarillas es fundamental no solo para evitar contagios de coronavirus sino también para evitar otras afecciones que están relacionadas con el uso excesivo de la misma, como puede ser la neumonía, como bien nos advertía Laura Sierra, médico neumólogo del hospital HM Regla de León, «la inhalación continuada de esos virus y bacterias acumulados en las mascarillas, sumado a la falta de efectividad derivada de su uso excesivo, predispone a nuestro organismo a padecerla”.

MÁS

Источник: https://www.uppers.es/salud-bienestar/noticias-salud/mascarillas-obligatorias-seis-anos-claves-elegir-mejor_18_3001695226.html

Mascarilla doble, de tela, FFP2 o FFP3: qué opción es la mejor para la tercera ola del Covid-19

La importancia de las mascarillas FFP2 en clase
Madrid 26/01/2021 – 18:35

Los malos datos de la tercera ola del coronavirus han llevado a la población a preocuparse todavía más por la importancia que tienen las mascarillas.

Así, se está generalizando el uso de mascarillas FFP2 -inicialmente reservadas para sanitarios-, Fernando Simón llegó a recomendar la utilización de mascarillas FFP3 y se está sembrando la duda sobre las mascarillas de tela.

Así, a continuación puede resolver sus dudas sobre qué opción es la mejor para evitar el contagio del Covid-19 de la mano de Daniel Fisac, director adjunto Dräger Iberia, empresa que desarrolla, produce y comercializa equipos y sistemas para aplicaciones médicas.

Dudas sobre las mascarillas de tela, pero la OMS las defiende

«Todas las personas de menos de 60 años que no tengan problemas de salud particulares pueden usar las mascarillas de tela, no quirúrgicas». Así de contundente se ha mostrado al responsable de gestión de la pandemia de la OMS, Maria Van Kerkhove, ante las dudas que han mostrado algunos países europeos sobre la eficacia de las mascarillas de tela.

Las mascarillas caseras fueron la primera barrera de la que se sirvió la población en los primeros compases de la pandemia, cuando había escasez de material. Sin embargo, los expertos pronto descartaron la posibilidad de hacer mascarillas en casa con cualquier tela, como recomendó el Gobierno de EEUU.

Daniel Fisac explica que «en estos momentos no se puede garantizar ni la procedencia ni que el material usado para la fabricación de determinadas mascarillas sea el adecuado y esto ha ocurrido principalmente con las mascarillas de tela, donde en algunos casos se habla de un uso combinado con un filtro, otros sin filtro, número de lavados, etc». Así, la mejor forma de estar seguros con nuestra mascarilla de tela es utilizar una mascarilla quirúrgica debajo o adquirir esas mascarillas quirúrgicas que tienen un bolsillo para poner un filtro.  No obstante, respecto a mascarillas de tela destaca la opción de Eroski que asegura tener efectos que inactivan el virus.

Las mascarillas quirúrgicas: las más adecuadas para exteriores

La mascarilla quirúrgica, según explicó el Gobierno en esta guía sobre mascarillas, es la opción que deben elegir las personas sanas. Sin embargo, ante el aumento creciente de los contagios y las nuevas cepas con mayor poder de transmisión, muchos han decidido optar directamente por las mascarillas FFP2. 

El director adjunto Dräger Iberia explica a este medio que las mascarillas quirúrgicas evitan la transmisión del portador de esta hacia los demás, pero no le protegen de los aerosoles enviados por otras personas del entorno. Teniendo esto en cuenta, Daniel Fisac entiende que las mascarillas quirúrgicas son una opción válida para exteriores porque el riesgo de contagio es menor.

Las mascarillas FFP2: las mejores para trasporte público y trabajo

Mascarillas FFP2

La mascarilla FFP2 es un Equipo de Protección Individual (EPI) cuyo uso está recomendado para el personal sanitario y las personas que estén al cuidado de pacientes contagiados. Sin embargo, cada vez la población general las utiliza para ir en transporte público y en el trabajo.

El portavoz consultado explica que esta alternativa sería la mejor para espacios interiores: «Podemos afirmar que cuanto mejor sea la capacidad de filtración, mayor seguridad aportaremos y en este caso una mascarilla tipo FFP2 es mas recomendable que una quirúrgica para espacios interiores«. Esto se debe a que las mascarillas quirúrgicas tiene una a mayor capacidad de filtración con respecto a las quirúrgicas o higiénicas, del orden del 92%, y tienen un ajuste mucho mayor. Dos factores esenciales para evitar el contagio por los temidos aerosoles.

¿Es útil utilizar doble mascarilla (quirúrgica + FFP2)? Es un método de ahorro entre personal sanitario

Utilizar doble máscarilla: FFP2 y quirúrgica

Otra costumbre que se está instaurando entre la población es la utilización de dos mascarillas a la vez, una quirúrgica y otra FFP2.

A este respecto, el entrevistado cuenta que «no hay ninguna evidencia científica que demuestra que llevar dos mascarillas de este tipo es más seguro».

Además, es una técnica que comprometería aún más la respiración del portador y sería un derroche económico.

Entonces, la explicación de esta tendencia social es que parte de la población ha visto a sanitarios que utilizan este método de la doble mascarilla. Un sistema que utilizan para ahorrar, pues si la mascarilla quirúrgica (la que va delante y más barata) se mancha por salpicadura, seguirían trabajando con la FFP2.

Qué son las mascarillas FFP3 que recomendó Fernando Simón: solo para sanitarios

Mascarillas FFP3 sin válvula

Fernando Simón, director del CCAES, explicó la semana pasada en rueda de prensa que las mascarillas FFP3 sin válvula son las más eficaces en la filtración, que alcanza el 98% de las partículas. No obstante, reconoció que las opciones de FFP2 son suficientes.

Daniel Fisac explica que estas mascarillas están sujetas a un estricto proceso de fabricación, certificación y regulación lo que garantiza el gran nivel de filtración, sobre todo de aerosoles.

«La utilidad de estas mascarillas se establece para aquellos entornos donde la exposición al virus, a partículas y aerosoles es directa, como por ejemplo más destacado el personal sanitario» sentencia.

comentariosforum0WhatsAppLinkedin

Источник: https://www.eleconomista.es/nacional/noticias/11014329/01/21/Mascarilla-doble-de-tela-FFP2-o-FFP3-que-opcion-es-la-mejor-para-la-tercera-ola-del-Covid19.html

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: