Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Cómo es mi bebé con once meses

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Esta nueva etapa está llena de novedades y avances: le están saliendo los dientes, cada vez come más cosas y está dando sus primeros pasos o acercándose a ellos.

CÓMO ES EL BEBÉ DE ONCE MESES

Estos últimos meses se están produciendo muchísimos cambios y con 11 meses se avecinan algunos más. El fin de la lactancia, sus primeros pasos, rabietas, mordiscos, sus primeras palabras…

Cada vez está más alto, le encanta jugar, las bromas, te habla en su propio idioma y cuando te tira besos es irresistible.

Muchas mamás interrumpen la lactancia cuando los niños van a cumplir el año. Si es tu caso, es bueno planificarlo desde ya, para que sea un proceso paulatino y el bebé se adapte fácilmente.

Ahora ya come casi de todo, e incluso puede que ya sepa usar la cuchara él solito, aunque la mitad de la comida no llegue a buen puerto.

Recuerda que para que un alimento tenga éxito es necesario introducirlo en su alimentación poco a poco y no añadir más de 2 alimentos a la vez. Tu peque necesita tiempo para adaptarse a nuevos sabores.

Y hablando de la boca, quizá tu peque se esté aficionando a dar mordiscos. Es un comportamiento que suele darse entre los 10 meses y el año.

No debes preocuparte, es parte de su forma de descubrir el mundo. No quiere decir que sea agresivo o mal educado y con el tiempo dejará de hacerlo. Para ayudarle a que remita es bueno explicarle que no se debe hacer con mucha paciencia.

Con sus primeros pasos llega la época de las caídas. Lo mejor es estar mentalizado de que caerse es inevitable para aprender a andar.

Es importante apoyar al bebé cuando se arriesgue y también cuando lo logre, aunque hay que estar siempre vigilante. Sabemos que es difícil, pero intenta evitar caras de estrés y peligro, decirle que se va a caer o que se va a hacer daño, sino el bebé asimilará que está siempre en peligro.

Recuerda que la mayoría de las veces es más el susto que el daño. Para evitar caídas innecesarias vigila que los muebles sean robustos y resistan su peso porque al principio se va a apoyar en ellos buscando equilibrio y estabilidad. Quita los más inestables de su campo de acción.

Continúa aumentando unos 70gr por semana de media. Durante el duodécimo mes los bebés pesan una media de 7950gr si son hombres y 8760 gr si son mujeres.

En cuanto a la talla, puede oscilar entre los 69cm y los 75cm.

   MOVILIDAD

A estas alturas la fontanela está prácticamente cerrada y la mayor preocupación de los papás son las formas de las piernas y de los pies.

A medida que comience a andar se irán normalizando sus piernas, así que aunque es bueno ir observándolo, es pronto para preocuparse.

Ya está a punto de comenzar a andar seguramente, aunque para eso necesita la ayuda de tu mano o de algún juguete.

No solo es importante vigilar la estabilidad de los muebles en los que se apoye, vigila también tu espalda porque darás muchos paseos con él en las próximas semanas y puede que te resientas por una mala postura.

Durante estas semanas tu niño estará más centrado en desarrollar las habilidades motoras gruesas que las finas.

Es decir, tendrá más interés en ejercitar los músculos de las piernas y la espalda que le permitirán caminar, que los de las manitas. Irá probando nuevas posturas hasta lograr mantener el equilibrio por si solo.

Eso no quiere decir que olvide ejercitar sus habilidades manuales. Todo lo contrario. Le encantará participar durante la hora de comer y coger la cuchara.

Es importante que aunque parte de la comida se pierda, dejes libremente al niño ejercitar estas actividades para que finalmente sea capaz de alimentarse por sí mismo. Estimúlale con su propio plato y su propia cuchara.

También le encanta meter y sacar objetos en una caja, aplaudir o lanzar besitos.

Ya puede coger pinturas aunque dibuje simplemente rayas y es capaz de hacer dos cosas a la vez. Sujetar el vaso con una mano sin soltar el peluche con la otra, por ejemplo.

  GUSTO

Continúa experimentando nuevos sabores y nuevos olores.

  VISTA

Adquiere una nueva perspectiva ahora que puede levantarse y ver las cosas desde otra altura.

  OÍDO

Ha desarrollado el oído muchísimo durante estos meses y le encantan los juguetes musicales.

Es posible que este mes diga sus primeras palabras aunque de momento son sonidos repetidos como MAMAMA y utiliza sílabas para referirse a distintos objetos.

Lo más probable es que las mismas sílabas las utilice para diversos objetos, aunque es posible que ya diga algunas palabras con sentido como “agua”.

Celebra con él cada vez que entiendas algo y enséñale a decir gracias, aunque aún no lo diga perfectamente. Seguramente comenzará a balbucear frases enteras eso sí, no te enterarás casi de nada, y te parecerá que habla en otro idioma.

Aunque todavía no hable, entiende el significado de palabras y frases sencillas como “vamos a comer”, “vamos a jugar”, “¿dónde está mamá, papá o la hermanita?”.

Está comenzando el proceso de entender que las palabras se refieren a cosas. Cuanto más lo hagas, más rápido crecerá el vocabulario de tu peque. Es el principio del pensamiento simbólico.

  HABILIDADES SOCIALES

En esta etapa imita absolutamente todo lo que hacen los demás: gestos, actitudes, entonación, comportamientos… Al repetir y repetir desarrolla destrezas manuales que antes no tenía.

Aprenderá a comer con la cuchara, aprenderá a beber agua, saludar, tirar besos, etc.

Es probable que ya sepa besar y le encante dar besos a sus papis. Dale cariño y déjate querer siempre que quiera expresar su cariño.

También es importante que aunque estés muy satisfecha de sus progresos no le pidas que bese a extraños sobre todo si se muestra reticente.

En cuanto a su carácter social, le encantan las reuniones, sobre todo si lo llevas en brazos, lo que no le hará tanta gracia es compartir sus juguetes y no menos aún que se los quites.

Puedes pedirle que te los dé, pero no se los quites por la fuerza. Se enfadará mucho y además aprenderá que eso es lo que debe hacer cuando quiera algo y no lo consiga.

Ejercita constantemente su memoria. Además ahora sabe hacer muchas cosas por sí solo.

Querrá comer por si solo o quitarse los calcetines aunque no sabe como volver al inicio, es decir volver a ponérselos…

¡Está aprendiendo muchísimo!

  IMITACIÓN

Su capacidad de comprensión y de imitación continua avanzando. Tu bebé observa todo lo que sucede a su alrededor y quiere imitarlo.

Además cada vez avanza hacia el pensamiento abstracto y simbólico y hacia el desarrollo del lenguaje no solo como una habilidad más sino como expresión compleja de sus pensamientos y necesidades.

Источник: http://my.imaginarium.es/desarrollo-bebes/bebe-once-meses/

Bebé de once meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el undécimo mes de vida

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Aunque realmente no hay mucha diferencia con los diez meses, a los once meses del bebé observamos que día a día aprenden cosas nuevas, exploran un poco más y buscan nuevas metas a las que hacer frente.

Se trata de una época marcada, sobretodo, por el deseo de compañía (siguen sintiendo la angustia de separación) y sus cabezas, sus deseos y sus necesidades van un paso por delante de sus posibilidades psicomotrices. Vamos a ver a continuación algunos rasgos del bebé de once meses.

A esta edad tienen una increíble habilidad coordinando las manos y la boca y cogen con facilidad alimentos pequeños (guisantes, uvas, ensaladilla rusa) para llevárselos a la boca.

La mayoría de ellos son capaces de mover la comida un buen rato en la boca sin atragantarse, morderla con los dientes o chafarla con las encías (algunos bebés aún no tienen dientes a esta edad) e ingerirla definitivamente.

Muchos de los bebés amamantados empiezan entre el décimo y undécimo mes a aceptar comida y donde antes había malas caras o bocas cerradas ahora hay curiosidad y ganas de probarlo todo.

Los trozos deben estar ya presentes en la alimentación de los niños y niñas para evitar que se acostumbren a la textura “papilla” y rechacen después los alimentos.

El sueño a los once meses de edad

Impredecible, variable, sin pauta fija. Algunos bebés duermen bastantes horas seguidas a esta edad, aunque como ya hemos comentado otras veces, el sueño maduro no llega realmente hasta los 5-6 años, por lo que sigue siendo normal y habitual que los bebés de once meses sigan despertándose a menudo.

La aparición de los dientes, que cuando no es uno es otro, la angustia de separación (no quieren sentirse solos), la cantidad de cosas que aprenden durante el día y la necesidad de succión (además de, probablemente, otras muchas causas), hacen que los despertares nocturnos sigan siendo habituales.

Sociabilidad del bebé de once meses

A los once meses no hay demasiadas novedades en las áreas de socialización y lenguaje del desarrollo de los bebés. Algunos empiezan a decir mamá o papá con sentido, aunque la mayoría de los bebés no lo harán hasta más adelante.

La mayoría saben ya que cuando algo se les cae o se lo escondemos está en alguna parte y lo buscan pese a no verlo, imitan gestos y muchos incluso colaboran vistiéndose o desvistiéndose (levantando los brazos cuando toca o haciendo fuerza para meter las mangas).

Empiezan a entender un poco de qué va el tema de las prohibiciones y nos lo demuestran poniendo caras de “me hablas diferente a otras veces” o llorando si no pueden hacer aquello que quieren.

Lo más habitual es que no nos hagan demasiado caso pese a que repitamos las cosas varias veces. Como padres debemos comprender que la capacidad de pensar las consecuencias de los actos a esta edad es limitadísima (por no decir nula), que entienden sólo algunas cosas de las que les decimos y que son poco capaces de memorizar normas y por lo tanto de interiorizarlas.

El consejo es seguir repitiendo las cosas (seguir dando nuestra versión de los hechos), tener mucha paciencia y tratar de desviar la atención de nuestro hijo hacia otra cosa cuando está a punto de hacer (o está haciendo) algo que no queremos que haga.

Desarrollo del bebé de once meses

A esta edad la mayoría de bebés que reptaban ya gatean, los que gateaban ya se levantan con ayuda de las manos de papá y mamá o apoyados en muebles o paredes y los que ya se levantaban se atreven incluso a echar algún paso sin apoyo (los menos).

Es increíble ver la velocidad que cogen gateando y cómo sortean los obstáculos. Muchos incluso se paran, se sientan, juegan a algo y vuelven de nuevo al gateo para llegar a un nuevo destino.

En el momento en que consiguen ponerse de pie descubren un mundo a 75 cm del suelo, muy diferente al que observan cuando están sentados o gatean. Cajones, mesas de centro, sillas, muebles bajos, reproductores de DVD, mandos a distancia, móviles, sofás, etcétera, son parte de las novedades que descubren y que les encantan.

Muchas veces pierden incluso el norte cogiendo cosas con las dos manos para tocarlas, quedándose de pie hasta que caen o se dan cuenta de que están de pie sin apoyo. Esto, sumado al ansia por tocarlo todo, hace que sea la etapa en la que muchos padres, dicen -cariñosamente- que están “como las cabras”.

Sus ojos y su cabeza van por delante de sus posibilidades y, literalmente, se tiran a por lo que les gusta o quieren en ese momento.

Te quitan la comida del plato, te agarran el cepillo de dientes, te abren los cajones, meten la cabeza en la lavadora y se pasan un buen rato descubriendo ese micro mundo cerrado metálico llamado tambor y se meten en los armarios que abres y te hacen el inventario (“esto, fuera, esto, fuera, esto, también fuera”), entre otras cosas.

Es una etapa dura para los padres desde el punto de vista físico, porque ellos son capaces de ponerse de pie con el peligro que ello conlleva y nosotros debemos convertirnos en su seguro de vida, su escalera para ver lo que quieren ver en las alturas, sus pies para llegar allí donde sus ojos lo hacen y sus cuerpecitos no y sus brazos para ayudarles a sostener aquello que sólo pueden agarrar unos momentos.

Sin embargo es una etapa mágica, porque empieza a conformarse su carácter, porque te sonríen antes de hacer algo “sospechoso” y porque te das cuenta de que el bebé que hace once meses se acurrucaba en tus brazos es ahora una personita con muchas capacidades.

Otras etapas del bebé

  • Bebé de un mes: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el primer mes de vida
  • Bebé de dos meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el segundo mes de vida
  • Bebé de tres meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el tercer mes de vida
  • Bebé de cuatro meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el cuarto mes de vida
  • Bebé de cinco meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el quinto mes de vida
  • Bebé de seis meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el sexto mes de vida
  • Bebé de siete meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el séptimo mes de vida
  • Bebé de ocho meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el octavo mes de vida
  • Bebé de nueve meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el noveno mes de vida
  • Bebé de diez meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el décimo mes de vida

Fotos | iStock, Pexels
En Bebés y Más | Cómo aprenden a hablar los niños: el desarrollo del lenguaje mes a mes en el primer año del bebé, Desarrollo social en bebés y niños: así socializa tu hijo según su edad

Источник: https://www.bebesymas.com/desarrollo/bebe-once-meses-todo-alimentacion-sueno-desarrollo-undecimo-mes-vida

El bebé mes a mes: desarrollo del bebé con 11 meses

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Tu bebé tiene ya 11 meses y está creciendo a pasos agigantados. Ya gatea, puede sentarse e incluso lucha por dar sus primeros pasos, y es que, poco a poco, va dejando de ser un bebé. Te contamos todo sobre el desarrollo del bebé de 11 meses.

Parece increíble, pero ya han pasado 11 meses desde que diste a luz y tu peque no para de crecer día a día. Pronto cumplirá su primer año de vida y te das cuenta de que los meses han pasado volando.

¿Qué cambios tendrá tu peque en este mes? Probablemente ya esté empezando a dar sus primeros pasos, y ¿qué hay de los dientes? Así es el desarrollo de tu pequeño en su mes 11 de vida.

Tu navegador no puede mostrar este vídeo

Video por Carla Dominguez

Durante esta época es posible que estes pensando en el destete. Tanto si empieza ya, como si prefieres esperar unas semanas, es importante que tengas paciencia tanto con el bebé, como con tu propio cuerpo.

Hazlo lentamente si tienes la oportunidad, de esta forma te será menos estresante. El libro Destetar y amar. Manual completo para un destete dirigido con amor, de Patricia Fondevila Blanco puede ayudarte si estás en esta fase.

Está disponible en Amazon en versión Kindle.

A pesar de todos los beneficios de la lactancia, tanto para el bebé, como para el vínculo madre-hijo, no cabe duda de que el destete te dará mayor libertad. Cuando el bebé deje de tomar leche materna, aunque lo siga haciendo por la noche durante las últimas semanas, te permitirá separarte de él en algunos momentos, así tendrás más tiempo para dedicártelo a ti misma.

Puedes hacer ejercicio de vez en cuando, quedar con amigos o irte de compras. Disfruta de ti y de tu tiempo, no solo eres madre, también eres mujer y es el momento de disfrutar de momentos de ocio. El libro Soy una buena malamadre te ayudará a derribar mitos sobre la maternidad y te hará aliviar sentimientos de culpa cuando no puedas estar 100% con tu bebé.

Está disponible en Amazon.

Tu bebé a los 11 meses: tamaño y peso

Tu bebé no para de crecer día a día. A los 11 meses, las niñas miden una media de 73 cm (+/- 4 cm) y pesan alrededor de 8700 g (+/- 800g), mientras que los niños de la misma edad miden en promedio 75 cm (+/- 4 cm) y pesan alrededor de 9400g (+/- 800g).

Tu bebé a los 11 meses: gatear, sentarse y mantenerse de pie

A los 11 meses la mayoría de bebes gatea por todos los rincones de la casa, explorando todo lo que encuentran a su paso.

Además, en este momento, los peques ya saben sentarse, por ejemplo mientras van gateando y quieren pararse a inspeccionar algo que ha llamado su atención.

Algunos bebés ya son capaces de mantenerse en pie a los 11 meses.

En este momento, los bebés son capaces de tomar un punto de apoyo para ponerse de pie, por ejemplo, un mueble o una mesa baja. Los más ágiles, darán incluso sus primeros pasos tímidamente.

A los 11 meses, los bebés aún no son capaces de hablar, aunque sí pueden articular algunas palabras sencillas como «mamá» o «papá». Eso sí, en este momento, tu pequeño podrá comenzar a emitir sonidos con un significado, imitando tu entonación y otros sonidos.

Fomenta este desarrollo del lenguaje, escucha al niño y muéstrale tu atención. Esto motivará al bebé a producir más sonidos y a entrenar el lenguaje, además le mostrará cómo comunicarse y qué reglas seguir.

Un bebé puede comprender muchas cosas a los 11 meses de edad.

Es capaz de reconocer cómo le habla mamá y cada vez entiende el significado de más palabras. El «no» es una de las que más rápidamente comprende, aunque debes tener cuidado de no usarla constantemente, ya que perderá significado.

Para que los bebés reaccionen al «no» dejando de hacer algo, debes usarlo con cuidado y consciencia.

El bebé a los 11 meses: jugando y aprendiendo

A los 11 meses de edad, tu bebé está listo para coger las cosas que le interesan y que llaman su atención. Tan solo tiene que gatear, llegar hasta cada uno de los objetos y examinarlos durante horas.

Los bebés de 11 meses ya son capaces de entretenerse por su cuenta durante bastante tiempo. Juegan concentrados con bloques de construcción, coches y otros juguetes.

Por lo tanto, los padres deben asegurarse de que todo aquello que sea peligroso quede fuera del alcance del pequeño, ya que están en la fase de descubrimiento.

A los 11 meses, tu bebé demandará mucho vuestra atención y querrá que estéis lo más cerca posible, preferiblemente en la misma habitación. Los juguetes perfectos a esta edad son los de formas y colores, los bloques de construcción y los objetos con canciones y diferentes texturas.

Lo normal es que el bebé de esta edad duerma durante toda la noche, pero esto dependerá de lo que haya vivido el día anterior y de cómo se sienta. Es importante que el sueño del bebé sea regular y que esté ligado a ciertas rutinas y horarios fijos.

Un niño de 11 meses debe dormir alrededor de 14 horas, lo que significa que aún necesita de una siesta a lo largo del día. Si tu bebé no duerme lo suficiente, esto podrá traducirse en una sobreexcitación que le dificulte conciliar el sueño por la noche.

Una siesta a mitad del día es necesaria para un correcto descanso del pequeño.

A la hora de dormir por la noche, lo ideal es seguir siempre la misma rutina, de esta forma el niño coja el sueño siempre a la misma hora y de forma rápida.

La cena, el cambio de ropa y la lectura de un cuento ayudan a tranquilizar al pequeño y lo preparan para dormir. Estar cerca de los padres también es muy importante para un bebé de 11 meses.

Es raro que los niños de esta edad duerman toda la noche solos, muchos necesitan la seguridad de saber que mamá y papá están cerca. Por ello, mantener la cuna en la habitación puede ser una buena opción, siempre y cuando todos descansen bien.

Источник: https://www.enfemenino.com/bebes/desarrollo-bebe-11-meses-s4012017.html

La vista, el oído y otros sentidos de su bebé: 11 meses

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

  • Tamaño de texto más grande

Su bebé aprende sobre el mundo a través de las imágenes, los sonidos, los sabores, los olores y las texturas de su entorno.

¿Qué tan bien ve mi bebé?

La vista de su bebé ha estado madurando durante muchos meses. Ahora, su bebé puede ver bien de cerca y de lejos, e incluso enfocar rápidamente objetos en movimiento.

Las habilidades motoras de su bebé están colaborando con la vista (coordinación mano-ojo) y es posible que su bebé pueda ver un juguete desde el otro lado de la habitación, enfocarlo, desplazarse hasta él, tomarlo y explorarlo de muchas formas diferentes.

Las caras conocidas de sus seres queridos siguen siendo los objetos favoritos de su bebé, pero también es posible que disfrute observando las imágenes en libros, sobre todo, las imágenes conocidas.

Tal vez a su bebé le encanten los objetos compuestos por partes o piezas móviles y pase mucho tiempo observándolos fijamente y manipulándolos, intentando averiguar cómo o por qué funcionan.

Saque a su bebé de paseo para que vea lugares nuevos e interesantes. Señale lo que vea y diga el nombre.

¿Entiende mi bebé lo que digo?

Su bebé lleva oyéndole desde antes de nacer y está empezando a conocer algunas palabras de uso habitual, como pelota, taza y biberón.

También sabrá que su bebé le oye y le entiende cuando le pregunta «¿Dónde está papá?» y mira hacia él; o cuando le dice «Ve y busca la pelota» y su bebé gatea hacia ella. Su bebé ya debería responder a su propio nombre y levantar la vista (y, por lo menos, detenerse) cuando le dice «¡No!».

Nombrar objetos sencillos a lo largo del día refuerza el mensaje de que todas las cosas tienen su propio nombre. Su bebé está aprendiendo cómo se llaman los objetos de uso habitual y almacenando esta información hasta el momento en que pueda formar palabras.

Durante este periodo, su bebé hará más y más sonidos reconocibles, como «ga,» «ba» y «da». Ahora su bebé unirá esos sonidos para formar palabras como «dada» o «baba». Pronto su bebé hará la unión entre sonidos y objetos específicos.

Hacia el final del primer año, su bebé debería:

  • responder bien a peticiones sencillas como («Di adiós»)
  • tener por lo menos una palabra real en su vocabulario y decir «mama» y «papa».
  • estar haciendo intentos de balbuceo en conversaciones reales

El gusto y el olfato

En torno a esta edad, su bebé estará desarrollando sus preferencias alimentarias. Siga ofreciéndole alimentos con una variedad de sabores y olores, y no desista si su bebé no los acepta al primer intento. Un bebé puede necesitar 10 intentos o más para aprender a apreciar un alimento nuevo.

Explore también el sentido del olfato del bebé. Una salida al aire libre le puede ofrecer una amplia variedad de olores, desde el dulce perfume de las flores hasta el olor inconfundible del césped recién cortado.

El tacto

Su bebé se está desplazando más independientemente, aprendiendo a arrastrarse, gatear o andar. Esto significa que puede ir y tocar las cosas que quiere tocar.

Después de asegurarse de que no haya objetos calientes, afilados o peligrosos por otro motivo con los que su bebé se podría lesionar, ni objetos pequeños que se podría llevar a la boca, permita que su bebé explore las texturas y las superficies de su casa y de su jardín.

Deje que su bebé descubra cómo se pone blando un plátano en la bandeja de su silla y lo duros y fríos que se notan los cubitos de hielo. Haga que su hijo pase suavemente la mano sobre la superficie rugosa de un papel de lija y luego toque la superficie fría y lisa de un fregadero de acero inoxidable.

Por descontado, sus caricias afectuosas siguen siendo el tacto más importante que conoce su bebé, de modo que dé a su bebé abrazos y besos siempre que pueda.

Si está preocupado

Lo más probable es que ya haya abordado cualquier preocupación que pudiera tener sobre la vista de su bebé. Pero asegúrese de hablar con el médico de su bebé si detecta cualquier problema, como los siguientes:

  • ojos que siempre se orientan hacia dentro o hacia fuera o que no se mueven juntos
  • incapacidad para ver o reconocer objetos o gente que están lejos
  • lagrimeo, secreciones, formación de legañas o enrojecimiento ocular habitual
  • bizquera frecuente o sensibilidad a la luz
  • párpados caídos
  • frotarse o rascarse los ojos de forma excesiva

Si le preocupa cómo oye su bebé, consulte inmediatamente con su médico, sobre todo si su hijo no está balbuceando, imitando sonidos ni respondiendo a su voz o a los ruidos de su entorno.

Источник: https://kidshealth.org/es/Parents/senses-11mos-esp.html

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Su mente.Le encantan las bromas y hará cualquier cosa por una respuesta positiva, como tu risa: así se sentirá bien consigo mismo. Ya sabe besar y querrá besarte; déjate besar, pero no le pidas que bese a extraños. Para ayudarle, ríete cuando algo le resulte divertido y háblale con entusiasmo de tus actividades.

Su movilidad. Es capaz de andar si le coges de una mano, está a punto de dar sus primeros pasos.

De hecho, ya puede caminar solo si empuja un carrito lo bastante estable que le ayude o se sujetará a los muebles para estabilizarse.

Para estimular su desarrollo psicomotor, anímale a que se suelte cuando esté caminando llamándole hacia ti. También puede levantarse y agacharse por sus propios medios.

Su habilidad manual. Cada vez se le da mejor comer solo; aliéntale a que siga haciéndolo con su propia cuchara y su plato.

Gira su mano para darle la vuelta a sus juguetes, le encanta tirar cosas, dibujar rayas con un lápiz y ya es capaz de sujetar dos cosas con una sola mano.

Está preparado para aprisionar entre sus dedos índice y pulgar cualquier objeto pequeño. Aumenta considerablemente su destreza para introducir y sacar juguetes de los recipientes.

Sus habilidades sociales.Ya sabe quién es. Se ha vuelto bastante posesivo respecto a sus juguetes y no le gusta que se los quiten. Le encantan las reuniones sociales, siempre que tú o alguien a quien conozca le lleve en brazos.

Te dará las cosas que le pidas, pero no se las quites por la fuerza, o seguirá este ejemplo cuando quiera algo y no lo consiga. Para fomentar su interacción social, preséntale a muchos bebés; si son mayores que él, verás cómo los observa y los intenta imitar. Enséñale a mostrar afecto por las personas que le rodean.

Déjale de vez en cuando con una niñera o un familiar, para que se acostumbre a estar con otras personas que no sean sus padres.

Su lenguaje. Es capaz de seguir una conversación y hará ruidos durante las pausas. Ya dice palabras con sentido, como “agua”. Es capaz de lograr que entiendas que quiere algo, y qué es ese algo. Enséñale a decir gracias, aunque probablemente no lo dirá perfectamente. Felicítale cada vez que entiendas lo que te está diciendo.

 

Alimentación del bebé

En este mes se introduce una nueva familia de alimentos: las legumbres. Se recomienda introducirlas añadidas a las verduras, con lo que se enriquece su valor biológico proteico. Su administración será muy gradual y progresiva, 1 o 2 veces por semana, favoreciendo así el incremento de la actividad enzimática y digestiva, y evitando la flatulencia.
 

Juegos estimulantes para un bebé con 11 meses

Proporciónale lápices, no tóxicos, de colores y mucho papel para animarle a dibujar sentado en el suelo.

Léele cuentos sencillos sobre animales y sus cachorros para estimular su interés por “otros bebés”. A todos los niños les encanta.

Concéntrate en los nombres de los objetos y en las partes del cuerpo. Si te señalas una parte de tu cuerpo, él te imitará.

Si se apoya en los muebles para andar, sepáralos un poco para animarle a superar ese hueco. Quédate siempre atenta para ayudarle.

Coge al niño de una o ambas manos y hazle andar acercándolo a un espejo. Puedes hacerle muecas y reírte para que te imite y se reconozca en el espejo.

Uno de los momentos más esperados por los padres es la aparición de los primeros dientes del bebé pero ¿cuándo suele suceder? ¿A qué edad le sale al bebé el primer diente? (bebes de 11 meses)

Aprendo a levantarme: el principio de la autonomía

Para la mayoría de los bebés el primer método de movimiento es rodar. Si algo que desea no está a su alcance, se las arreglará para mover y girar su cuerpo hacia la dirección del objeto que busca. Cuando… (bebes 11 meses)

Uno de los mejores momentos en la vida de un padre es aquel en el que su hijo le da su primer beso, sobre todo cuando es un poco mayorcito y el beso es un acto espontáneo de amor y no un gesto repetitivo… (mi bebe de 11 meses)

Para todos los padres, además de la salud, el crecimiento de sus hijos se convierte en un tema de preocupación constante y, sobre todo en los primeros meses de vida, es normal medirlos y pesarlos a menudo,… (bebe de 11 meses y medio)

Habrás escuchado que hay niños que comienzan a caminar más rapido de lo normal y puede ser que tu hijo ni siquiera haya empezado a gatear. También es probable que experimentes el caso contrario, en el… (bebe once meses)

Desde pequeños, los niños acostumbran a llevar zapatos que protegen sus pies. ¿Pero a qué edad es adecuado calzarles sin perjudicar su salud? áNgel camp, director del instituto valenciano del pie, ofrece… (desarrollo bebe 11 meses)

Aunque hasta los 6 meses los bebés no empiezan a balbucear sus primeros sonidos, lo cierto es que desde que nacen se están comunicando contigo con la sonrisa, los gestos, el llanto… gradualmente, irá desarrollando… (bebe de once meses)

Transcurrido el primer año de vida el niño adquiere habilidades relacionadas con el movimiento y el equilibrio: ya se levanta, se atreve a dar sus primeros pasos y gracias a esa movilidad empieza a experimentar… (11 meses bebe)

La actividad acuática tiene múltiples beneficios para el bebé. Entre otras, fomenta sus habilidades, enriquece su psicomotricidad, ayuda a desarrollar su capacidad de reacción, etc. Los ejercicios en el… (desarrollo de un bebe de 11 meses)

Ese momento cuando toda la familia se reúne alrededor de la mesa para compartir la comida y sus vivencias del día ayuda a reforzar el vínculo y la conexión entre padres, madres e hijos. Por ello, cuando… (peso bebe 11 meses)

Comparados a otros animales, los humanos tardamos bastante en aprender a andar. O eso puede parecer; lo cierto es que empezamos a andar en el mismo punto de maduración, pero por causas evolutivas llegamos…

Cómo enseñar a comer a un niño

La dieta de los primeros años es clave para asentar las bases de una alimentación correcta en el futuro. Si no logras ahora que coma de todo y sin rechistar, en el futuro te será mucho más difícil

Los bebés poseen desde el momento del nacimiento la habilidad para crear sonidos, aunque todavía no la controlan. Empiezan con el balbuceo, con el tiempo consiguen aprender a modular el tono y, finalmente,…

A partir de los 6 meses se suele empezar a dar agua al bebé (durante la lactancia materna exclusiva no hace falta) y es buena idea que comiences a enseñarle directamente a beber en un vaso en lugar de…

¿qué son? ¿Cuándo aparecen? ¿Por qué no salen directamente los permanentes? ¿cómo aliviar las molestias que producen en los bebés?

Es habitual sentir frustración, ansiedad, angustia y hasta enfado ante un bebé que llora sin cesar, grita, o no deja que le toquemos. Los bebés no pueden hablar y su manera de decirte me duele aquí, estoy…

La natación es uno de los deportes más completos y beneficiosos que existen para el organismo, tanto a nivel físico como mental, y, además, se puede practicar desde bebés, por lo que es una oportunidad…

Cuando nace el bebé su cuerpo no se encuentra totalmente desarrollado y algunos órganos, como sus ojos, no los pueden usar como lo hace un adulto, por ello es bueno que sepas a qué edad va a poder ver…

Las tablas de crecimiento y desarrollo que muestran la edad a la que un bebé adquiere determinadas habilidades (gatear, andar, sujetar, hablar, etc.) En ocasiones preocupan a los padres primerizos quienes…

¿notas a tu bebé irritado últimamente? Podría deberse a la primera salida de los dientes, uno de los momentos más esperados por los padres porque es una etapa esencial donde el pequeño comienza a aprender…

Источник: https://www.todopapas.com/bebe/meses-del-bebe/bebe-11-meses

Estimulación temprana tu bebé de 11 meses

Meses del Bebé. Tu bebé con 11 meses, Bebé 11 meses

Español

Hola querida amiga (o) que gusto poder estar contigo y al mismo tiempo apoyarte en lo que pueda con estimulación temprana tu bebé de 11 meses de edad. Ahora vamos a hablar sobre los ejercicios que puedes hacer con tu bebé para ayudarlo en su desarrollo.

Estimulación motriz:

  • Ponle un pequeño juguetero, que no sea muy alto, venden unos económicos que son una caja o un cilindro con tapa, a veces los encuentras en los tianguis o en la salida de las tiendas departamentales (Aurrerá, Superama, etc.

    ) y guarda juguetes, para que tu bebé los saque y meta, si no tienes un juguetero, puedes usar una caja de cartón que esté a una altura en que tu bebé, estando sentado, la pueda abrir y cerrar. Esto le ayuda en el desarrollo de la capacidad de abrir y cerrar objetos (tapas, cajones, etc.

    ), es necesario que estés con él cuando lo esté haciendo, para que no se lastime y si la caja que le proporciones tiene manija, enséñale como se abre y se cierra.

  • Dale una pequeña caja de cartón y enséñale como se abre y cierra.

  • Dale una botella de plástico, (puede ser de refresco) dile que meta objetos pequeños en ella (bajo tu vigilancia), esto le ayuda en la coordinación vista- mano y el desarrollo de la coordinación motriz fina. Pídele que saque los objetos que metió, guíalo de tal modo en que se dé cuenta que para sacarlos, debe voltear la botella boca abajo para que salgan.
  • Coloca un juguete que le agrade sobre una caja o un mueble que esté bajo, (unos 20 cms., de altura) para que se vea obligado a ponerse de pie para tomarlo.
  • Mete algunos juguetes en una bolsa de plástico para que los guarde y los saque de ella, ve que con una manita la agarre y con la otra manipule los objetos, con esto le ayudas en la habilidad de meter y sacar objetos.

Estimulación cognoscitiva:

  • Cuando lo estés bañando, enséñale como chupa el agua la esponja y que al apretarla sale el agua, has que lo haga cuantas veces quiera.
  • También cuando esté tomando su baño en la tina, puedes ponerle varios juguetes y enséñale que con una coladera, con una cuchara de la cocina, con un pedazo de tela, etc., puede sacarlas del agua.
  • Ponle objetos que le agraden en el piso y obstáculos que no sean de peligro, que le impidan llegar a ellos, así se verá obligado a evadirlos para obtenerlos.

 Estimulación del lenguaje:

  • Cuando estés realizando alguna actividad, platícale a tu bebé, lo que estás haciendo, porque lo haces y para que, etc.

    , de igual forma, cuando salgas con él, platícale sobre lo que sucede en la calle, por ejemplo: “esa señora está paseando con su perro”,

  • Esos niños están jugando futbol, lo juegan con la pelota, mira como corre, ya metieron un gol…etc.

    , platica con él, quizás quiera conversar contigo, así estimulas el desarrollo de su lenguaje, lo motivas y le estás aumentando el número de palabras que conoce.

  • Otra forma de aumentar su vocabulario y activar su imaginación es la de jugar con el usando títeres, representando escenas o cuentos infantiles
  • Para que tu bebé reconozca las palabras con las acciones, puedes decirle cuando va a comer: “ahora vas a comer”, repite la palabra comer varias veces mientras lo hace, así puedes hacerlo con las diferentes actividades que hace en el día

 Estimulación táctil:

  • Dale la masa de play-doh para que la manipule como quiera, que la apriete, la jale, la golpee contra la mesa. Puedes añadirle palitos de paleta y objetos que no representen peligro, para que los encaje y los saque de la masa.
  • Puedes dejarlo un rato en su corral y rodearlo con juguetes con diferentes texturas, (en las casas de material didáctico, encuentras juguetes muy llamativos y con diferentes texturas), puedes darle por ejemplo: un muñeco de peluche suave, otro áspero, un dado de plástico, otro de madera con letras en resaque para que al tocarlo sienta una superficie plana y una con relieves.
  • Puedes darle una cubetita de plástico,( propia para sus manitas) y dejar que eche en ella arroz usando sus manitas.
  • Cuando se esté bañando, puedes ponerle en la tina juguetes que floten y enséñale que si los empuja, se mueven.

Te puede interesar: Desarrollo de tu bebé de 11 meses

 Estimulación socio-afectiva:

  • Juega con él, enséñale como meces a un muñeco, como le “das de comer”, como le “cambias la ropa”, lo “inyectas”; le “das la medicina”, lo “pones a repetir” etc., para que él lo haga por imitación y vea que con el mismo juguete puede hacer muchas cosas. Puedes hacerlo con cualquier juguete.
  • Ten a tu bebé contigo cuando hagas algunas cosas, por ejemplo, la comida, o lavando los trastes, o preparando hot cakes, etc., y permítele que “te ayude”.
  • Si tiene algún oso, perro, gato, león, elefante etc.

    , de peluche, ponlo a jugar con él, indícale que no lo maltrate, que lo trate con cariño, que lo cuide, que no lo golpee porque le duele, así lo estas estimulando en el cuidado y trato amable de animales y personas. Además de que está sacando su lado afectivo.

  • Dale un espejo, que no represente peligro (sin filos y enmarcado), para que se vea,
  • al ratito comenzará a “hablar con él”, a tocar la imagen, a reírse. Deja que él se mire y después a ti, así aprenderá a distinguir la imagen de lo real.

Juguetes que puedes darle a tu bebé de 11 meses de edad

  • Cajas de diferentes tamaños, que tengan cerraduras que sean fáciles de abrir y cerrar.
  • Cajas para meter y sacar cosas.
  • Juguetes apilables. (dados, aros que se meten en un palo, etc.

    )

  • Libros grandes de pastas y hojas gruesas, que pueda cambiar las hojas con facilidad.
  • Juguetes didácticos con diferentes texturas.

Hasta la próxima querida amiga (o), espero que todo lo que hemos visto sea de utilidad para ti.

Te deseo como siempre la mejor suerte y lo mejor de lo mejor. Que pases excelentes días….con cariño… tu amiga Maty.

También te puede interesar:

Источник: https://tipsdemadre.com/estimulacion-temprana-tu-bebe-de-11-meses/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: