Niños noctámbulos

Niños noctámbulos

Niños noctámbulos

Indice

  • ¿Qué significa ser noctámbulo?
  • ¿Cómo se debe actuar?

¿Qué significa ser noctámbulo?

La mayor parte de los niños, hasta aproximadamente los cinco años, padece alteraciones en el sueño que con el paso del tiempo irán desapareciendo. Una de estas alteraciones es el noctambulismo, un trastorno que se enmarca en el grupo de las parasomnias y que tiene mayor prevalencia entre menos de entre 4 y 8 años.

Las parasomnias son fenómenos que se caracterizan por ser episodios motores que se dan entre las fases de vigilia y sueño profundo propias de los ciclos del descanso pero sin necesidad de interrumpirlo, es decir, sin que el que las padece se despierte.

En el caso del sonambulismo, el comportamiento de los niños que lo tienen suele ser más o menos el mismo: los pequeños permanecen profundamente dormidos pero aproximadamente a las 3 o 4 horas de haberse acostado, se levantan de la cama y realizan algunas acciones como desvestirse, ir al baño para lavarse las manos o andar por la casa. Lo más común es que estén con los ojos abiertos y, a veces, hablen pero no se les suele entender bien. En algunas ocasiones pueden obedecer órdenes sencillas y responder a preguntas simples pero despertarlos, aparte de que no es recomendable, es muy difícil porque están profundamente dormidos.

Una vez pasado el episodio siguen durmiendo y cuando se despiertan no recuerdan nada de lo ocurrido. A pesar de lo que pueda parecer es un trastorno benigno que no precisa tratamiento, la única opción es poner medidas de seguridad para que en caso de que los pequeños se levanten no se hagan daño con nada.

No se saben las causas exactas que provocan estos episodios pero se los relaciona con momentos de estrés y falta de sueño, asimismo, suele tener prevalencia entre niños con padres que también fueron sonámbulos durante su infancia. El sonambulismo desaparece normalmente pasados los 15 años, solo menos del 1% de la población continúa teniendo episodios de este tipo en la edad adulta.

¿Cómo se debe actuar?

Si el niño es sonámbulo habrá que poner en marcha una serie de medidas:

– Es importante extremar las medidas de seguridad en la casa: cerrar la puerta de la entrada con llave y cerrar todas las ventanas.

– Despejar la habitación de muebles u otros objetos con los que pueda tropezarse y hacerse daño.

– Es importante que el pequeño duerman las horas necesarias y que se acueste relajado. Los videojuegos y las películas de acción pueden dificultar la conciliación del sueño, en cambio, leer un cuento en la cama es muy recomendable.

– Es importante no despertarle durante el episodio porque se sentiría muy desorientado y asustado al encontrase lejos de su cama.

– Lo mejor es intentar guiarle a la habitación hablándole tranquilamente y en caso de alguna muestra de agresividad (suele darse contra ellos mismos), sujetarle evitando que se despierte.

– Aunque se trate de un trastorno benigno que suele desparecer en la adolescencia, lo mejor es acudir al pediatra cuando empiece a darse. Si solo ha padecido un episodio, seguramente se trate de una cuestión puntual pero si el trastorno empieza a darse de manera más o menos continuada, el pediatra deberá indicar el proceso a seguir.

Foto: freedigitalphotos.net

Sonambulismo

Definición:

Trastorno del sueño caracterizado por el hecho de caminar o de realizar otra actividad de forma casi inconsciente. Afecta principalmente a niños de entre 6 y 12 años de edad.

Caminar dormido suele ocurrir en la fase de sueño profundo, durante las primeras horas de la noche o cercano a la hora de despertarse.

Puede estar relacionado con la fatiga, la pérdida previa de sueño, ansiedad o fiebre.

Síntomas:

Ojos abiertos durante el sueño, expresión facial ausente, erguirse y parecer despierto, hablar de forma incomprensible y sin sentido, caminar estando dormido, no recordar el episodio y mostrar confusión y desorientación al despertar.

Tratamiento:

No requiere un tratamiento específico porque suele desaparecer por sí solo. Si persiste o va acompañado de otros síntomas sería necesario consultárselo a un especialista.

En caso de tener un familiar sonámbulo, es necesario cambiar la ubicación de los objetos para evitarle cualquier peligro en caso de que se desplace. Tiene que evitar el consumo de alcohol y de sustancias depresoras.

Debe evitar la fatiga, el estrés y la ansiedad.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/ninos/cuidados-infantil/ninos-noctambulos-6507

Transportes de noche en París – Oficina de Turismo París – Oficina de turismo de Paris

Niños noctámbulos

En función del lugar al que quiera ir, es preferible estudiar antes las numerosas posibilidades para llegar a buen puerto sin demasiadas molestias o complicaciones. Le resultará útil, tanto como recordarle que «Si bebe, ¡no conduzca!».

Metro

El metro es actualmente el medio de transporte más fácil, más barato y más rápido para desplazarse o volver a casa. Hay 14 líneas que recorren el Gran París, de este a oeste y de norte a sur.

Importante: con motivo de algunas fiestas y manifestaciones señaladas (Año Nuevo, Fiesta de la Música, etc.), la RATP abre sus líneas una parte de la noche.

El resto del año conviene informarse bien con anterioridad, ya que los horarios de los primeros y los últimos metros varían en función de cada línea.

Por lo general, debe recordar que:

  • De domingo a jueves, la hora de llegada al final de línea del último tren es, como muy tarde, a la 1.15 h
  • Los viernes, sábados y vísperas de festivo, la hora de llegada al final de línea del último tren es, como muy tarde, a las 2.15 h
  • Los primeros metros abren en todas las líneas a partir de las 5.30 h

Para conocer los horarios exactos de los primeros y los últimos metros, consulte la web de la RATP

RER

El RER permite atravesar la capital más rápidamente que el metro. También es un buen medio para llegar a numerosas ciudades de las afueras de París.

Los RER son un poco menos frecuentes que los metros, pero garantizan un servicio continuo hasta las 0.30 h de la noche, para reanudar su servicio por la mañana entre las 5.

15 h y las 5.30 h, en función de las líneas.

Para conocer los horarios exactos del primer y último RER, consulte el sitio web del RER 

Noctilien

Cuando ya no hay metro, la red de autobuses nocturnos llamada Noctilien es el medio de transporte más barato para desplazarse por el Gran París. Hay 47 líneas que recorren la capital y prestan servicio a algunas ciudades de las afueras: Saint-Ouen, Vincennes, Montreuil, Mantes-la-Jolie… La red de autobuses Noctilien funciona de 0.30 h a 5.30 h.

Para viajar en Noctilien, puede utilizar los mismos billetes que para la red de transporte público (metro, autobús y RER): el billete T+. En función de su destino y de la zona tarifaria en la que se encuentre, deberá validar un billete para las dos primeras zonas y un billete adicional para cada nueva zona atravesada. Si cambia de Noctilien, debe validar un nuevo billete.

  • La compra de un billete T+ individual cuesta 1,80 euros.
  • El tiempo de espera entre dos Noctilien oscila entre los 15 y los 60 minutos.

Para conocer los trayectos y horarios exactos de los noctiliens, consulte el sitio web de Noctilien

Velib'

Si busca más autonomía, tiene la opción Velib’. En la actualidad, alquilar una bicicleta forma parte de las costumbres de los parisinos y la longitud total de los carriles bici alcanza los 700 km. Además de ofrecer la posibilidad de desplazarse al aire libre, la Vélib’ tiene la ventaja de ser económica.

En París, hay 1.261 estaciones de Vélib’ repartidas por todos los rincones de la capital. El alquiler se realiza en un terminal automático mediante tarjeta de crédito. La primera media hora de trayecto es gratuita, y a partir de ahí la siguiente media hora se factura a 1 euro.

Aquí también conviene recordar que «Si bebe, ¡no conduzca!» pues la norma se aplica también a los conductores de bicicleta. Circular en bicicleta en estado ebrio es igual de peligroso y los policías no se mostrarán más comprensivos…

Todas las informaciones prácticas sobre el sitio web de Vélib

Taxis

¿Ya no hay metro, hay demasiada gente en el Noctilien o le queda poca energía para montar en Vélib’? La solución más rápida y cómoda (aunque también la más cara), es coger un taxi.

En cualquier caso, la tarifa mínima para una carrera es de 7 euros.

Importante: el suplemento para reservar un taxi en París es desde ahora una tarifa fija, independientemente de la distancia recorrida por el taxi antes de recoger al pasajero:

  • Para una reserva inmediata: 4 euros
  • Para una reserva con antelación: 7 euros

Cabe destacar que los taxistas tienen derecho a negarse a llevar a pasajeros ebrios.

Más info sobre taxi en París

Источник: https://es.parisinfo.com/descubrir-paris/guias-tematicas/donde-salir-de-noche-en-paris/cuaderno-de-notas-del-noctambulo/transportes-noctambulos-en-paris

Entre madrugadores y noctámbulos, es mejor dormir bien

Niños noctámbulos

Parece ser que finalmente estamos viendo un poco de luz al final del túnel con respecto a las restricciones de salir de casa para prevenir la propagación del COVID-19.

Muchos de nosotros nos hemos estado refugiando en casa, algunos de nosotros sin empleo, otros intentando ayudar a nuestros hijos a aprender a distancia, todos deseando noticias positivas que nos den una fecha para que las cosas vuelvan a la normalidad.

Aunque hay razones para ser optimistas, aún nos falta un largo camino para que nuestras vidas regresen a como eran antes del COVID-19. Crear una rutina o un horario fijo para tu vida es más importante que nunca. Te puede ayudar a ti y a tu familia a manejar la incertidumbre y colocarte en una mejor posición para lo que venga después.

¿Por qué tener una rutina?

Los humanos están naturalmente programados para anhelar estabilidad y confiabilidad. Nuestros cerebros y cuerpos funcionan mejor si podemos seguir un horario regular. Al principio, puede ser divertido o relajante tener mucho tiempo libre que puedas usar como quieras, especialmente si tienes un trabajo al que ya no puedes ir y otras responsabilidades que han cambiado.

Sin embargo, las decisiones que tomes sobre cómo pasar el tiempo causan estrés. ¿Voy al mercado o espero otro día? ¿A qué hora debo despertar a los niños? ¿Debería buscar trabajo en línea o debería de ver la tele? ¿Cuándo empiezo a cocinar la cena?

Sin una rutina, durante un solo día, podrías tomar cientos de decisiones, y el estrés y la ansiedad incrementarán. Construir una rutina puede quitarte presión y seguir una rutina puede ayudarte a tener más confianza propia.

¿Cuáles son otros beneficios de tener una rutina?

Tener una rutina puede ayudarte a ser más eficiente. Digamos, por ejemplo, que necesitas buscar empleo, pero solo te das unos minutos, aquí y allá.

Probablemente pasarás mucho tiempo en línea, buscando en tu computadora currículums y otros documentos importantes, sin realizar mucho trabajo.

Pero si lo conviertes en un hábito y comienzas una rutina, como pasar dos horas los lunes, miércoles y viernes, entrarás en un ritmo que hará que tu tiempo sea más productivo. Esto es cierto para casi cualquier cosa, ya sea trabajo, escuela, limpieza de la casa o incluso hacer ejercicio.

¡Seguir una rutina u horario todos los días puede ayudarte a dormir mejor!

¿Quién necesita una rutina?

Todos en tu hogar se pueden beneficiar de tener una rutina, especialmente los niños. La pandemia del COVID-19 ha cambiado sus vidas en muchas maneras, quitándoles la escuela, sus amigos, y todas las interacciones sociales que estimulan sus cerebros jóvenes. Hay señales de que muchos niños pueden estar sufriendo de ansiedad y depresión.

La realidad es que esto ha sido muy difícil para todos nosotros. No tienes que crear una rutina perfecta que refleje tu vida de antes, pero puedes trabajar con tu familia para crear una estructura para todos.

¿Cómo hacer una rutina?

Comienza escribiendo todas las cosas que necesitas hacer, luego ordénalas por prioridad o urgencia. La clave es mantenerse ocupado, pero hacer tiempo para tus alimentos y cuidado personal.

Si aún sientes que no tienes mucho que hacer, piensa en qué actividades puedes dividir en más tareas. Por ejemplo, si una de las cosas en tu lista es “cocinar una cena saludable,” puede que quieras añadir “ir al supermercado,” “buscar buenas recetas en internet,” y “lavar y cortar los vegetales”. Dividir tus deberes en tareas más pequeñas puede ayudarte a mantener tu día ocupado.

Durante el día, puede ayudarte incluir cosas que solías hacer regularmente. No, no tienes que arreglarte, pero una cosa sencilla, por ejemplo, ponerte aretes o labial puede ayudarte. Si siempre solías salir por café a las 10:30 a.m., aún puedes beber una taza de café a esa hora, te ayudará a sentirte más normal.

Una de las formas en las que puedes crear estabilidad es dedicando áreas de tu hogar para ciertas actividades. Identifica un lugar en tu casa para trabajar y crea un entorno placentero con todas las cosas que necesitas, y sólo trabaja ahí. Haz lo mismo para el ejercicio, tiempo en familia, tiempo libre, y tiempo de cuidado personal.

Recuerda ser realista con la cantidad de cosas que puedes lograr en un día. Si tratas de hacer demasiado y no lo logras, puede que te desanimes y te des por vencido.

Y así como hay aplicaciones para ayudarte a vivir una vida más saludable, también hay muchas aplicaciones gratuitas para comenzar a crear una rutina.

Más de 20 millones de personas usan Todoist (en inglés), una aplicación gratuita disponible para Apple y Android. Habitica (en inglés) es genial para los niños (y para los jóvenes en espíritu).

Tiene un formato parecido al de un juego para establecer metas y premiar el buen comportamiento.

¿Cuándo se debe iniciar una rutina?

¡Ahora mismo! Puedes empezar por crear rutinas para varios días de la semana hasta un mes entero.

No te sientas mal si te sales del horario. Puedes intentar otra vez mañana. El punto de una rutina es mejorar tu vida.

No ignores tus rutinas de salud

AltaMed está abierto para servirte en cualquier forma que sea posible, y no queremos que te olvides de las rutinas de salud de tu familia. Las vacunas para los niños son más importantes que nunca.

Hemos tomado medidas para proteger tu salud y la de tu familia en nuestros centros, para que puedas traer a tus hijos en confianza.

También estamos ofreciendo visitas por teléfono y en línea para que continúes recibiendo el cuidado que necesitas. ¡Llámanos y haz una cita hoy!

AltaMed puede brindarles información a ti y a tu familia sobre la mejor manera de protegerse del COVID-19. Para recibir las últimas noticias e información sobre la pandemia de coronavirus, regístrate hoy.

Источник: https://www.altamed.org/es/articles/entre-madrugadores-y-noctambulos-es-mejor-dormir-bien

Ser noctámbulo: El costo oculto (y cómo dormir mejor)

Niños noctámbulos

La mayoría de la gente sabe lo que es estar trabajando 4 horas con 2 tazas de café pasada la media noche, quemándose las pestañas porque «el sueño es para los débiles». 

Algunos de nosotros somos noctámbulos y creemos que somos nocturnos por naturaleza, que alcanzamos nuestros niveles máximos de productividad a esas horas, mientras que los otros duermen.

Otros simplemente tienen problemas para dormir por la noche, por lo que optan por invertir su tiempo en algo más productivo que mirar el techo: ya sea trabajando en una ocupación secundaria, o poniéndose al día con los programas de televisión.

Luego, hay aquellos de nosotros que sólo postergamos por demasiado tiempo la ida a la cama, y tenemos que sufrir las consecuencias que esto genera. 

Por alguna razón, sacrificar el sueño suele ser visto como una medalla de honor que se lleva con orgullo. He allí el problema.

Irónicamente, el sueño es visto como el precio inevitable que tenemos que pagar para alcanzar nuestros sueños, el primer sacrificio en pos de nuestras ambiciones. Sin embargo, el costo podría ser más alto de lo que parece.

Vemos ejemplos extremos de privación de sueño en la cultura pop, como por ejemplo el personaje de Edward Norton en Fight Club, y pensamos: «No lo estoy haciendo tan mal», pero en realidad, no somos capaces de reconocer las consecuencias en nuestras propias vidas cuando las miramos con bolsas bajo nuestros ojos.

De hecho, algunas de las decisiones de estilo de vida no tan inteligentes que tomamos -y que van desde comer mal, hasta fumar un cigarrillo, incluso después de dejar de beber un café tras otro- pueden tener su origen en el mal juicio y la impulsividad proveniente de la falta de sueño.

Este juicio deteriorado – consecuencia de la falta de sueño – también implica que no podemos darnos cuenta de que estamos padeciendo de:

  • Un estilo de vida más propenso a los accidentes: el cansancio reduce nuestro tiempo de reacción tanto como si estuviéramos ebrios.
  • Serios riesgos para la salud, que van desde infartos hasta diabetes.
  • Un sistema inmunitario debilitado, que se traduce en una contracción de enfermedades más frecuentemente.
  • Olvido y aprendizaje más lento: ya que es durante las horas que dormimos, cuando la nueva información se consolida y almacena en nuestra memoria a largo plazo.

El no poder dormir adecuadamente repercute en tu calidad general de vida. Es por eso que dominar tus hábitos de sueño puede ser la clave para un estilo de vida más productivo, especialmente si estás trabajando considerablemente más allá del estándar de 9 a 5.

Comencemos desmintiendo algunos de los mitos en los que nos basamos para justificar el noctambulismo que hemos adoptado como normal, y del cual estamos incluso orgullosos.

Señal de advertencia: 3 mitos sobre el sueño que la mayoría de nosotros creemos

Cuando se trata de la ciencia del sueño, hay algunas creencias peligrosas que -aunque parecieran ser reales a simple vista- simplemente no son ciertas.

“Puedo recuperar esas horas de sueño perdidas el fin de semana”.

A menudo nos referimos a esto como “déficit de sueño” y es uno de los mitos más preocupantes, porque se traduce en largos períodos a la semana de sueño limitado, seguidos de la “borrachera de sueño” durante los fines de semana, para compensar la diferencia.

Los estudios muestran que es tan peligroso y perjudicial para el funcionamiento cognitivo el dormir más de 10 horas, como dormir menos de 5. Te conviene más tener tu dosis adecuada de sueño de manera continua, tratando de volverte a encarrilar tan pronto como empieces a sentir que descarrilas.

“El sueño es algo aleatorio, no depende de mí”.

Otro mito preocupante, que nos impulsa a recurrir a somníferos o medicamentos naturales para remediar nuestros problemas de sueño. Sin embargo, esto puede resultar en «insomnio rebote» cuando no utilizamos estas ayudas para dormir.

El sueño es un aspecto del comportamiento humano y debe ser tratado como tal. El verdadero remedio consiste en desarrollar una rutina y hacer todo lo posible para no interferir con ella en tanto se pueda.

¡Pero, soy más productivo por la noche!

El viejo truco, ya que algunos estudios respaldan la idea de que seríamos más creativos o «pensadores ingeniosos» cuando estamos cansados y nuestra atención no está al 100%.

Sin embargo, cuando se trata de ser productivos -o “creativos a la demanda”- tendemos a ser pensadores más analíticos en horas óptimas del día, cuando estamos bien descansados y con la mente despejada. Justamente, este es el tipo de pensamiento que necesitas para tomar decisiones y realizar las tareas que requieran una atención particular de los detalles que conllevan a la creatividad.

Dan Ariely, profesor de economía conductual en la Universidad de Duke, plantea que las dos horas más productivas de tu día son justo las dos después de que despiertas. Así que si eres un noctámbulo, considera desplazar las horas de madrugada hacia la mañana y unirte a las filas de tempraneros exitosos como Richard Branson y Tim Cook, entre otros.

¿Cuántas horas de sueño necesitas realmente?

La cantidad real que cada uno necesita puede variar según cada persona, y generalmente disminuye a medida que envejecemos.

Se recomienda que la mayoría de los adultos duerman entre 7 y 9 horas por noche. No obstante, hay que tomar en cuenta la calidad del sueño y el momento del despertar – puede que después de 8 horas completas aún te sientas medio atontado por la mañana (ahondaremos más sobre el tema luego).

Si adormitarte te está acarreando problemas, los siguientes cambios en tu estilo de vida podrían ayudarte a mejorar las cosas:

No trabajes donde duermas

Las camas son cómodas, por lo que cuando trabajas en tu cama, viendo Netflix o haces ambas cosas, creas una asociación incorrecta con el lugar en donde duermes.

Reduce la cantidad de tiempo que te quedas en la cama despierto sin hacer nada, y condiciona tu cerebro para relacionar la cama con el sueño, de manera que establezca la conexión “cama= dormir» mucho más rápido.

Evita la «luz azul» antes de acostarte

Este es un gran tema para las personas que les gusta “quemar el último cartucho de trabajo” o ver lo que pasa en mientras se quedan dormidos. Independientemente de que sea un computador portátil o un teléfono inteligente, estas pantallas nos bombardean con «luz azul».

La luz azul interfiere con la producción de melatonina, la hormona que le dice a nuestro cuerpo que es hora de dormir.

Aunque no sólo podrías dejar de mirar las pantallas durante dichas horas, también podrías tratar de conseguir lentes – con o sin prescripción – que filtren este tipo de luz y te ayuden a disipar los efectos secundarios de mirar fijamente dicho tipo de pantallas. 

Por otra parte, F.lux es una aplicación gratuita que puedes instalar para reducir la fatiga visual y los efectos de la luz azul en tu ciclo de sueño. Incluso te advierte si el tiempo que pasas viendo la pantalla en la noche pudiera comenzar a sustituir tus horas de sueño.

No hay nada de malo en hacer una siesta

Las siestas no son sólo para los niños pequeños y las personas mayores. Si tu sueño no ha sido tan reparador como necesitas, una siesta podría darte la chispa adicional de energía que requieres.

¿Cómo obtener mejores resultados? Una siesta de 10 a 30 minutos entre 1 y 4 PM ofrece resultados óptimos. Con una siesta más larga o hecha más tarde corres el riesgo de despertarte más atontado que antes y perturbarías aún más tu patrón de sueño natural.

En Japón, las siestas diurnas se han convertido en parte de la cultura laboral. Con un promedio de menos de 7 horas de sueño nocturnas, los trabajadores nipones aseguran que estas siestas aumentan su rendimiento y productividad en general.

Construye tu rutina en torno al sueño (en vez de hacer lo contrario)

Puede que la rutina diaria de despertarse y acostarse a la misma hora todos los días sea difícil, pero haciendo esto garantizas dormir lo necesario, si estructuras tu rutina en torno al sueño.

Si te gusta trabajar en la noche, pon en práctica las recomendaciones anteriores para que te sea más fácil dormir cuando hayas terminado. Mejor aún, en vez de acostarte más tarde, trata de pararte más temprano para trabajar. Los estudios demuestran que las horas más productivas del día son justo después de despertarse.

Por cierto, hablando de despertar, existe un mal hábito que muchos de nosotros tenemos y que podría repercutir sobre el resto del día.

Al despertar: Lo que pierdes retrasando la alarma del despertador una y otra vez

Tal vez, el peor hábito, el más común y del que nadie habla cuando se trata de dormir bien, es retrasar la alarma del despertador y así comenzamos dándole largas a la primera cosa de la lista de cosas por hacer en el día: despertar. 

Solemos hablar del número adecuado de horas que debemos dormir como si fuera una cuota que debemos alcanzar, así que si retrasamos la alarma del despertador durante 15 minutos, estamos agregando 15 minutos más de sueño a la cuota, ¿verdad? Si tan sólo fuera cierto…

Se trata en realidad sobre la calidad del sueño que tenemos y minimizar las interrupciones en nuestro ciclo de sueño.

Eso es correcto- intentar dormir de nuevo después de retrasar la alarma del despertador, puede reiniciar tu ciclo de sueño y hacer que se pierdan los efectos rejuvenecedores de una buena noche de descanso.

“Si retrasas la alarma del despertador, pierdes” y esto es mucho más literal de lo que pensamos, así que toma nota de algunas estrategias para ayudarte a levantarte por la mañana.

Fija el despertador la hora en la que en verdad te despiertas

Quizás sea mejor dejar de engañarnos a nosotros mismos y poner el despertador a la hora en la que en realidad nos levantamos, en lugar de despertarnos progresivamente al cabo de una hora.

El hecho de que programes el despertador más tarde en la mañana, podría darte la motivación adicional que necesitas para levantarte de un tiro, en lugar de más tarde.

No dependas del despertador

Una de las estrategias más diametralmente opuestas a tu intuición para mejorar tus mañanas, es abandonar tu despertador por completo y empezar a confiar en tu reloj interno, despertando cuando estés bien y preparado.

Si en verdad te preocupa quedarte dormido, pon un despertador “por si acaso” para las primeras mañanas, pero si tienes un horario matinal flexible, esto podría ayudarte a despertar en el momento adecuado en tu ciclo de sueño -e incluso convertirse en una rutina tempranera- eliminando así la tentación de poner la alarma 5 minutos más tarde y abandonando el despertador por completo.

Como dijimos anteriormente, el sueño es un aspecto de la conducta humana y no debemos esperar que nuestras vidas cambien de la noche a la mañana. Sin embargo en poco tiempo, habrás construido una rutina y notarás los resultados.

El sueño y el éxito comparten la misma cama

La ciencia del sueño todavía reserva ciertos misterios, pero una cosa es segura: conseguir una buena noche de descanso tiene efectos positivos que duran hasta el día siguiente, y si descuidas continuamente el sueño, impedirás tu progreso – que te des cuenta o no.

Así que en vez de intercambiar horas de sueño por horas laborales para lograr más cada día, el mejor truco de productividad podría ser simplemente darte el descanso nocturno adecuado, que te permitirá apreciar más éxitos al día siguiente.

Jenny Izaguirre es la editora en jefe de Shopify para España y América Latina. Fiel creyente del talento en español, amante de los animales, viajera apasionada, emprendedora, conferencista y escribe historias para motivar a otros. Sigue sus pasos en Instagram.

Texto original escrito en inglés por: Braveen Kumar.

Traducción: Elizabeth Pestana

 

Источник: https://www.shopify.es/blog/ser-noctambulo-el-costo-oculto-y-como-dormir-mejor

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: