Opinólogos, ¿cómo afrontar las críticas de nuestro entorno cuando acabamos de ser padres?

No quiero ser madre: ¿cómo afrontar las críticas?

Opinólogos, ¿cómo afrontar las críticas de nuestro entorno cuando acabamos de ser padres?

A partir de la tercera década de la vida las mujeres que no tienen hijos suelen escuchar comentarios de tipo “se te va a pasar el arroz” o “si no quieres ser madre es porque eres egoísta».

Este tipo de interpelaciones son frecuentes a partir de los 30 y suelen provenir del entorno más cercano, afectando en muchas ocasiones a la propia autoestima de las mujeres que deciden no ser madres.

Así lo explica Joaquín Mateu Mollá, psicólogo sanitario y profesor en la Universidad Internacional de Valencia, quien subraya que el origen de estas críticas a partir de los 30 está relacionado con un cambio generacional.

“Hace apenas un par de generaciones las mujeres iniciaban la maternidad mucho más pronto de lo que hoy lo hacen, de forma que aquellas que asumieron esta parte de la vida como una norma social tienden a percibir que hoy en día se demora demasiado la decisión. De esta forma, incluso albergando buenas intenciones, tratan de convencer a otras de la necesidad de acelerar el proceso”.

Al respecto, la psicóloga Marian Sánchez advierte que hablar de una edad concreta es difícil y quizás este tipo de comentarios están más relacionados con tener una situación laboral estable: “Cuando una mujer tiene una situación profesional definida, lo que puede conllevar una situación económica con algo de estabilidad, y unas condiciones afectivo-familiares y/o de red de apoyo seguras, es cuando el entorno considera que ya puede ser madre”. Asimismo, esta experta reconoce que a veces las mujeres que no quieren tener hijos no reciben críticas sino preguntas relacionadas con la maternidad, en general, desde los 30 hasta los primeros años de la década de los 40.

Ambos psicólogos coinciden en que los comentarios y críticas por no querer ser madre suelen provenir más del entorno cercano, como son la familia y los amigos, más que del ámbito laboral.

De hecho, según Mollá, cuestiones como el matrimonio o tener hijos son temas cotidianos en cualquier reunión social, sobre todo cuando las parejas de amigos comienzan a tener sus propios hijos.

Consejos para sobrellevar las críticas

Los expertos consultados insisten en que lo más importante es confiar en sí mismas y en la decisión que han tomado: no ser madres.

A partir de ahí, dependiendo del carácter de cada mujer y de las circunstancias que llevan a tomar la decisión de no tener hijos, las críticas pueden afrontarse de una forma u otra.

Además, Sánchez y Mollá realizan las siguientes recomendaciones sobre cómo enfrentarse a las críticas:

  • Confiar en que la decisión tomada es lo mejor para ti porque te hará sentir bien, segura y cómoda con los motivos que te han llevado a ello.
  • Tomar como modelo otras mujeres de su entorno o de la vida pública que han elegido no ser madres, pueden ser una inspiración.
  • Si el daño que causan las críticas es severo, consultar con un especialista que pueda hacer una adecuada evaluación de la situación y plantear una solución.
  • Aceptar que hay circunstancias, como las críticas, que no dependen de uno mismo y decidir cómo actuar ante ellas.
  • Responder de forma asertiva a las críticas y, si se quiere, explicar las razones que motivan tu elección para que la otra persona comprenda tu punto de vista.
  • No rehuir las críticas, sino enfrentarse a las situaciones.
  • Evitar entrar en debates y conflictos, mejor tu propia voluntad de una forma clara y sin ambigüedades.
  • Mostrar siempre respeto ante otros puntos de vista para evitar confrontaciones con otras personas ya que agravan el problema a medio y largo plazo.

Cómo afectan las críticas sobre la maternidad

Los comentarios y preguntas relacionadas sobre por qué una mujer no quiere ser madre o cuándo va dar el paso para serlo tienen un impacto que varían en función de cada persona, aunque ambos especialistas sostienen el efecto que producen en el concepto que tienen que sí mismas y los daños que pueden provocar en la autoestima. “En general, afectan bastante al autoconcepto, lo que pensamos que somos, y a la autoestima, lo que sentimos que somos, sobre todo en función de cuáles hayan sido las razones por las que una mujer decide no ser madre”, detalla Sánchez. Esta psicóloga recuerda las razones por las que una mujer puede no querer tener hijos:

  • No poder biológicamente y no querer pasar por procesos de fertilización.
  • Haber pasado por uno o varios procesos de fertilización y finalmente decidir no continuar.
  • No tener una estabilidad profesional o vital deseada para poder hacerlo.
  • Dar prioridad a otras necesidades vitales como puede ser el desarrollo profesional.
  • No querer ser madre por decisión propia sin necesidad de existir ningún otro motivo secundario.

“Estas razones pueden suponer un dolor enorme para la mujer que decida no ser madre y, cuando el entorno cuestiona, ya sea en forma de crítica o de pregunta, su decisión, pueden aparecer sentimientos de confusión interna, al haber una confrontación entre sus razones y las del entorno y no saber cuál es ‘la adecuada’, y de culpabilidad, por ser ‘egoísta’ y querer vivir un determinado estilo de vida”, añade Sánchez. A su juicio, cuando hay otros factores que intervienen en la decisión de no ser madre, mayor es el sufrimiento y el malestar que causan los comentarios sobre esta decisión, incluso llegando a provocar estados de enfado, miedo y tristeza.

En este sentido, Mollá comenta que “aquellas que perciben el rol de la maternidad como una parte importante en la proyección futura de su autoimagen pueden sentirse angustiadas, y/o preguntarse si quizá están tomando malas decisiones respecto a su vida.

En cambio, no todas las mujeres están interesadas en tener hijos, y bajo esta coyuntura el impacto de la crítica sería mucho más suave”.

Para este psicólogo, la clave para afrontar estos comentarios está “en la capacidad de responder asertivamente ante las críticas de otros, lo que implica mantenerse en una postura que resguarde nuestros derechos y decisiones frente a la oposición externa para ejercerlos desde la libertad”.

Con respecto a cómo afecta los comentarios sobre la maternidad a la autoestima, Mollá destaca que “muchas mujeres sienten ofensivas estas frases porque se perciben como una intrusión o una imposición, y tienen derecho a expresar desde su libertad personal que no quieren o no desean atravesar por ese periodo de la vida en este preciso momento”.

Ambos expertos advierten que cuando la decisión de no ser madre ser relaciona con el hecho de no tener no pareja sentimental, las críticas o preguntas al respecto suponen una doble presión para la mujer y, a veces, un mayor daño para su autoestima y el concepto que tienen sobre sí mismas.

  • Google +
  • E-mail
  • Imprimir

Источник: https://cuidateplus.marca.com/fertilidad/2020/03/29/quiero-madre-como-afrontar-criticas-172551.html

Opinólogos, ¿cómo afrontar las críticas de nuestro entorno cuando acabamos de ser padres?

Opinólogos, ¿cómo afrontar las críticas de nuestro entorno cuando acabamos de ser padres?

Acabas de dar a luz, estás muy sensible y emotiva y tienes que escuchar comentarios constantes sobre cómo coges al bebé, cómo le das de comer, cómo le calmas si llora… Opiniones que acaban por sacarte de quicio, sobre todo si vienen de tu madre o tu suegra… ¿Cómo hacer frente a estas críticas sin estallar?

Indice

Todo el mundo tiene una opinión

Todos los padres crían y educan a sus hijos como buenamente creen (y pueden) que es mejor. El problema es que muchas veces nuestra forma de cuidar, alimentar y educar a nuestros hijos no es la que nuestro entorno considera mejor, por lo que pueden surgir muchas críticas en torno a lo que hacemos, sobre todo durante los primeros meses del bebé.

Si te “empeñas” en darle el pecho a pesar de que te esté costando, te dicen “Estás tonta, dale un biberón y listo”. Si le coges en brazos cada vez que llora, te critican porque “se acostumbrará a los brazos y luego será imposible que le dejes en la cuna”. Si porteas, te dicen que “te va a doler la espalda”.

Sean cuales sean tus decisiones y las de tu pareja respecto a vuestro bebé, seguro que recibís opiniones negativas al respecto.

Y el problema es que la mayoría vendrán de gente tan cercana como tu madre o tu suegra, las personas que más suelen inmiscuirse en la educación de sus nietos; aunque también habrá gente menos cercana, o incluso desconocidos, que se sientan con derecho a opinar.

Este tipo de críticas, sobre todo si son constantes, pueden dar lugar a conflictos y tensiones en la familia, incluso en la pareja, por lo que es importante saber cómo enfrentarse a ellas para evitar discusiones, malentendidos y acabar harto.

¿Cómo hacer frente a las críticas sobre nuestro modelo de paternidad?

– Lo primero, paciencia. Piensa que la mayoría de comentarios son bienintencionados, no tratan de molestar sino de ayudar, aunque no lo consigan.

– Agradece todas las opiniones con una sonrisa, pero deja claro que los padres sois vosotros y que las decisiones sobre vuestro hijo las tenéis que tomar vosotros dos solos.

– Verás cómo hay ciertas decisiones que son más polémicas, por lo que es bueno que tengas preparada siempre una respuesta para ellos, amable pero contundente. Por ejemplo, si te dicen “Este niño está muy delgado, como solo le das de comer pecho…”, les puedes contestar “Tranquil@, que de su alimentación nos encargamos su padre y yo, está muy sano y come lo que tiene que comer”.

– No te sientas mal por llevar la contraria a tu madre o tu suegra, tienen que entender que agradeces su apoyo pero que vosotros vais a actuar como consideráis mejor.

– No rechaces sin más todas las opiniones solo porque te sientas atacada, algunas sí que pueden ser útiles y ayudarte en ciertos temas en los que estés teniendo más dificultades.

– Muchas críticas pueden venir por desconocimiento de la otra persona. En los últimos años son muchos los cambios que se han producido en torno a la crianza de los hijos.

Hace 20 años, por ejemplo, muy pocas mujeres daban el pecho, mientras que actualmente está demostrado que la lactancia materna es el mejor alimento posible para un bebé.

Por eso, muchas veces es conveniente que expliques a la otra persona, con argumentos, por qué habéis tomado ciertas decisiones para que entienda que no es un capricho sin más, sino que viene motivada por ciertos estudios que demuestran que eso es realmente mejor para el bebé.

– Siempre que puedas, cambia de tema para no acabar discutiendo; es mejor no seguir dándole vueltas al mismo tema ya que vuestra decisión es firme y no va a cambiar os digan lo que os digan vuestros amigos y familiares.

– En el caso de los abuelos, hazles ver que su papel es el de disfrutar y mimar a sus nietos, no educarlos.

– La mayoría de las veces, cuando vean que vuestro hijo crece sano y feliz, dejarán de opinar y criticar tanto como en los primeros meses, por lo que piensa que es algo pasajero.

– Es importante que tengáis seguridad en vuestras decisiones, así, las críticas cesarán antes al ver que tenéis muy claro lo que queréis.

– A las opiniones de los desconocidos que te paren por la calle, ni las contestes. Sonríe y sigue tu camino.

– No pretendáis saberlo todo ni haceros pasar por los padres perfectos, está claro que en algunas cosas os equivocaréis como todos, pero lo importante es que las decisiones las hayáis tomado vosotros y no que erréis motivados por las opiniones de otros. Estad seguros de vosotros mismos y de que sois los padres perfectos para vuestro hijo solo por el amor que le profesáis.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/padres/psicologia-y-sexualidad/opinologos-como-afrontar-las-criticas-de-nuestro-entorno-cuando-acabamos-de-ser-padres-6725

Las opiniones de los demás sobre la crianza de tu bebé: que no te condicionen

Opinólogos, ¿cómo afrontar las críticas de nuestro entorno cuando acabamos de ser padres?

Cuando nace un bebé son muchas las personas del entorno de los padres que comienzan a manifestar sus opiniones con respecto a la crianza. Familiares, amigos, vecinos… ¡siempre hay quien que tiene algo que sugerir sobre la forma de criar, educar o alimentar al recién nacido!

Cualquier opinión, manifestada desde el respeto y el cariño, es siempre bienvenida. De hecho, hay sugerencias que pueden ayudarnos a ver las cosas de otro modo, o incluso aportarnos alguna información que desconocíamos. Pero, ¿qué hacer cuándo las opiniones de los demás llegan a saturar a los recientes papás?

La mayoría de los padres afirma que las sugerencias y consejos llegan, especialmente, tras el nacimiento del primer hijo. Y es que los primerizos suelen ser foco de críticas y opiniones en cuanto comienzan su andadura como padres.

Quizá la inexperiencia, los miedos y las dudas hacen que el entorno aproveche esa vulnerabilidad para aconsejar sobre todo tipo de aspectos relacionados con el bebé:

«¿Otra vez vas a darle teta?»

La forma de alimentar al niño suele ser uno de los aspectos más criticados y juzgados por el entorno, desde el momento en que el bebé nace.

Si la madre opta por lactancia materna, en muchas ocasiones debe enfrentarse a comentarios que ponen en tela de juicio la calidad y cantidad de su leche, con afirmaciones que aseguran que «el niño se queda con hambre porque la leche no es buena/suficiente».

De igual modo, las madres que deciden dar el biberón deben ser respetadas en su decisión, pues muchas afirman sentirse presionadas por los demás para amamantar a su bebé en contra de su voluntad.

«No lo vais a sacar de vuestra cama hasta que vaya a la universidad»

Otro tema controvertido es el sueño del bebé. A todo el mundo le interesa saber cuánto y, sobre todo, cómo duerme tu hijo. Generalmente, los papás que optan por el colecho son los más criticados, con opiniones alarmistas y sin fundamento que hablan de «niños inseguros y dependientes que no saldrán de la cama de los padres hasta que vayan a la universidad».

La cantidad de despertares nocturnos, el número de horas que duerme, si lo hace en cama, cuna o brazos, si duerme o no siesta… también son aspectos criticables por otros, especialmente cuando se compara lo que hace tu bebé con «el hijo de tu prima, quien ya duerme ocho horas seguidas por la noche».

«Te está manipulando con el llanto»

El llanto del bebé es otro tema que acapara opiniones y consejos de todo tipo. Desde que es importante que «los niños lloren para que se les ensanchen los pulmones», hasta que a través del llanto «el bebé aprende a manipularnos».

Pero pocas personas hablan de la importancia de atender rápidamente el llanto del bebé, pues está demostrado que un niño que se siente desatendido en este aspecto, puede sufrir importantes consecuencias.

«No lo cojas en brazos que los vas a malcriar»

Coger en brazos al bebé también suele ser una práctica puesta en entredicho por familiares y amigos. Y es que son muchos los que afirman que «el niño se va a malacostumbrar o lo vamos a malcriar si lo tenemos siempre en brazos», y que si no lo evitamos cuanto antes «nos destrozará la espalda» a medida que vaya creciendo.

Pero los niños necesitan brazos y abrazos para su correcto desarrollo emocional, para crecer seguros y confiados, y para sentirse amados. Porque, ¿qué refugio es mejor para un niño que los brazos de sus padres, sea cual sea su edad?

«¿No es muy mayor para ir en mochila?

Y al hilo de lo anterior, también entra en juego el porteo. Cuando porteamos a un bebé todo el mundo muestra su lado más tierno, pero a medida que el niño crece aparecen miradas y comentarios desaprobatorios de quienes opinan que ya tendría edad suficiente para ir caminando.

También hay quien insiste en que el niño «va muy aburrido en la mochila», y que eso se solucionaría colocándole hacia el frente, sin ser conscientes de que este consejo tiene repercusiones muy negativas en el bebé y el porteador.

«Este niño lo que necesita es un buen castigo»

Otro tema controvertido es la educación del niño, y es que son muchos los que aconsejan a los padres cómo educar a sus propios hijos. A veces te proponen «darle un cachete a tiempo» y otras imponerle un «castigo ejemplar», pero siempre hay algo que decir ante una rabieta o lo que la sociedad considera un «mal comportamiento» infantil.

«Llévalo a guardería, que necesita socializar»

Uno de los aspectos en los que más suele meterse la gente es en la forma de educar al bebé. Y es que si los padres optan por hacerlo en casa y no llevarle a la guardería, suelen enfrentarse a todo tipo de opiniones que aumentan a medida que el niño crece.

Por lo general, estas giran en torno a los beneficios de las guarderías para la socialización del niño («allí aprenden a compartir», «así se despega de las faldas de mamá»…) y para su inmunización («todo lo que enfermen en la guardería ya no enfermerán en el colegio»).

«¿Todavía con pañal?»

El pañal y el momento exacto de dejarlo es otro de los aspectos que más comentarios y opiniones genera. La vecina, la abuela, la maestra, la cuñada…

todos parecen saber cuándo tienes que retirar el pañal a tu bebé, que generalmente suele coincidir con la llegada de la primavera o el verano.

Sin embargo, en la mayoría de las ocasiones la gente no tiene en cuenta las señales que indican si tu hijo está preparado o no para este importante paso.

También hay comentarios que giran en torno a la ropa del bebé, si va o no demasiado abrigado, si debería llevar vestido o pantalón, o si el color de las prendas es el adecuado a su sexo. A este respecto, también hay quien opina acerca de la decisión de los padres de poner o no pendientes a su hija.

¿Qué hacer ante las opiniones del entorno?

Aunque, probablemente, gran parte de las opiniones que reciben los recientes papás son de familiares o amigos preocupados por el bienestar del bebé, es importante no dejarse llevar y escuchar a nuestro propio instinto.

El problema fundamental radica en que en muchas ocasiones se trata de opiniones no pedidas que llegan en momentos de extrema vulnerabilidad para los padres, provocados por el cansacio, la inexperiencia o la sensación de no saber si están haciendo las cosas bien.

Y mientras en esos precisos momentos hay opiniones que pueden convertirse en una tabla de salvación, otras solo consiguen que los padres duden sobre su capacidad de criar o educar a su propio hijo, y acaben totalmente perdidos acerca de cómo actuar.

Por eso es fundamental que, con el pleno apoyo de la pareja, la madre consiga abstraerse de las opiniones ajenas y escuche a su propio instinto y a su bebé, pues es quien mejor sabrá decirle lo que tiene que hacer en cada situación.

Y si hay momentos en que los padres se sienten perdidos, confusos y preocupados, lo más importante es no compararse jamás con otros, pues cada crianza y cada niño es único, y buscar ayuda.

A veces esa ayuda puede venir del pediatra, de una asesora de lactancia, de un grupo de crianza, de un familiar o amigo que no te juzga ni critica…

Porque en esos momentos lo que los padres necesitan es que alguien les apoye y les diga: «lo estáis haciendo bien».

Fotos | iStock

Источник: https://www.bebesymas.com/ser-padres/opiniones-demas-crianza-tu-bebe

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: