¿Qué es el ruido blanco y por qué adormece a los bebés?

Ruido blanco para calmar y dormir al bebé: ¿de verdad funciona? ¿es seguro?

¿Qué es el ruido blanco y por qué adormece a los bebés?

Uno de los momentos que puede generarnos angustia como padres, es cuando intentamos dormir a nuestro bebé y éste parece no tener absolutamente nada de ganas de hacerlo. En este punto, somos muchos los que buscamos alternativas que puedan ayudarnos a que concilie el sueño.

Una de ellas, es el famoso ruido blanco, que muchos afirman les ha funcionado al momento de ayudar a dormir a su bebé (yo misma lo he comprobado alguna vez cuando mi hija era pequeña). Sin embargo, se dice que también podría ser contraproducente y afectar al bebé.

Así que vamos a abordar este tema y vamos a hacer lo mejor posible por resolver las dudas acerca del ruido blanco para calmar y dormir al bebé: ¿realmente funciona? ¿es seguro? ¿qué dice la ciencia?

¿Qué es el ruido blanco y por qué funciona?

El ruido blanco es un sonido en el que todas las frecuencias están al mismo volumen, sin sobresalir ninguna sobre la otra. Esto hace que al escucharlo a un volumen suficiente, queden anulados el resto de sonidos del entorno y la persona quede en una especie de situación de aislamiento sonoro, oyendo únicamente el ruido blanco.

Algunos ejemplos ordinarios de este sonido en particular, son el ruido de un secador de pelo, del extractor de la cocina o de un canal de televisión no sintonizado. También hay aplicaciones con melodías para dormir al bebé que lo incluyen entre su catálogo de sonidos.

Muchos padres hemos sido testigos de ese momento, en el que un bebé que está llorando lo escucha y deja poco a poco de llorar, se calma, y en algunos casos incluso llega a dormirse (sobre todo si llora porque quiere dormir y no encuentra el modo de acabar de conciliar el sueño).

Todo parece indicarnos que el sonido calma y arrulla al bebé, y se cree que es principalmente por la similitud que tiene el ruido blanco con lo que el bebé puede escuchar cuando está dentro del útero materno. Hasta aquí, vamos bien, ¿no?

Pero, ¿es realmente seguro?

Inicialmente, cuando se encontró que se comparaba al sonido que escuchaba el bebé en el vientre de su madre, parecía una excelente opción para ayudarnos a arrullarle. Sin embargo, después de un tiempo otras investigaciones explicaron que no, que simplemente se produce ese aislamiento sonoro y que el bebé, en ausencia de estímulos, se relaja.

Y finalmente se dijo que era esto mismo, pero que el bebé en realidad se asusta, se queda en alerta, en suspense, y que ese mismo estrés hace que acabe durmiéndose sin ser capaz de soportar esa tensión.

¿Qué dice la ciencia?

Para poder responder esta pregunta, lo mejor es revisar los estudios que hay en el tema y que defienden una u otra teoría, y así podamos dar a los padres la información suficiente y necesaria para que decidan si lo usan o no.

En un estudio de diciembre de 2014 se probaron tres estrategias durante un procedimiento doloroso: que la madre tuviera al bebé en brazos, que la madre tuviera al bebé en brazos y se oyera ruido blanco, y que el bebé estuviera en la cuna y se oyera ruido blanco.

Vieron que los bebés que menos lloraban, y que menos se alteraban, eran los del último grupo: los que estaban en la cuna y oían ruido blanco mientras se llevaba a cabo la intervención dolorosa, seguidos de los que estaban en brazos y oían ruido blanco, y finalmente de los que estaban en brazos sin oír el ruido blanco.

Otro estudio publicado en diciembre de 2016 hizo uso del ruido blanco como distracción para disminuir el dolor de los bebés durante la vacunación.

Con 75 bebés prematuros como muestra, hicieron dos grupos, en los que uno escuchaba ruido blanco un minuto antes de la vacunación, hasta un minuto después de la misma; en el otro grupo los bebés eran vacunados igual, pero sin ruido blanco.

Vieron que, al cuantificar el dolor, el 2,9% de los niños del grupo del ruido blanco tuvo dolor severo, por un 82,5% en el grupo control; y que el 67,6% del grupo de ruido blanco tuvo dolor moderado, por un 17,5% en el grupo control.

Concluyeron que el ruido blando es una buena estrategia, y sugirieron que se trata de una vía de investigación interesante para saber cómo funciona y en qué casos se puede utilizar.

En otro estudio publicado en Junio de 2017 decidieron comparar dos estrategias para ayudar a calmar los cólicos del bebé: mecerlos o hacer uso de ruido blanco hasta que se durmieran.

Para ello cogieron a 40 bebés de 1 mes de edad que tenían episodios de llanto inconsolable y vieron que el grupo de niños que eran calmados con ruido blanco acababan llorando menos horas por el día y durmiendo más tiempo por la noche.

En las conclusiones dijeron, simplemente, que el ruido blanco funciona mejor que el balanceo, y que puede utilizarse con esa intención.

Es importante resaltar que hasta la fecha, no hemos encontrado ningún estudio que haga mención alguna a la posibilidad de que el ruido blanco genere estrés en el bebé.

De hecho, un estudio realizado en 1990, cuando se creía que los bebés se calmaban porque el ruido se asemejaba al que oían en el útero materno, encontró que en el momento de exponer a los bebés al ruido blanco la frecuencia cardíaca no aumentaba (como se esperaría si hubiera una respuesta de estrés), sino que disminuía y el 80% de los bebés se había dormido tras los primeros cinco minutos.

Hasta el momento, la evidencia científica parece indicar que los bebés se dejan llevar por dicho ruido, cierran los ojos, la frecuencia cardíaca disminuye y se duermen.

Incluso se ha llegado a utilizar en las UCIN (Unidades de Cuidados Intensivos Neonatales) porque ayuda a enmascarar el ruido de las bombas, los timbres y máquinas, consiguiendo que los bebés se despierten menos veces y duerman más horas.

¿De dónde salió la idea de que era peligroso?

En algunos casos, ratones y ratas son animales utilizados en estudios científicos, porque sirven como un valioso ejemplo para averiguar cómo reacciona el organismo de un mamífero frente a una agresión, una infección o una intoxicación experimental.

Algunos estudios con ratas y ruido blanco han evidenciado que hay un peor desarrollo cerebral cuando las ratas son sometidas a este sonido. El más reciente es de enero de 2017 y en él observaron que una exposición de dos horas diarias de ruido blanco afecta a cómo las ratas orientan su atención para escuchar diferentes estímulos externos.

En este caso, escuchar el ruido blanco no ayudó a que las ratas se desarrollaran correctamente y por eso mucha gente empezó a decir que era peligroso. Pero si hablamos de humanos, no hay evidencia científica que diga que realmente afecte el desarrollo del bebé.

Aunque no todo es positivo..

Recordando un estudio de la Academia Americana de Pediatría (AAP) que compartimos aquí mismo en 2014, sí existe un posible peligro del ruido blanco: daño auditivo

Tras un análisis realizado a 14 máquinas de ruido blanco comerciales diseñadas para bebés, se encontró que todas excedían el umbral recomendado para los bebés, que es de 50 decibeles.

Tres máquinas llegaron a producir sonidos tan altos que escucharlos durante una hora podría provocar futuros problemas de audición. Todas las máquinas a excepción de una producían niveles elevados de decibelios inclusive a la distancia de 200 cm.

El estudio concluyó que la exposición frecuente a ruido blanco y en volumen alto podría afectar a la audición, el habla y el desarrollo del lenguaje, y podría causar posibles alteraciones auditivas.

Sin embargo, los investigadores señalan que es posible el poder llegar a utilizar máquinas de ruido blanco de forma segura, pero sin un adecuado manual de instrucciones o limitaciones en los decibelios que la máquina pueda emitir será difícil que se pueda usar adecuadamente.

¿Entonces?

Tras realizar este análisis y búsqueda de evidencia acerca del ruido blanco y su uso en bebés, podemos resumir lo siguiente:

Pros: es efectivo para ayudar a calmar y dormir a los bebés y ayudarles a que lloren menos, así como tambíen es una buena estrategia para disminuir el dolor o llanto al momento de realizar algún proceso doloroso o aplicar una vacuna.

Sabemos también, que algunos adultos que tienen problemas para concentrarse utilizan ruido blanco para poder estudiar o trabajar sin interrupciones, y que se recomienda su uso en plantas hospitalarias de enfermos de corazón, porque logran tener un sueño más tranquilo y reparador.

Contras: la exposición frecuente a ruido blanco y en volumen alto podría afectar a la audición, lo que a su vez podría afectar el habla y el desarrollo del lenguaje, y podría causar posibles alteraciones auditivas.

Sabiendo todo esto, que el ruido blanco no es eminentemente bueno, ni eminentemente malo, entre tener a un bebé llorando en tus brazos, y en consecuencia estresado, que no se calma con tu voz, porque solo se oye a sí mismo llorar, y un bebé tranquilo por escuchar unos minutos ruido blanco, yo voto por lo segundo sin duda alguna, recordando que debemos mantenerlo a un volumen bajo.

Una última cosa: no todo se soluciona con él

Aunque muchos bebés podrían dormirse solos en una cuna con ruido blanco, quizás después de llorar, recordemos que lo ideal es ir a la raíz del problema. Si un bebé está solo llorando, lo que te pide no es ruido blanco.

Posiblemente te está pidiendo comida o seguridad en forma de brazos y cariño, o las dos cosas (dormirse a la teta como hacen la mayoría de bebés amamantados desde el principio de los tiempos). Eso es lo que hacemos la mayoría de madres y padres y con eso suele ser suficiente para que se duerman.

Lo que queremos decir con esto es: primero hay que atender al niño en base a lo que necesita.

Si ya lo hacemos y aun así no se calma, porque tiene sueño pero no puede dormirse, porque está molesto por algo, porque tiene lo que parecen ser cólicos y/o porque está tan cansado que simplemente no logra tranquilizarse, entonces podremos recurrir al ruido blanco.

En casos puntuales y porque no te quedan más soluciones, el ruido blanco puede ayudarnos a tranquilizar a nuestro bebé. Solo recordemos cuidar su uso y evitar abusar de él, por que tampoco queremos que el bebé dependa del ruido blanco para dormir o calmarse siempre.

Fotos | iStock
En Bebés y más | ¿Por qué el ruido blanco calma a algunos bebés?, ¿Por qué tu bebé deja de llorar cuando te pones de pie al tenerlo en brazos? La ciencia nos lo explica

Источник: https://www.bebesymas.com/consejos/ruido-blanco-para-calmar-dormir-al-bebe-verdad-funciona-seguro

Ruido blanco, ¿qué es? ¿Es efectivo?

¿Qué es el ruido blanco y por qué adormece a los bebés?

El sueño de los niños es un motivo de preocupación para muchos padres.

Sobre todo, cuando conseguir que los más pequeños de la casa duerman se torna en una misión (casi) imposible, y se desconoce el motivo aparente.

No es extraño que, en estos casos, muchos progenitores busquen diferentes métodos para lograrlo, y uno de los más extendidos es, sin lugar a dudas, el uso del ruido blanco

Comúnmente, se ha atribuido a este tipo de sonido la capacidad de favorecer la conciliación del sueño. Pero, ¿hasta qué punto es cierto? El doctor Víctor Soto, de la Sociedad Española del Sueño, despeja nuestras dudas. 

Relacionado: Consejos para ayudar a los niños a superar las pesadillas y terrores nocturnos

Qué es el ruido blanco

Según nos explica el doctor Víctor Soto, se trata de un sonido continuo, monótono, sin cambios, que siempre mantiene la misma frecuencia. Puede ser, por ejemplo, desde el sonido de las olas o de la lluvia hasta el ruido que emite el aire acondicionado. 

El ruido blanco tiene todas las frecuencias audibles por el oído humano, por lo que tiene la capacidad de enmascarar a cualquier otro sonido.

Eficacia no comprobada

A pesar de la popularidad que ha adquirido esta técnica, no se puede decir que sea totalmente eficaz.

El médico detalla que se ha probado en muy pocas personas, y no hay suficientes estudios técnicos como para afirmarlo.

De hecho, hasta hace dos años, sólo había cinco investigaciones sobre él como método de inducir el sueño, y entre todos ellos, presentan una muestra muy pequeña, que no permite sacar conclusiones fiables. 

Asimismo, detalla que, sobre todo, se ha probado el ruido blanco en dos situaciones: 

  1. Niños que están hospitalizados en unidades de cuidados intensivos, donde siempre hay monitores funcionando. Es decir, que hay mucho ruido ambiental.
  2. Pequeños especialmente sensibles a estímulos externos, como los niños con TEA (Trastornos de Espectro Autista), que tienen ansiedad a la hora de dormir. 

«Lo que sí es cierto es que puede ser útil en algunos casos, puesto que quita el ruido ambiental y evita las distracciones. Es como si aislase al niño del exterior», comenta el médico.

Pero incide en que, aunque pueda tenerse en cuenta, no es seguro que funcione, y hay que tomarlo con prudencia. «Siempre debe ir asociado a algo más», añade.

Es decir, a una buena higiene de sueño.

Relacionado: Qué hacer si mi hijo no duerme

Una buena pauta de higiene de sueño, la clave

El doctor Soto apunta a que, si un niño duerme mal, significa que está ocurriendo algo. «Detrás hay un motivo que le impide dormir bien, y hay que averiguarlo. En estos casos, lo mejor es hablarlo con el pediatra como un problema de salud e investigar qué es lo que puede ocurrir», afirma.  

La calidad de sueño es importante no sólo afecta a su descanso, sino también a su desarrollo.

Tal y como detalla la doctora Lucía Galán, «las horas de sueño influyen directamente en su lenguaje, capacidad de aprendizaje y en la aparición de comportamientos hiperactivos».

Tanto es así que está comprobado que los niños que no adquieren buenos hábitos de sueño tienen peor rendimiento académico.

Y, a la hora de evitar que esto suceda, los padres juegan un papel fundamental. Según señala el doctor Soto es muy importante seguir los siguientes consejos:

  • Crear un ambiente cómodo, tranquilo y sin ruidos. De hecho, esto es favorable tanto para los más mayores como los pequeños, que conseguirán, poco a poco, ser autónomos para dormir.
  • Establecer un horario. En general, adquirir rutinas es muy importante para los niños, y en lo referente a irse a la cama, también. Es muy importante que, salvo casos muy excepcionales, se acuesten a la misma hora.
  • Momentos de desconexiónantes de ir a dormir. Son momentos de tranquilidad que, señala el doctor, son ideales para compartir con el niño. Para crear ese clima propicio para conciliar el sueño, son muy útiles los cuentos, las nanas… En definitiva, todo aquello que sirva para desconectar de todo lo sucedido durante el día.
  • Un baño relajante antes de irse a dormir. En ocasiones, puede tener un efecto relajante en el niño, pero si se comprueba lo contrario, tendrá que cambiarse el horario de ducha.
  • Cenar pronto. Alrededor de las 20 horas es un buen momento para cenar en familia, y poner en común todo lo que ha sucedido durante la jornada. Les ayudará a relajarse. 
  • Nada de deporte a última hora. A pesar de la creencia común, practicar deporte a última hora de la tarde no cansa, sino que activa el cuerpo. 
  • Pantallas 'prohibidas'. Los móviles emiten una luz azul, así que el cerebro interpreta que es de día, lo que impide la creación de melatonina, la hormona del sueño. Por ello, si tienen móvil propio (u otros dispositivos electrónicos), recomienda que éstos se carguen fuera de la habitación. 
  • Predicar con el ejemplo. Los niños aprenden de sus padres y lo que ven a su alrededor, así que tan esencial como seguir estas pautas es que ellos vean que los mayores también las siguen.

Relacionado: Los trucos de Laura Escanes para dormir a su pequeña Roma

Источник: https://www.hola.com/ninos/20200630171247/ruido-blanco-que-es/

Ruido blanco: Una herramienta para calmar a los bebés

¿Qué es el ruido blanco y por qué adormece a los bebés?

Algunos bebés cuando están particularmente nerviosos solo se calman cuando se les lleva a dar un paseo en coche.

Otros se tranquilizan al escuchar el ruido que emiten electrométricos como el secador de pelo, la lavadora o el lavavajillas.

En realidad no se trata de un mito popular sino del ruido blanco, una herramienta muy útil para calmar a tu bebé. De hecho, también es muy eficaz para combatir el insomnio en los adultos.

¿Qué es el ruido blanco?

El ruido blanco no es, ni más ni menos, que una frecuencia sonora que se repite constantemente, sin que ningún sonido sobresalga de los demás.

Como resultado, se obtiene un patrón acústico que suma todas las frecuencias de forma armónica.

Básicamente, se parece mucho al sonido que emite un televisor sin sintonizar, cuando aparecen en la pantalla esos colores blancos y grises que hacen un efecto lluvia o nieve.

Algunos electrodomésticos también emiten un ruido blanco ya que cuando el motor gira a determinadas revoluciones mantiene un sonido constante que abarca gran parte del espectro sonoro. La campana extractora de la cocina, así como algunos ventiladores, también emiten este sonido.

¿Por qué el ruido blanco calma a los bebés?

El ruido blanco actúa sobre los bebés y los adultos de dos maneras. En primer lugar, tiene un efecto casi hipnótico, lo cual favorece la relajación y el sueño.

En segundo lugar, sirve para amortiguar los sonidos ambientales, de manera que los pequeños ruidos que pueden producir sobresaltos o incluso despertar a los bebés en plena noche, prácticamente no se escuchan.

Los bebés en particular se calman con el ruido blanco porque les recuerda los sonidos que escuchaban cuando estaban en el vientre materno, donde los sonidos del exterior llegaban muy distorsionados. Por eso, cuando lo escuchan vuelven a sentirse seguros y relajados automáticamente.

¿Es seguro para los bebés?

Ante todo, se debe puntualizar que todos los bebés no se tranquilizan con el ruido blanco, aunque se ha apreciado que aquellos que sí lo hacen también logran conciliar el sueño más rápido y duermen mejor.

De hecho, el ruido blanco disminuye lo que se conoce como “activación del sueño”, la razón por la cual algunos bebés se despiertan cada 20-45 minutos.

Con el ruido blanco, aunque se produce esa activación, los bebés vuelven a quedarse dormidos rápidamente.

No obstante, debes saber que un estudio realizado en The Hospital for Sick Children de Toronto analizó 14 dispositivos que emiten ruido blanco que se encuentran en venta para dormir a los bebés y descubrió que 3 de ellos excedían en 85 decibeles el volumen recomendado, incluso ubicados a cierta distancia de la cuna, por lo que podrían aumentar el riesgo de sufrir pérdida auditiva. Esto no significa que el ruido blanco sea peligroso o dañino, pero debemos cerciorarnos de que no supere los 50 o 60 decibeles, el ruido de una conversación en voz normal, y que la fuente emisora se encuentre al menos a 200 centímetros de la cuna del bebé.

¿Dónde encontrar el ruido blanco?

En la actualidad ya existen diferentes aplicaciones que emiten ruido blanco, algunas de ellas son:

1. Duerme Bebé: Ruido Blanco

Esta aplicación ha sido diseñada para Android y cuenta con una gran selección de ruido blanco con sonidos que imitan desde una radio y un secador de cabello encendido hasta una aspiradora o un ventilador.

También cuenta con sonidos naturales de la lluvia, el bosque, el océano, el río y el fuego. Incluso tiene el relajante latido del corazón y algunas canciones de cuna.

Y si tú bebé es muy especial y solo se duerme con esos sonidos que haces y que le permiten reconocerte, también podrás grabarlos y reproducirlos como si fueran ruido blanco.

2. Relax Melodies: Sleep Sounds

Esta aplicación diseñada para iOS cuenta con más de 200 sonidos y música, desde sonidos de la naturaleza, ruido blanco y sonidos del agua hasta sonidos en 3D y música de meditación.

Pensada para toda la familia, también incluye unas 160 meditaciones y SleepMoves, algunos de ellos dirigidos especialmente a los niños y en especial, a mejorar la calidad de su sueño.

También contiene una amplia selección de cuentos para dormir con historias de hadas y fantasía y cuentos infantiles tradicionales para ayudarles a conciliar el sueño a los más pequeños de casa.

3. Sleepy Time

Esta aplicación, disponible para Android, tiene más de 65 sonidos, entre ellos el ruido blanco. Cuenta con un temporizador de apagado que sigue funcionando aunque la pantalla se apague. También permite mezclar tres sonidos a la vez para crear tu propia combinación.

4. Sound Sleeper: White Noise

Se trata de una sencilla aplicación creada para iOS que ofrece una amplia selección de sonidos y canciones de cuna tradicionales y modernas para ayudar a dormir a los bebés. Desde sonidos de ruido blanco como el de un ventilador o el útero materno hasta relajantes sonidos de la naturaleza.

Los sonidos se activan con el primer llanto de los bebés para que los padres no tengan siquiera que levantarse en mitad de la noche para calmar a su hijo.

Además, permite grabar los sonidos preferidos de los pequeños, a la vez que cuenta con un sistema de seguimiento del sueño que permite determinar su patrón de descanso.

5. Baby Sleep

Esta aplicación ha sido especialmente diseñada para promover el sueño infantil, y se encuentra disponible para iOS. De hecho, también incluye sonidos del vientre materno. Además, cuenta con un detector de ruido o de movimiento, de manera que la aplicación se vuelve a activar cuando el bebé se despierte.

Otra alternativa mucho más sencilla consiste en utilizar una radio y dejar el dial sin sintonizar, de manera que se escuche ese sonido monótono, que también es ruido blanco.

Источник: https://www.etapainfantil.com/ruido-blanco-bebes

Ruido blanco para dormir a los bebés

¿Qué es el ruido blanco y por qué adormece a los bebés?

Hace años se inició a ponerse de moda la utilización de ruido blanco para dormir a los bebés. Se aconseja que, cuando no puedas dormir a tu bebé, pruebes con ruido de secador, extractor de cocina o canal de televisión no sintonizado. A estos ruidos se los denomina ruidos blancos, y, aunque parezca mentira, muchos bebés dejan de llorar al escucharlo.

Un estudio británico publicado en 1990.

Los investigadores hicieron un estudio de aproximadamente 40 bebés con dificultades para dormir, y observaron que el 80 % de los bebés se quedaban dormidos a los 5 minutos cuando escuchaban el ruido blanco, en comparación con el 25 % de los bebés en el grupo control que se quedaba dormido espontáneamente. Los autores del estudio indicaban que «el ruido blanco podría apoyar a las madres a tranquilizar a bebés complicados”

Ruido blanco ¿Es seguro para dormir a los bebés?

Es muy asiduo que los bebés con una edad que va desde la semana del nacimiento hasta los 3 y 4 meses de vida lloren durante horas y con mucha intensidad sin ninguna razón médica que lo explique. Entre el 8 y el 40 % de los bebés de esta edad pasa por este suceso en alguna ocasión de esta etapa.

Si recientemente has tenido un bebé, puede que en alguna ocasión oigas hablar de cómo relajar a los peques en momentos de falta de sueño o llantos.

Es una herramienta muy útil para calmar a tu bebé. De hecho, también es muy eficaz para combatir el insomnio en los adultos.

El ruido blanco es un sonido muy común que nos encontramos en nuestro día a día y que ayuda a conciliar el sueño a bebés y adultos

El ruido blanco no es peligroso o dañino, pero debemos cerciorarnos de que no supere los 50 o 60 decibeles, el ruido de una conversación en voz normal, y que la fuente emisora se encuentre al menos a 200 centímetros de la cuna del bebé.

No hay evidencias científicas que respalden el hecho de que este ruido afecte de una manera negativa o que condicione el desarrollo de nuestros bebés.

Dónde encontramos el ruido blanco y en qué consiste

Consiste en un sonido monótono, con una señal aleatoria que abarca todas las frecuencias audibles por el ser humano.

No se sabe la causa exacta por la que el ruido blanco provoca ese efecto relajante, por un lado se piensa que la ausencia de ruido, el sonido monótono, permite que el cerebro se relaje, desconecte y se duerma. Por otro lado hay quien indica que ese sonido es similar a lo que los bebés escuchan en el vientre materno.

Los bebés, el ruido blanco y el sueño

Antes de su nacimiento, los bebés ya están acostumbrados a los ruidos fuertes. Aunque no lo parezca, el útero es un ambiente extraordinariamente ruidoso. Sin embargo, los recién nacidos también tienen un sistema nervioso inmaduro que los hace especialmente sensibles por lo que se sobresaltan con facilidad.

Los sobresaltos son una capacidad pre programada que tenemos desde que nacemos para responder instintivamente a esos sonidos potencialmente amenazantes o movimientos bruscos. Este acto reflejo de sobresaltarse hace que los bebés se estremezcan por instinto, aprieten los puños e incluso comiencen a llorar.

El sueño de un recién nacido es difícil de conseguir porque su reloj corporal aún no está entrenado.

Un ambiente tranquilo puede ayudar a calmar estos sobresaltos involuntarios, pero si aún así tu bebé continúa con problemas de sueño, el ruido blanco puede proporcionar una pequeña ayuda.

El ruido blanco no es diferente a los sonidos que hacen los padres al intentar consolar a su bebé. Las máquinas de sonido para bebes son una opción que utilizan muchos padres para que sus hijos se calmen y logren un descanso de mejor calidad.

Nuestra recomendación es que utilices el ruido blanco como último recurso y que crees una rutina de sueño.

¿Porqué el ruido blanco calma a los bebés?

Los bebés en particular se calman con el ruido blanco porque les recuerda los sonidos que escuchaban cuando estaban en el vientre materno, donde los sonidos del exterior llegaban muy distorsionados. Por eso, cuando lo escuchan vuelven a sentirse seguros y relajados automáticamente.

La calidad del descanso y las horas de sueño de un bebé son variables en función de la edad pero, en todos los casos, indispensables para un correcto desarrollo. En este artículo podrás descubrir los beneficios del ruido blanco

Más allá del efecto de enmascaramiento, no está del todo claro por qué funciona el ruido blanco. Pero sí que se sabe que estos sonidos están bien sincronizados con la baja frecuencia de las ondas cerebrales típicas del sueño profundo, y puede que este sea lo que provoque que escuchar este tipo de ruido acabe por hacer que nos durmamos en poco tiempo.

La ciencia y el ruido blanco

La explicación de la ciencia acerca del funcionamiento de aparatos o generadores de ruido blanco es bastante clara y confirma su efectividad a la hora de enmascarar el resto de sonidos presentes en el ambiente. Según esto, nuestro cerebro es capaz de centrarse en el ruido blanco y aislar todos los demás, favoreciendo la concentración y permitiendo alcanzar un nivel de sueño más profundo y plácido.

¿Afecta negativamente este tipo de sonido al bebé?

No existe ningún tipo de estudio que diga que es perjudicial para el bebé utilizar sonidos como los del ruido blanco para calmarlos. Al final se trata de ruidos cotidianos que también estarán en su día a día.

Aunque es cierto que se recomienda no abusar de estos sonidos o utilizarlos cuando no sea necesario. Sobre todo porque cuando el bebé está expuesto mucho tiempo a ruido blanco, deja de tener estímulos auditivos.

Esto puede afectar a su capacidad auditiva, a la hora de escuchar y aprender a oír todos los sonidos. Al estar inmerso en el ruido blanco, el bebé no escucha nada más, por eso se recomienda que no lo dejemos con este tipo de ruidos demasiadas horas al día.

Existen máquinas que simulan el ruido blanco específicas para bebés, pero no te las recomendamos. Lo ideal es que cuando el bebé llore intentes calmarlo de forma natural, ya que será lo más saludable para ellos.

Beneficios del ruido blanco para el bebé

El ruido blanco camufla el resto de sonidos y ruidos con los que convivimos diariamente. Los vecinos, los coches, las obras…todo lo que se considera contaminación acústica y que produce una mala calidad del sueño.

No es que se haya hecho un estudio exhaustivo sobre el ruido blanco, pero si sabemos que muchas personas utilizan estos sonidos para poder dormir o para que los bebés sean capaces de dormirse sin problemas.

Un sonido que tiene la capacidad de calmar y relajar a aquella persona que lo escucha y le hacen desconectar al completo de todo el ruido que existe alrededor.

Aparatos que emiten ruido blanco

El sonido del mar, la lluvia, el viento, electrodomésticos en funcionamiento…es una alternativa para aquellas personas que no encuentran la manera de conciliar el sueño.

El sonido de un ventilador en movimiento, una calle con tráfico, Puede pasar con un secador, la campana extractora, la lavadora, el lavavajillas, el frigorífico o la radio sintonizada en un punto del dial donde no haya ninguna emisión.

Aquí tienes algunos peluches y otros que son productos perfectos de Amazon para dormir a tus bebés con ruido blanco.

Si necesitas ayuda para crear una rutina de sueño para tu bebé, puedes solicitar la atención y cuidados de nuestras Salus para el cuidado de bebés sin compromiso.

Источник: https://www.pequesalus.com/ruido-blanco-para-dormir-a-los-bebes/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: