¿Qué hace una asesora de lactancia?

Así se hace una asesora de lactancia materna

¿Qué hace una asesora de lactancia?

Desde hace mucho tiempo se conocen los beneficios que tiene el apoyo a la madre lactante cuando a ésta le faltan referencias sobre el amamantamiento dentro de la familia,  información y confianza suficiente en sus habilidades. Grupos de apoyo  talleres, una asesora de lactancia materna, y otros profesionales especializados en el amamantamiento y la salud salen al encuentro de esta demanda de las mujeres durante estos momentos difíciles.

Hace ya casi más de diez años que soy asesora de lactancia materna.

Comencé mi carrera ayudando a las madres que decidían dar el pecho valientemente a sus gemelos porque yo directamente había sufrido la falta de apoyo en momentos claves de mi vida como mujer lactante.

Así nació el grupo de apoyo a la lactancia materna Multilacta.Mi objetivo claramente era que ninguna madre de gemelos se encontrara perdida sin respuestas y no lo pasara tan mal como lo pasé yo, sobre todo por la falta de información y la dificultad que se presenta a la hora de retomar la lactancia gemelar.

Con mis segundos gemelos me reforcé como asesora de lactancia materna experimentando por completo el amamantamiento de gemelos de principio a fin, aportando a Multilacta el valor que se merecía.

Los grupos de apoyo están formados por madres voluntarias con experiencia personal como madres lactantes que además cuentan con formación adicional sobre el arte de amamantar.

Durante los encuentros es importante que la asesora de lactancia materna escuche de forma activa a las madres y se ponga en su lugar, ofreciendo respeto en sus ideas y aportando información con total objetividad y neutralidad.

Pueden realizar este trabajo en sesiones grupales o de forma personalizada a través del teléfono, los mails e incluso ahora, a través de whatssap.

Al ser un trabajo voluntario la asesora de lactancia materna no está sujeta a ningún tipo de remuneración, pero tampoco está sujeta a obligaciones más allá de lo que tu situación personal y familiar te permite. Así lo he ido haciendo yo. También es posible apoyar a las madres desde talleres de lactancia de profesionales de la salud, o desde especialistas en consejería de lactancia materna ( IBCLCs, enfermeras, matronas, y doulas). Yo además de asesora de lactancia en Multilacta, soy Consultora Internacional Certificada en Lactancia Materna – IBCLC, desde 2015. Además del grupo de apoyo, también ofrezco servicio personal en domicilio y On Line como parte de mi trabajo remunerado.

Creación del proyecto Multilacta y el inicio de la asesora de lactancia materna

Multilacta nació como un proyecto de apoyo a las madres de gemelos por iniciativa mía. Entonces formaba parte de una asociación de padres de hijos nacidos de parto múltiple en  mi comunidad, AMAPAMU, de la que era socia.

Aunque esta entidad acompañó al proyecto financieramente, nunca tomó interés verdadero por la filosofía de lo que era un grupo de lactancia materna, lo que me resultó bastante frustrante.  Multilacta fue como un hijo tonto al que se le daba de comer pero no se le cogía en brazos  ni se le atendía emocionalmente.

Durante muchos años, mientras se ofrecían muchos voluntarios para la gestión de otros proyectos (entre los que se incluía un fabuloso grupo de gestión de pedidos de leche artificial a la mitad de precio), nadie solicitó ayudarme con la gestión de este programa  de promoción de la salud.

En solitario dirigí cada una de las reuniones, eventos y charlas de Multilacta como asesora de lactancia materna, que se inició en 2003, que funcionaba como cualquier otro grupo de apoyo madre a madre, con todo lo que ello conlleva. Había estado dos años esperando el momento, formándome y en contacto con muchas buenas asesoras, entre las que destaco a las chicas de Alba Lactancia Materna.

Recuerdo con cariño los correos intercambiados con Eulalia Torras y con Inma Marcos. Sólo con eso aprendí un montón. Lo que habría dado por estar con ellas físicamente.

Tras en nacimiento de los segundos gemelos, sobre el 2005-06,  la gestión del proyecto de leche artificial había tomado tales proporciones que me daba vergüenza mantenerme pasiva, y más tras un tiempo como presidenta y tras varias advertencias de la ilegalidad y falta de honestidad y ética de la entidad.

Donde muchos veían un fantástico trabajo de equipo en beneficio para el colectivo de múltiples, «si la lactancia materna fallaba o las madres no querían amamantar«, yo sólo veía un cúmulo de despropósitos, perjuicios y riesgos a los que se exponía a las madres de múltiples innecesariamente.

Era imposible trabajar como asesora de lactancia materna junto a una entidad que anteponía el beneficio económico de los padres y el propio como asociación, al de la misma salud de madres y bebés con tanto riesgo. Aquello de permanecer dentro me dificultaba  la toma de decisiones y no me permitía realizar otros proyectos.

Para ellos Multilacta era sólo una etiqueta o logo que quedaba muy bien en su página y folleto, y llegados a un punto, fue un claro grano en el culo, como más tarde me demostraron verbalmente. Antes de que todo aquello sucediera, decidí irme de aquella casa en 2007, y buscar madres adoptivas para el proyecto.

Así encontré a seis mujeres maravillosas que me dieron su apoyo, entre las que estaba Claudia Pariente de EntreMamás, o Marina Fernández. Multilacta se rodeó de besos y abrazos, sin miedo a decir la verdad.  El grupo se extendió de Coslada a varios puntos de Madrid, y me sentía feliz de que así fuera. Hoy ha llegado hasta Gijón.

Como cualquier otro grupo de apoyo, Multilacta ofrece sus servicios de apoyo a la lactancia materna de forma gratuita, y tiene a sus asesoras como voluntarias haciendo un trabajo de gran  valor en la comunidad. Hacemos reuniones periódicas cada mes, atendemos a las consultas de las madres por teléfono y por mail.

Los encuentros personales son escasos porque de forma práctica entre tanto niño es un poco difícil atender a una mamá sin tener la casa llena de ruido, y no tengo espacio para poder atenderlas como se merecen. A mí personalmente me resulta difícil actualmente hacerlo desde mi propia casa, que habría sido una buena opción, pero preferí dejarlo fuera por mi familia. Multilacta se financia principalmente de las cuotas de sus socias y de donaciones puntuales que ofrecen algunas madres de forma generosa, pero en los tiempos de crisis que vivimos no da para poder realizar una labor mucho más altruista que la que nos gustaría. Entre estas cosas, no podemos permitirnos realizar encuentros personales a domicilio, y sólo podemos invitar a las madres al grupo antes de la hora o después de la misma. La que lo hace es porque puede, no porque se la obligue y puede cobrar por su trabajo, aunque no lo haga como asesora Multilacta.

Apoyo a la lactancia materna en el propio domicilio

Durante un tiempo me planteé si podía llegar más lejos en la atención a las mamás, e ir a sus casas como ellas me pedían.

Era interesante poder actuar en el hogar, porque te da mucho juego observando el entorno y viendo cada una de las circunstancias en los grupos de mamás y bebés.

Pero no podía costearme el desplazamiento como asociación, porque no había para ello. Tampoco podía obligar a nadie hacerlo, y era necesario buscar una solución.

Normalmente el trabajo de apoyo en el domicilio lo suele hacer una matrona o un profesional de la salud.

De las profesionales de lactancia materna, son quizás las IBCLCs las más indicadas, porque tienen una titulación específica, y cuyo servicio es remunerado.

Aquello generó un debate interno entre las asesoras, y la divergencia de ideas nos llevó a concluir  que no podíamos obligarnos a hacer este servicio gratis a las casas, ni podíamos cobrar como asociación por ello, porque obviamente nuestra espíritu no deja de ser el puro altruismo y el trabajo voluntario.

Así que Multilacta no realiza estos apoyos puntuales en el domicilio de las madres, pero tampoco impide que sus asesoras de lactancia materna puedan realizarlo, gratis o cobrando como otra cosa diferente a la asesora de lactancia.

Así llegué yo a realizar este acompañamiento a las madres.

Por un lado motivada por la propia demanda de las madres, y por otro lado por mi necesidad económica, ya que estaba en paro y teníamos serios problemas para poder mantener la familia.

Para poder atender mejor a las madres, y de una forma más completa, me saqué un título de FP de Grado Medio, como Técnico en Cuidados Auxiliares de Enfermería y poder ampliar mis conocimientos.

Así empecé a acompañar a las madres algo más que en su lactancia materna, en los primeros días de su maternidad.

Y como no me quería quedar ahí, me decidí a postular como Consultora Certificada Internacional de Lactancia Materna y aprobé. 

Así que además de asesora de lactancia materna soy IBCLC.

Tengo claro que cuando voy a ver a una madre porque necesita ayuda con su lactancia, y  a veces hace falta quedarse más que una o dos horas y no sólo mirar y explicar.

Antes de acudir como IBCLC podía  hacer tranquilamente una comida rica, o planchar un poco de ropa.

Además, si la lactancia materna es a demanda difícilmente puedes pretender encontrarte a la primera de cambio con un bebé receptivo para mamar y puede que la madre no haya ni comido. Muchas son las veces que toca esperar. 

Mi función era más de auxilio en esos momentos.  Así que yo iba como auxiliar de enfermería con conocimientos de lactancia materna.

Si me encuentro con una mamá con dificultades para el enganche y desanimada por el dolor y las molestias, con  una sola vez no me va a bastar.

Me quiero ir de su casa sabiendo que más o menos ha colocado varias veces al bebé,  ha reducido todo lo posible su dolor y refuerza su confianza.

Hago un historial de la lactancia materna bastante exhaustivo y el seguimiento puedo hacerlo si la madre me va contando luego por teléfono, que hoy en día con whatssapp es bastante cómodo, tanto para ellas como para mí, llegando a un acuerdo de otra cita, o acudiendo al grupo de lactancia.

No veo problema en compatibilizar el voluntariado de asesora de lactancia materna con el trabajo remunerado como Auxiliar de Enfermería o IBCLC

Como siempre digo, si la madre quiere un servicio gratuito,  también tiene posibilidades a su disposición totalmente gratuitas de muchas formas.

Si no las acepta y prefiere algo personal y más íntimo y en su casa, tendrá que pagar un servicio profesional. Creo que es lógico.

Источник: https://gemelosalcuadrado.com/asi-se-hace-una-asesora-de-lactancia-materna/

Asesoras de lactancia: ¿una ayuda voluntaria o una profesión remunerada?

¿Qué hace una asesora de lactancia?

Hace unas décadas las tasas de lactancia cayeron a unos mínimos inaceptables porque la leche artificial se publicitó como mejor que la leche materna y como medida liberadora de la mujer.

Gracias a la investigación se fue conociendo, poco a poco, que lo que se suponía un avance resultó ser un retroceso, porque la leche artificial no resultó ser mejor y los bebés perdían las defensas de la leche materna y muchas características asociadas, ya que la lactancia materna no es solo un alimento.

Al volver las madres a lactar se evidenció un vacío de conocimientos a nivel social y sanitario y las mujeres que tenían problemas con la lactancia no obtenían respuestas adecuadas en la consulta médica. Esto hizo que algunas mujeres decidieran darse apoyo unas a otras, derivando finalmente en la figura de la asesora de lactancia.

Ahora esta figura existe y hace una función voluntaria encomiable y muy necesaria. Sin embargo, algunas de las asesoras se han desmarcado cobrando por sus servicios y conocimientos y se ha generado una gran polémica entre las asesoras porque: ¿es un voluntariado o una profesión remunerada?

El vacío de conocimientos de los profesionales sanitarios

Sucedió y sigue sucediendo. Ya lo hemos comentado en varias ocasiones en Bebés y más. Se espera que los pediatras, enfermeras y matronas sean expertos en lactancia, pero aún no. O por lo menos aún no la mayoría.

Las cosas de palacio van despacio y son muchos los que, por no reciclarse, se han quedado atrás.

Hay pediatras que dan hojas infumables, hay enfermeras que no saben de qué hablan y se dedican a perpetuar mitos y matronas que están en la misma situación.

Si esto es ahora, imaginad hace 30 o 40 años.

Una madre iba con problemas de lactancia al médico o pediatra y recibía la indicación de complementar con biberón o de dar el pecho sólo 10 minutos cada 3 horas con el fin de curar las grietas, por poner dos ejemplos.

Las lactancias iban cada vez peor, las mujeres se sentían desasistidas y así nacieron grupos de madres que se juntaban para explicarse sus problemas y posibles soluciones, de manera desinteresada.

El paso del tiempo, nuevos estudios, nuevos conocimientos y nuevos problemas hicieron que en los grupos de apoyo ya no sirviera eso de: «A mí me funciona esto», «Conozco una que hizo esto otro y le fue bien».

Los problemas eran cada vez más concretos y complejos y las madres necesitaban más conocimientos y experiencia.

Así surgió la figura de la asesora de lactancia (en la Liga de la Leche se le denomina monitora), una mujer, madre, que daba el pecho o lo había dado, que tenía unos conocimientos y una experiencia que le avalaban para tener autoridad y credibilidad en la dinamización de los grupos.

La formación de asesoras de lactancia

Hace unos años, las federaciones de grupos de apoyo empezaron a ofrecer cursos de asesoras de lactancia. En teoría se ofrecían para mujeres que querían ser asesoras, pero la inscripción era abierta y podía hacerlo cualquiera que quisiera saber más sobre lactancia (madres, futuras madres, profesionales sanitarios, etc.).

Yo mismo lo hice obteniendo el título en el año 2008. Ahora bien, el primer día, nada más entrar, lo explicaron muy claro: las asesoras de lactancia son madres, voluntarias, que han decidido formarse para poder dedicar su tiempo a ayudar a otras madres.

Son madres que han dado el pecho a sus hijos, porque en los grupos de apoyo todas las mujeres tienen que tener las mismas características.

Vamos, que en un segundo nos dijeron a los hombres presentes (creo que éramos tres), que no podíamos formar parte de ningún grupo de apoyo a la lactancia y a todos los presentes que el título era solo una formación para poder algún día ser asesora en un grupo.

Yo no tuve ningún problema con ello. Mi intención, como enfermero, era aprender. Obtuve el título, como el resto, imagino, y tan contento. Me lo pagué yo, yo pagué los desplazamientos y yo dediqué horas de mi vida porque eso me interesaba, como hicieron todos los demás. Las madres que querían ser asesoras en un grupo ya tenían uno de los requisitos: el título.

Digo uno de los requisitos porque cada asociación tiene los suyos propios, pero en la mayoría el título no es lo único, ni mucho menos.

Si nos fijamos en los requisitos para ser asesora de Alba Lactancia Materna vemos que además del título y de ser madre que ha dado el pecho al menos un año, debe hacer una formación práctica tutorizada en los grupos y que no consigue serlo hasta que la junta lo decide.

Hay mujeres que pueden tardar hasta dos o tres años en lograrlo porque al final lo más importante es la experiencia, el haber tratado con muchas madres, haber visto muchos problemas, haber encontrado soluciones e incluso haberse equivocado, para seguir aprendiendo.

No olvidemos que un mal consejo puede ser determinante para acabar con una lactancia, de igual modo que los malos consejos de los profesionales lo pueden lograr.

Y un buen día, algunas decidieron cobrar por ello

Los grupos de lactancia tienen un horario. Normalmente se reúnen una vez a la semana, a la misma hora en un lugar fijo. Para las «urgencias» suele haber un teléfono móvil tras el cual una asesora, también voluntaria, ayuda a las madres que no pueden esperar a ese día.

Sin embargo, hay demanda de madres que solicitan ayuda a domicilio, y ahí es la asesora la que decide si acudir o no.

Muchas no lo hacen (lógico, es un desplazamiento en coche, un tiempo particular y seguimos hablando de un voluntariado), pero hay otras que sí. Y en ese sí hacer, hay mujeres que han decidido cobrar por sus servicios «urgentes».

Algo así como «ven al grupo el día que nos reunimos, pero si me necesitas antes o quieres que te vaya a ver, tendrás que pagar por ello».

De igual modo, hay mujeres, madres o no, que obtienen el título para ofrecer sus servicios privados como asesoras de lactancia, normalmente acompañado a otros títulos como asesora de porteo, doula, yoga, masaje infantil y similares. Algunas lo hacen a domicilio y otras tienen sus propios centros donde además de esos servicios venden mochilas, fulares, etc.

¿Es la asesoría de lactancia una profesión?

Ahora bien, ¿pueden hacerlo? ¿Deben hacerlo? Es la pregunta del millón. Muchas defienden el cobro por el gasto que les ha supuesto la formación o el local donde llevan a cabo la asesoría. Un dinero que invirtieron sin recibir ninguna recompensa económica. Pero no tienen razón.

Como ya he explicado, yo también pagué el curso en su día, como pago los congresos a los que voy, los libros que leo, los desplazamientos y las estancias.

Y yo no cobro más como enfermero en la consulta, ni por el saber añadido cobro más a una madre que viene pidiendo ayuda porque su lactancia no va bien.

Pero no es solo eso, es que el título de asesora es, como digo, una formación para poder ser voluntaria. No se hace para tener una profesión, y si alguien está anunciando un curso de asesora de lactancia para luego trabajar como asesora, cobrando por ello, está mintiendo y ofreciendo falsas expectativas.

Pero, hay mujeres que las necesitan y pagarían lo que fuera

No lo niego. Muchas asesoras lo son porque en su día tuvieron problemas con la lactancia y un ángel ofreció sus servicios desinteresados salvando su lactancia. Yo mismo fui con mi mujer a casa de una asesora, en este caso matrona, que nos ayudó muchísimo, y que no nos cobró nada por ello, y habríamos pagado sin duda.

Existe la demanda, las madres necesitan esa ayuda de manera urgente, incluso visitas a domicilio, ¿por qué no pueden cobrar las asesoras por esos servicios?

El pago supone profesionalización

Una cosa es ser voluntaria, que te presentas como asesora de la asociación a la que perteneces y otra cosa es presentarte como asesora, cobrando. En el momento que pides dinero por tu función ya no eres asesora de esa asociación, no puedes presentarte como tal. Entonces te presentas como una profesional de la lactancia, o eso se supone.

Pero no existe la profesión de asesora de lactancia, no está reconocida. La función de asesorar profesionalmente en temas de lactancia es una función de las matronas, las enfermeras de pediatría, los pediatras e imagino que también labor de los ginecólogos.

Entra dentro de estas funciones acudir a domicilio para ayudar a las madres lactantes, y muchas matronas lo están haciendo a nivel privado, porque es una función que debería ejercer la matrona de los centros de atención primaria, pero muchos centros no tienen matrona y cuando la tienen, no tiene disponibilidad para ello.

Vamos, que hacen falta muchas más matronas en la atención primaria para dar respuesta a la demanda (o que haya más matronas haciendo esa labor a nivel privado).

¿Por qué las matronas sí y las asesoras de lactancia no?

El consejo de lactancia es una función sanitaria. Si se hace a nivel voluntario no hay peligro real a nivel de responsabilidades, porque son grupos de apoyo de madre a madre. Te está informando una mujer lactante que te habla en base a su experiencia y conocimientos.

Si se hace a nivel profesional, es decir, cobrando, está ejerciendo una profesión que, en este caso, no existe. El título no le avala para hacerlo y cuando se dan consejos sanitarios profesionales tienen una responsabilidad y unas competencias.

A nivel de competencias, los enfermeros tenemos las nuestras publicadas en el BOE, y las tenemos también cuando nos especializamos en pediatría (en éstas podemos leer, por ejemplo: «Promocionar como experta la lactancia materna.

Asesorar y apoyar en el inicio y en el mantenimiento, explicar la técnica y actuar ante las dificultades.»). Las matronas, lo mismo, sus competencias están publicadas en el BOE, donde la lactancia está muy presente en sus funciones y los pediatras, pues igual.

Sin embargo, no existe un marco de competencias, no existe una definición de la profesión de asesora, no existe ese trabajo.

A nivel de responsabilidad, los profesionales de la salud pagamos anualmente un colegio y en consecuencia tenemos un seguro de responsabilidad civil. Si de nuestra actividad surge un problema estamos cubiertos por nuestro colegio.

Si una mujer o madre quiere, puede reclamar. Puede poner una reclamación en el centro de salud, que para eso están las hojas creadas con esa intención. Y si quiere y lo considera necesario u oportuno, puede denunciar por mala praxis.

Si una asesora que se presenta como profesional (cobrando) tiene un problema con una madre está sola.

He comentado que tienen los conocimientos y la capacidad, pero claro, si hay gente que se conforma con el título y no tiene la experiencia asesorando, ni como madre, cabe la posibilidad de error.

Incluso la asesora más formada y experimentada puede equivocarse y dar un consejo erróneo, ¡si hasta los mejores médicos se equivocan!

Si te equivocas como voluntaria responde por ti tu asociación, y en cualquier caso, no creo que ninguna madre pueda reclamar demasiado, porque no actúas como profesional sanitario, eres una madre que está intentando ayudar a otra.

Si te equivocas en tu trabajo, cobrando, es diferente.

¿A quién reclama la madre? ¿A quién denuncia? ¿Quién responde por ti? Nadie, estás dando un consejo sanitario profesional sin ser personal sanitario y sin estar cubierta por ningún seguro de responsabilidad civil.

Pero entonces, ¿por qué hacerse asesora?

Normalmente una mujer, madre, se hace asesora porque en su día, como madre lactante, tuvo algún problema y alguien le ayudó. O no tuvo ningún problema, pero acudió a los grupos de apoyo y allí encontró un lugar donde ser escuchada y donde compartir experiencias.

Esto no hay profesional sanitario que pueda igualarlo porque en nuestro caso el trato es individual y no hay una relación de igual a igual, no hay una madre hablando a otra madre, hay un profesional hablando a una madre. A lo que iba.

La madre que va a un grupo se siente bien, agradecida y en algún momento decide devolver todo cuanto recibió, o parte de ello, a través de la misma función, haciéndose asesora voluntaria y dedicando el tiempo que ella decide a ello.

Si una mujer se hace asesora de lactancia pensando que de ese modo tendrá una oportunidad laboral se está equivocando en el objetivo y en la intención porque, repito, no existe la profesión de asesora de lactancia y el título no se creó para recibir una compensación económica por la labor de asesora, sino para el voluntariado, para crear una red de madres que ayudara a otras madres que necesitaran ese espacio, para que esas madres ayudadas sintieran también la necesidad de colaborar y ese espacio, ese momento, ese lugar, se perpetuara.

¿Y las IBCLC?

Una Consultora Acreditada de Lactancia Materna, que en inglés se conoce como IBCLC (International Board Certified Lactation Consultant) sí es una profesional experta en lactancia que obtiene el título mediante un examen internacional.

El problema es que en España tampoco existe la profesión. No está reconocida y, en consecuencia, carece también del mencionado marco de competencias y colegio profesional.

Están en la misma situación a nivel de responsabilidad, aunque si hubiera denuncia tendrían seguramente menos problemas por una cuestión de titulación.

Estamos hablando de una profesión que sí existe en muchos países, solo que aquí aún no se ha reconocido.

Lo que está sucediendo es que cada vez son más los sanitarios que se acreditan como IBCLC (enfermeras, pediatras, matronas, etc.

) y al ser una titulación que debe renovarse cada 5 años se garantiza la constante actualización de los conocimientos de esos profesionales y hay centros que están promoviendo esa titulación para sus trabajadores.

Y un profesional sanitario IBCLC sí está amparado por su colegio, pero no por serlo, sino por ser antes profesional sanitario y estar, al fin y al cabo, llevando a cabo una de sus competencias.

Fotos | Thinkstock
En Bebés y más | ¿Estas embarazada y quieres dar el pecho? Pásate por un grupo de apoyo a la lactancia, Consejos para papás primerizos: busca tu grupo de apoyo a la lactancia, Nueva web de la Federacion Catalana de Grupos de Apoyo a la Lactancia

Источник: https://www.bebesymas.com/lactancia/asesoras-de-lactancia-una-ayuda-voluntaria-o-una-profesion-remunerada

Las asesoras EDULACTA cambian vidas y ayudan a familias a lo largo de todo el mundo

  • Quieres realmente aprender todos los aspectos relacionados con la lactancia materna y estás dispuesto a trabajar durante tres meses para conseguirlo
  • Eres una madre que amamanta que quiere ampliar sus conocimientos en lactancia materna
  • Quieres convertirte en Asesora de Lactancia y ayudar a muchas madres a conseguir la lactancia materna que desean y merecen
  • Deseas dirigir un Grupo de Apoyo a la Lactancia Materna en tu localidad
  • Eres una mamá bloguera y quieres difundir y promocionar la lactancia materna en el mundo online
  • Eres un profesional de la salud que atiende a madres lactantes y deseas mejorar tu información para ayudar a tus pacientes
  • Te apasiona la lactancia y quieres dedicarte profesionalmente a ello
  • Aprenderás a escuchar a las madres lactantes y a ayudarlas desde la empatía y la comprensión
  • Aprenderás a detectar los problemas de lactancia que puedan estar sufriendo las madres y a resolverlos
  • Tendrás acceso a la mejor información y más actualizada que te permitirá ofrecer consejos de lactancia siempre al día
  • Obtendrás herramientas para apoyar a las madres y ayudar a resolver sus problemas
  • Aprenderás a gestionar grupos de apoyo a la lactancia materna y talleres de lactancia
  • Conseguirás herramientas para ayudar a las madres tanto presencialmente como de forma online
  • Tendrás el apoyo del grupo y el asesoramiento constante de las profesoras y madrinas
  • Obtendrás herramientas para difundir la lactancia materna desde el respeto y la evidencia científica
  • Aprenderás cómo mejorar profesionalmente una vez termines el curso
  • Formación de tres meses de duración (equivalente a 90 horas de formación en lactancia materna). Completamente online para ver las clases y organizar el trabajo cómodamente desde tu casa

  • Nuestro programa se considera como una Actividad considerada de interés por el International Breasfeeding Training Institute

  • Las clases están grabadas y se organizan por semanas. Tendremos entre 2-4 vídeos por semana con contenido nuevo para visualizar.

  • En nuestro grupo privado puedes consultar todas tus dudas y mantenerte al día durante todo el curso. Lo mejor de nuestra formación son sus miembros.

  • Todos los meses vamos recogiendo las dudas y las respondemos en una videoconferencia en directo de preguntas y respuestas. Siempre se graban por si algún alumno no puedes estar en directo.

  • Clases y conferencias con los mayores expertos relacionados con el mundo de la lactancia materna: Gema Cárcamo, José Mª Paricio, Diana Sánchez, Mónica Álvarez, etc.

  • Todos los meses incluimos contenido extra de regalo que complementa las clases del curso.

  • Cada alumno que finalice el curso y entregue todas las tareas correctamente y en plazo obtendrá un certificado de capacitación del curso equivalente a 90 horas de formación en lactancia materna.

  • Durante el curso de asesora vas a poder acceder a las charlas en vivo de la Comunidad EDULACTA y a todas las grabaciones que hemos acumulado desde 2015.

  • Cada clase en vídeo dispone de su transcripción por escrito descargable en PDF para que las puedas usar como apuntes de consulta.

MODALIDAD DE INSCRIPCIONES

¿Qué hace una asesora de lactancia?

MODALIDAD DE INSCRIPCIONES

¿Qué hace una asesora de lactancia?

MODALIDAD DE INSCRIPCIONES

¿Qué hace una asesora de lactancia?

Asesora de lactancia certificada

€397Un pago

Entra YA

Acceso a 50 clases grabadas

Transcripción descargable de cada clase

Documentación de apoyo en cada clase

Acceso al contenido del curso durante 4 meses

Tareas supervisadas y evaluadas personalmente

Videoconferencia inaugural en directo

Tres videoconferencias de preguntas y respuestas en directo

Acceso al módulo de profesionalización como asesora de lactancia

Foro de consultas abierto 24 horas/día

Certificado al finalizar el curso

Acceso a la Comunidad EDULACTA durante el curso

Acceso al grupo de exalumnas al finalizar

Posibilidad de ser madrina en otra promoción

Posibilidad de figurar en el directorio de asesoras

Posibilidad de resolver dudas en la Fanpage Asesoras de lactancia/EDULACTA

Asesora de lactancia certificada modalidad de dos pagos

€220Dos pagos

Entra YA

Primer pago ahora y segundo pago a mitad de curso

Acceso a 50 clases grabadas

Transcripción descargable de cada clase

Documentación de apoyo en cada clase

Acceso al contenido del curso durante 4 meses

Tareas supervisadas y evaluadas personalmente

Videoconferencia inaugural en directo

Tres videoconferencias de preguntas y respuestas en directo

Acceso al módulo de profesionalización como asesora de lactancia

Foro de consultas abierto 24 horas/día

Certificado al finalizar el curso

Acceso a la Comunidad EDULACTA durante el curso

Acceso al grupo de exalumnas al finalizar

Posibilidad de ser madrina en otra promoción

Posibilidad de figurar en el directorio de asesoras

Posibilidad de resolver dudas en la Fanpage Asesoras de lactancia/EDULACTA

Dicen de nuestra formación

Este curso es maravilloso, cada vez que activo una de vuestras clases me recorre la emoción frenética de hacer ya un grupo de apoyo y sacar mi proyecto adelante…Cada día estoy más contenta de haberme inscrito. Sois mi jalea real de cada día y de mis ilusiones…Mil gracias Pila Martínez y Ruth Giménez

Yolanda Lorenzo

Este curso es una maravilla. El contenido es muy amplio y abarca todos los aspectos de la lactancia materna. Las profesoras son una gozada, se ve que saben mucho y saben transmitir esa sabiduría de manera sencilla y directa.

Aparte de aprender muchísimo tanto las profesoras como las compañeras están ahí para cualquier duda o problema que pueda surgir y esta cercanía no tiene precio.

Los profesores invitados son lo mejor de lo mejor que hay en sus materias y es todo un lujo contar con ellos y escuchar clases impartidas por ellos mismos.

En resumen, si alguien quiere aprender sobre lactancia materna, el curso de Edulacta es genial, completo y muy formativo. ¡Un bravo para Pilar y Ruth que están haciendo esta maravillosa labor!

Hilargi Linazisoro

Tuve una grata sorpresa al cursar la certificación de Edulacta pues no solo fue lo que esperaba sino mucho mas de lo que esperaba.

Me encontré con dos mujeres actualizadas y comprometidas con el tema de lactancia y varios expositores renombrados los cuales ademas ofrecieron un acceso a dudas o consultas posteriores, lo cual te permite hacer una red de profesionales del tema. Eso es invaluable.

El curso esta tan bien planeado que incluso a 9000km de distancia nunca me sentí desconectada. Siempre a través de los foros y la pagina pude estudiar conforme mis tiempos lo permitían y sacar el mayor provecho posible.

Hice una linda amistad a distancia con las demás integrantes y maestras con las cuales a través del foro compartimos experiencias, dudas y hasta la propia vida y fue muy lindo poder apoyar y sentirme apoyada siempre. Incluso ya terminando el curso, seguimos acortando distancias por todo el mundo.

El material que pude reunir gracias a las presentaciones escritas se ha vuelto mi pequeña enciclopedia de lactancia la cual consulto siempre si tengo dudas o he pasado algo por alto.

Me siento con los conocimientos necesarios para poder acompañar a las madres en sus procesos de lactancia, formar grupos de apoyo o incluso dar alguna charla en algún centro o cualquier otro proyecto referente al tema.

Me doy cuenta cuando veo el entorno que las herramientas aquí reunidas de verdad tienen un sin numero de frutos, personales y a nivel social muy grandes.Los temas están cuidadosamente escogidos y dan hilo para seguir tan lejos como uno quiera indagar, el programa esta estructurado de manera precisa hacia ir generando contenido desde la primera charla.Al mirar a las demás asesoras y sin afán de competencia me siento muy preparada y muy apoyada si es que tuviera dudas con esta red que pilar y ruth han creado y me da mucho orgullo saber que me forme con EDULACTA.Gracias por todo. Espero algún día poder conocernos en persona.Gracias por guiar este hermoso despertar que la maternidad me dió.Las admiro y quiero mucho

PD. Si algún día vienen a México yo las recibo con mucho gusto!!!

Alondra Ramírez

Buuuufff!! He disfrutado muchísimo, he aprendido tantas cosas, y cada día estaba más sorprendida. No se los otros cursos, pero el nuestro es increíble, no os habéis limitado a lo básico, sino que ha sido tan enriquecedor en todos los aspectos, que creo que salimos MUY bien preparadas.

He disfrutado mucho haciendo las entrevistas, porque todo era muy fluido y yo sabia de lo que hablaba y cuando les explicaba cosas a las chicas lo hacia tranquila porque yo había entendido los conceptos y demás… (no se si se me entiende). Total, que estoy encantada.

Sois dos cracks, explicáis genial. Gracias!

Cristina Naranjo

Para mí esta formación ha sido casi más enriquecedora a nivel personal que profesional. Ha sido una experiencia única en cuanto a contenidos, profesoras, mamás…

Ha sido increíble como he conectado con todas vosotras y como he sentido a través de este medio esas ganas de apoyar a otras mamás y promover la LM en tiempos en los que todo parece ir en contra.

Yo diría a quién se plantee si hacer el curso en la siguiente promoción que no dude! La plataforma es fantástica, los contenidos completísimos y las profesoras…. Lo mejorcito del curso.
Seguimos en contacto, por supuesto.
Gracias, gracias y gracias.

Edurne Sánchez

A contrarreloj, pero he podido colgar mi última tarea antes de las 00:00.. justo hoy , la niña no me dejaba ni a sol ni a sombra y cuanto menos caso podía hacerla, mayor ha sido su insistencia!!..Pero ya está, aunque en los últimos momentos dudaba si podría acabar a tiempo, ya está!!!..

Me siento agradecida y muy contenta de haber realizado este curso!!..Continuaré formándome en lactancia, porque la verdad que es un tema que me apasiona.. e intentaré conseguir el ibclc..

Supongo Pilar Martínez Alvarez y Ruth Gimenez Martin que en breve nos iréis informando de más cositas, puesto que siempre habéis dicho que el fin del curso no implica perder el contacto.. Espero ansiosa nuevos proyectos..

Lo dicho..muchísimas gracias por todo lo que nos habéis aportado!!

Silvia Carrasco

Pues esto se acaba, hace un rato vi el último vídeo que me quedaba y ya entregué todas las tareas.

Tenía muchas ganas de hacer este curso y no me ha defraudado para nada, he aprendido muchísimo (y eso que pensaba que sabía mucho sobre lactancia, pero me había quedado corta), he disfrutado con cada clase y me he vuelto loca para poder hacer las tareas con dos bebés en casa, aún así me da pena que el curso acabe.

En definitiva, muchas gracias a todas las profesoras por este magnífico curso y a este grupo que me ha sido de mucha ayuda. Y bueno, ahora me toca a mí acompañar a todas las madres que lo necesiten, espero saber hacerlo bien.

Tatiana Ruiz

¡Por fin he podido entregar la última tarea! Me ha resultado complicadísimo encontrar tantas mamás y papás en mi entorno, pero finalmente he podido realizarlas todas sin problemas (aunque un poco a contrarreloj).Por el sentimiento de vacío que se me queda, creo que voy a pasar por una especie de duelo por acabar el curso…¡así que espero poder presentarme a IBCLC pronto!

Acabo este curso con la sensación de que he aprendido más en 3 meses que a lo largo de toda una vida, y sintiéndome más acompañada y comprendida de lo que me he sentido nunca.

Mil gracias a todas por vuestras enseñanzas, por vuestras dudas, que me han servido para ver detalles que de otra forma se me habrían escapado, y por todas vuestras aportaciones a mis dudas, que de una forma u otra, siempre han quedado resueltas.

Y, por supuesto, mis felicitaciones a las profesoras, a todas ellas, que han demostrado ser auténticas máquinas en este tema.

Gracias por esta maravillosa experiencia.

María Fernández Martín

Haber hecho la formación de asesora de lactancia con vosotras, ha sido revivir la mejor etapa de mi vida. Y ahora puedo compartirlo y seguir disfrutándolo. Gracias. A todas las que estáis pensando matricularos, ánimo, no os arrepentiréis.

Pad Ma

Ya se acerca el final de la formación y no quería que terminara sin antes decir que me ha encantado.

He conseguido los objetivos que me propuse  , entre ellos ampliar mis conocimientos a nivel profesional y personal, quitarme dudas, reforzar los conocimientos que ya tenia, aplicarlos a la vida real…..

Ha sido una formación muy completa, con profesionales muy cualificados, eso se nota, muy cercanos y dispuestos .

Aún queda mucho por aprender, y mucho que hacer y cambiar en nuestra sociedad,  por desgracia en mi trabajo  como sanitaria veo día a día la poca  formación, información, interés y lo poco que se sustenta los argumentos en contra de la lactancia , pero todo lo bueno  al igual que todos los cambios requieren su tiempo.  Me planteo en un futuro ampliar mi formación a IBCL, todo andará.

Muchas gracias, y seguimos en contacto.

Margarita Cristina

Yo soy formadora en farmacia y he aprendido mucho …además de mi cosecha he creado una formación de atención en el mostrador de farmacia ,desde la planificación del embarazo hasta la lactancia y la etapa infantil y me ha ayudado mucho vuestra especialización en lactancia…sois estupendas

Источник: https://www.edulacta.com/formacion-de-asesoras-de-lactancia/

Embarazo saludable
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: